Parto vaginal

Cuando el cuello uterino se dilata hasta 10 centímetros, empieza la fase de pujo y expulsión del trabajo de parto.

Durante esta fase, el bebé inicia su viaje a través del canal del parto. A medida que la cabeza del bebé rota, puede deformarse mientras avanza lentamente por este canal angosto. Los huesos del cráneo del bebé poseen aberturas llamadas fontanelas, que permiten que su cabeza se alargue y amolde al canal del parto.

A medida que la cabeza del bebé es expulsada, ésta girará naturalmente hacia un lado. Se sujetan la cabeza y los hombros del bebé, y el resto de su cuerpo generalmente sale bastante rápido.

A menudo, cuando los padres ven al recién nacido, se dan cuenta de que tanto el dolor como la espera valieron la pena.

¡Bienvenido al mundo, pequeñín!

Comparte tu opinión