SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Info

Holadoctor usa cookies para analizar el tráfico de este sitio. La información sobre el uso que le da a nuestro sitio es compartida con Holadoctor y algunos terceros para ese propósito. Al aceptar, está usted de acuerdo con nuestra política de cookies. Vea los detalles aquí.

ACEPTAR
Cerrar

Mucopolisacaridosis tipo I

Definición

La mucopolisacaridosis tipo I (MPS I) es una rara enfermedad en la cual el cuerpo carece o no tiene suficiente cantidad de una enzima necesaria para descomponer cadenas largas de moléculas de azúcar. Estas cadenas son llamadas glucosaminoglucanos (anteriormente denominados mucopolisacáridos). Como resultado, las moléculas se acumulan en diferentes partes del cuerpo y causan diversos problemas de salud.

Esta afección pertenece a un grupo de enfermedades llamado mucopolisacaridosis (MPS). MPS I es el tipo más común

Existen varios tipo de MPS, incluyendo:

  • MPS II (síndrome de Hunter)
  • MPS III (síndrome de Sanfilippo)
  • MPS IV (síndrome de Morquio)

Nombres alternativos

Deficiencia de alfa-L-iduronidasa; Mucopolisacaridosis tipo I; MPS 1 grave; MPS I atenuada; MPS H; MPS S; Síndrome de Hurler; Síndrome de Scheie, Síndrome de Hurler-Scheie; MPS 1 H/S; Enfermedad de almacenamiento lisosómico- mucopolisacaridoris tipo I

Causas

La MPS I es hereditaria, lo cual significa que sus padres tienen que transmitirle la enfermedad a usted. Si ambos padres portan una copia inactiva del gen relacionado con esta afección, cada uno de sus hijos tiene un 25% (1 en 4) de probabilidades de desarrollar la enfermedad.

Las personas con MPS I no producen una enzima llamada alfa-L-iduronidasa lisosómica. Esta enzima ayuda a descomponer las cadenas largas de moléculas de azúcar llamadas glucosaminoglucanos. Estas moléculas se encuentran en todo el cuerpo, a menudo en las secreciones mucosas y en el líquido que rodea las articulaciones.

Sin la enzima, los glucosaminoglucanos se acumulan y causan daño a órganos, incluso al corazón. Los síntomas pueden ir de leves a graves. La forma leve se denomina MPS I atenuada y la forma severa se denomina MPS I grave.

Síntomas

Los síntomas de MPS I casi siempre aparecen de los 3 a los 8 años de edad. Los niños con MPS I grave presentan síntomas antes que aquellos con la forma menos grave.

Algunos de los síntomas incluyen:

  • Huesos anormales en la columna
  • Mano en garra
  • Córneas opacas
  • Sordera
  • Crecimiento interrumpido
  • Problemas de válvula cardíaca
  • Enfermedad articular, incluso rigidez
  • Discapacidad intelectual que empeora con el tiempo en la MPS I grave
  • Rasgos faciales gruesos y toscos con puente nasal bajo

Pruebas y exámenes

En algunos estados, a los bebés se les examina en busca de MPS I como parte de las pruebas de detección para recién nacidos.

Otros exámenes que se pueden hacer dependiendo de los síntomas, incluyen:

  • ECG
  • Pruebas genéticas para buscar cambios en el gen de la alfa-L-iduronidasa (IDUA)
  • Exámenes de orina en busca de mucopolisacáridos adicionales
  • Radiografía de la columna

Tratamiento

La terapia de reemplazo enzimático se puede recomendar. El medicamento llamado laronidasa (Aldurazyme), se administra a través de una vena (IV, vía intravenosa). Reemplaza la carencia de la enzima. Hable con el proveedor de su hijo para mayor información.

Se ha utilizado un trasplante de médula ósea. El tratamiento ha tenido resultados mixtos.

Otros tratamientos dependen de los órganos que están afectados.

Grupos de apoyo

Estos recursos pueden proporcionar más información acerca de la MPS I:

  • National MPS Society -- www.mpssociety.org
  • National Organization for Rare Disorders -- rarediseases.org/rare-diseases/mucopolysaccharidosis-type-i
  • NIH Genetic and Rare Disorders Information Center -- rarediseases.info.nih.gov/diseases/10335/mucopolysaccharidosis-type-i

Expectativas (pronóstico)

Los niños con MPS I grave por lo general no tienen un buen pronóstico. Sus problemas de salud empeoran con el tiempo, resultando en la muerte a la edad de 10 años.

Los niños con MPS I atenuada (más leve) tienen menos problemas de salud, muchos con vidas bastante normales que llegan a la adultez.

Cuándo contactar a un profesional médico

Llame a su proveedor si:

  • Tiene antecedentes familiares de MPS I y está considerando la posibilidad de tener hijos
  • Su hijo empieza a mostrar síntomas de MPS I

Prevención

Los expertos recomiendan la asesoría genética y la realización de exámenes para parejas con antecedentes familiares de MPS I que estén contemplando la posibilidad de tener hijos. Hay disponibilidad de pruebas prenatales.

Referencias

Pyeritz RE. Inherited diseases of connective tissue. In: Goldman L, Schafer AI, eds. Goldman-Cecil Medicine. 25th ed. Philadelphia, PA: Elsevier Saunders; 2015:chap 260.

Spranger JW. Mucopolysaccharidoses. In: Kliegman RM, Stanton BF, St. Geme JW, Schor NF, eds. Nelson Textbook of Pediatrics. 20th ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2016:chap 88.

Wraith JE. Mucopolysaccharidoses. In: Rimoin D, Korf B, eds. Emery and Rimoin's Principles and Practice of Medical Genetics. 6th ed. Philadelphia, PA: Elsevier; 2013:chap 102.

MÁS PARA LEER

 

Publicidad