Los mil y un usos del Bótox

Una sustancia aprobada en nada menos que 88 países para 27 diferentes usos relacionados con la salud. Conoce sus beneficios. El Bótox, nombre comercial con el que se conoce a la toxina botulínica tiene fines terapéuticos y estéticos. Conoce los mil y un usos de la toxina botulínica.

Remedios naturales para las arrugas
¿Qué es la toxina botulínica?

¿Qué es la toxina botulínica?

Se trata de una toxina proteica producida por una bacteria , la Clostridium Botulinium, la cual produce diferentes tipos de toxinas. Sin embargo, sólo el tipo A se utiliza con fines terapéuticos desde hace más de 20 años y no sólo como tratamiento de belleza.

¿Es riesgosa?

¿Es riesgosa?

La toxina botulínica, al igual que otras sustancias derivadas de toxina como la penicilina, no presentan un peligro para el ser humano y después de un cuidadoso proceso de elaboración y purificación para su uso medicinal, posee la aprobación de la Administración de Medicamentos y Alimentos (FDA) en Estados Unidos.

Antiage

Antiage

Nació como tratamiento anti-arrugas y es uno de los tratamientos más populares entre las mujeres ya que ofrece un resultado visible a corto plazo, es de fácil y rápida aplicación, no doloroso, económico y no trae efectos adversos o daños colaterales.

¿Cómo actúa el bótox?

¿Cómo actúa el bótox?

Nuestro cerebro envía la orden a la cara de mover los músculos para gesticular y expresar una emoción y libera un neurotransmisor llamado acetilcolina que oficia de mensajero para que los éstos se contraigan. Con la toxina botulínica esos músculos se paralizan y no se contraen.

El factor sorpresa

El factor sorpresa

Con el tiempo, muchas pacientes que se sometían a este tratamiento de belleza comenzaron a notar que con las arrugas las jaquecas también desaparecían, explica el jefe científico de la empresa Bótox Dr.Mitchell F. Brin. "Lo interesante de lo que sucedió con el Bótox es que al aplicarlo en un área nos da las chances de averiguar cómo afecta a las otras zonas", dijo.

Para la incontinencia

Para la incontinencia

Una investigación de la Universidad de Duke en Durham, Carolina del Norte, demostró que inyectar Bótox en la vejiga funcionó igual de bien que pastillas diarias de solifenacina en pacientes con incontinencia debida a lesiones neurológicas conocidas, como el trauma de la médula espinal, señaló el Dr. Anthony Visco, líder del estudio.

Para el corazón

Para el corazón

Otros de los descubrimientos indican que la toxina botulínica (botox) también puede ser aplicada en las almohadillas de grasa que rodean el corazón, para paralizar las funciones nerviosas que desencadenan el ritmo defectuoso o fibrilación auricular en pacientes con cirugía de bypass, según concluye un estudio de la Universidad de Columbia, Nueva York.

 Para las migrañas

Para las migrañas

La Administración de Medicamentos y Alimentos (FDA) también aprobó en 2013 el uso de inyecciones de Bótox para la prevención de migrañas en adultos que experimentan 15 o más dolores de cabeza al mes, durante 3 meses o más.

Para la obesidad

Para la obesidad

Esta vez en Noruega, los científicos han desarrollado una nueva técnica para pacientes con alto grado de obesidad, a través de la cual insertan toxina botulímica en el estómago para aumentar la sensación de saciedad y frenar el deseo de comer. Los expertos de la Universidad de Trondheim han logrado reducir el peso de sus pacientes hasta en un tercio en sólo 5 semanas.

Para el asma

Para el asma

Un grupo de investigadores australianos asegura que una inyección de toxina botulínica sobre los músculos de las cuerdas vocales puede devolverles la capacidad de respirar a los asmáticos y aliviar temporalmente sus síntomas, al paralizar parcialmente los músculos durante unos tres meses.

Para el dolor crónico

Para el dolor crónico

Científicos de Universidad de Sheffield, Reino Unido, crearon una molécula a partir de la bacteria de la toxina botulínica que aliviaría la hipersensibilidad al dolor durante varios meses, se podría inyectar en cualquier parte del cuerpo y no produciría efectos secundarios.

Para el vaginismo

Para el vaginismo

Se trata de la incapacidad de las mujeres de realizar el acto sexual por la contracción o espasmo involuntario de los músculos de la vagina. Actualmente está investigando si una inyección intravaginal de Bótox, en pequeñas dosis, podría interrumpir los impulsos nerviosos y la parálisis muscular que provoca el espasmo vaginal.

Otros usos

Otros usos

Según la Biblioteca Nacional de Medicina, otros problemas de salud que pueden tratarse con esta toxina son: sudoración severa de las axilas, distonía cervical: un trastorno neurológico que causa contracciones musculares severas en el cuello y los hombros, blefarospasmo: parpadeo incontrolable y estrabismo: ojos desviados.

No es unánime

No es unánime

Los médicos pueden experimentar con estos productos que están aprobados en formas no aprobadas, a medida que lo consideran apropiado. Sin embargo, muchos médicos dentro de la comunidad científica han criticado estas prácticas por considerarlas peligrosas.

 Advertencia

Advertencia

En el 2009, la FDA anunció que había recibido una serie de reportes de hospitalización y muertes en niños con parálisis cerebral que fueron tratados con toxina botulínica, un uso para el cual no fue aprobado, según reporta el periódico New York Times. La agencia gubernamental exige a los fabricantes una advertencia de que puede traer problemas en otras áreas.

Efectos secundarios

Efectos secundarios

Si bien no hay efectos adversos importantes la zona puede quedar levemente inflamada después de la aplicación de Bótox, la persona puede experimentar algún que otro dolor de cabeza y hasta náuseas.

Comparte tu opinión