Si tengo diabetes, ¿qué puedo comer?

Si tengo diabetes, ¿qué puedo comer?
Recuerda llevar a cabo las indicaciones de tu médico y un buen monitoreo de tu glucosa en sangre aunado a una dieta equilibrada con alimentos con bajo índice glucémico y comido a intervalos regulares. | Foto: GETTY IMAGES

Décadas atrás dentro del régimen de alimentación para las personas con diabetes se restringía consumir cualquier alimento “dulce”, entre estos se incluía a la fruta.  

Algunas frutas contienen más cantidad de azúcar que otras, sin embargo si tienes diabetes no significa que no puedas comerlas. 

En la actualidad se sabe que es el total de hidratos de carbono conocidos como “carbohidratos”  de cada comida lo que afecta tu nivel de glucosa en la sangre más que la fuente de donde provengan los carbohidratos, ya sean almidones o azúcar.  Importante considerar que una porción de fruta deberá proporcionar 15 gramos de carbohidratos.

¿Y cuánta fruta puedo comer?

El tamaño de porción de una fruta dependerá del contenido de carbohidratos de cada fruta.

Las frutas que contengan menor cantidad de carbohidratos te permitirá comer una mayor porción, mientras que las que tengan mayor cantidad deberás comer menos para ajustar a  los 15 gramos de carbohidratos recomendados por porción, el efecto es el mismo en los niveles de glucosa en sangre.

He aquí algunos ejemplos de tamaños de porción de  frutas que contienen 15 gramos de carbohidratos:

1 Manzana chica

1/2 Plátano

3/4 de Taza de moras azules o frambuezas

1/2 taza de papaya o melón

¿Y los otros alimentos con carbohidratos?

Es importante que las personas con diabetes tengan un control sobre el consumo de  alimentos que contienen carbohidratos presentes en cada comida para ayudar a controlar los niveles de azúcar en sangre y ayudar a reducir los riesgos de posibles complicaciones relacionados con la diabetes como falla renal, enfermedades  coronarias, entre otras. 

La mejor forma de lograrlo es tener una alimentación equilibrada que incluya gran variedad de alimentos con un aporte adecuado de carbohidratos, vitaminas, minerales, fibra y limitar alimentos altos en grasas saturadas y sodio.

El número de porciones por comida de alimentos que proporcionan carbohidratos dependerá de las recomendaciones de energía para ti. Sin

embargo puedes basarte en consumir en cada tiempo de comida una porción de 15 gramos de carbohidrato por comida para tener un mejor control.

Por lo general  se recomiendan de 4 pequeñas comidas al día con una distribución equitativa en cada tiempo de comida con 20% de las calorías totales provenientes de los carbohidratos.

¿Y qué hay sobre los refrigerios nocturnos?

 Algunas personas incluyen además de las 4 comidas pequeñas del día, un refrigerio nocturno controlado como por ejemplo: una de estas opciones de “snacks” bajos en calorías y que  además contienen proteínas: 

 -Una taza de palomitas y 30 gramos de queso bajo en grasa.

- 5 zanahorias “baby” y ¼  taza de cacahuates naturales.

- 4 galletas graham sin azúcar y 2 cucharadas de queso cottage.

Si requieres insulina u otro medicamento para control de diabetes y sientes que debes consumir algún refrigerio nocturno para ayudar a evitar una hipoglucemia (baja de los niveles de glucosa en sangre) durante la noche, consulta con tu médico para ajustar dosis de medicamento y prevenir la necesidad de un refrigerio adicional nocturno.

La guía de alimentos con índice glucémico

Algunas personas que tienen diabetes usan como guía el índice glucémico (IG) para la selección de sus alimentos. El índice glucémico clasifica los alimentos que tienen carbohidratos de acuerdo a su potencial que tienen para elevar los niveles de glucosa en sangre. 

Los alimentos con un  índice glucémico alto tienden a elevar más los niveles de glucosa en sangre que los que tienen un valor bajo. 

Esta guía puede servirte de orientación para saber qué alimentos preferir e incluir en tu plan personalizado diseñado por una nutricionista o un  educador en diabetes para ayudar a tener un mejor control en tus niveles de glucosa en sangre.

Recuerda llevar a cabo las indicaciones de tu médico  y un buen monitoreo de tu glucosa en sangre aunado a una dieta equilibrada con alimentos con bajo índice glucémico y  un control adecuado de las porciones de los alimentos que contienen carbohidratos en cada tiempo de comida distribuida en 4 o 5 comidas al día, ya que te ayudarán a tener un mejor control de tu glucosa en sangre. 

Comparte tu opinión