Emilia Clarke dejó de comer cosas ricas para filmar Terminator

Emilia Clarke dejó de comer cosas ricas para filmar Terminator
| Foto: GETTY IMAGES

Para ponerse en la piel de la nueva Sarah Connor, la protagonista de “Terminator: Génesis” tuvo que dejar de comer todo lo que le gustaba. También tuvo que suspender los lácteos, la cafeína, el azúcar y la harina de trigo, para que sus músculos estén bien torneados y definidos. “De todo lo que hay en la mesa, no puedo comer nada. Solo una taza de té, sin leche ni azúcar”, declaró.

Aprendió a empuñar armas, a disparar y a levantar pesas. También hizo kick boxing y lucha cuerpo a cuerpo, donde pegó bastantes patadas al que se le cruzaba. Sin duda el director de la película, Alan Taylor, estuvo muy conforme con el desempeño de su heroína. Las primeras tomas se hicieron en Nueva Orleans los primeros días de abril de 2014.

En la película, es la madre del líder revolucionario John Connor, pero también una guerrera musculosa que empuña armas, ya que tiene la función de salvar al mundo. Las actrices que hicieron anteriormente este papel fueron Linda Hamilton (Terminator 1 y 2) y Lena Headey (Terminator: crónicas de Sarah Connor).

A pesar de tanto sacrificio, la estrella de Game of Thrones dijo sentirse muy bien. En sus ratos libres, esta inglesa de 26 años aprovechaba para leer, y seguir los preceptos de su padre, que siempre dice que hay que confiar en una persona cuyo estante de libros ¡es más grande que su televisor!

En estos momentos de tanto músculo, el cardíaco parece tenerlo bastante abandonado, ya que según declara, no tiene ningún amor a la vista. La actriz rompió su relación con Seth Mac Farlane, el creador de “Family Guy”, y por ahora, dice sentirse muy bien. Sin duda no le faltarán pretendientes, ya que en 2012 estuvo en la lista de las más deseables por los hombres, según una encuesta realizada por el portal on line “Askmen”.

Comparte tu opinión