10 alimentos para cuando estamos enfermos

Crédito:iStock

Cuando estamos enfermos o por caer en cama, el cuerpo necesita más calorías para funcionar porque está luchando contra una posible infección. Es necesario alimentarse bien aunque no tengamos apetito. Hay ciertos alimentos que, consumidos adecuadamente, pueden ayudar a mantener las fuerzas necesarias. La miel, el jengibre, las piñas pueden ser tus mejores aliados. Descubre por qué.

10 peores alimentos del 2016
1. Miel
Crédito:Shutterstock

1. Miel

Si se padece malestar en la garganta, la miel será de gran ayuda. Un estudio probó que ingerir dos cucharaditas puede mantener a raya la tos en pacientes con infecciones del tracto respiratorio. Pese a que dicho informe analiza los efectos en niños no hay razón para no creer que también podría ayudar a los adultos.

2. Bananas

El alto contenido de magnesio que contienen las bananas puede reducir y hasta combatir el dolor de una jaqueca común al relajar los vasos sanguíneos, según investigaciones. En ciertos casos también ha ayudado con las migrañas.

Alimentos contra la gripe y resfriado

3. Piñas

Si las fosas nasales están invadidas de mucosidad, las piñas podrían hacerte un gran favor. Según un estudio, este fruto contiene bromelina, una enzima digestiva que puede reducir los síntomas asociados con la sinusitis y el resfriado. Además, puede ayudar con problemas digestivos.

4. Arroz jazmín
Crédito:Shutterstock

4. Arroz jazmín

Si tu problema es que llevas días con estreñimiento y tienes dolores e inflamación en la barriga, debes saber que el arroz jazmín o de Tailandia, especialmente el marrón o integral, contiene una buena cantidad de fibra insoluble que puede beneficiarte. Combinado con beber mucha agua actúa rápidamente a través del tracto gastrointestinal.

Alimentos contra la artritis

5. Pollo

Si cada que tienes resfriado consumes caldo de pollo a recomendación de la abuela, estás tomando una decisión inteligente. El pollo contiene un compuesto llamado carnosina, el cual tiene potencial para luchar contra el resfriado y la gripe.

6. Té de jengibre
Crédito:Shutterstock

6. Té de jengibre

Los efectos medicinales son conocidos desde hace mucho tiempo. Beber té de jengibre puede aliviar los dolores musculares asociados a la gripe, y ayuda a eliminar la náusea y los mareos. Un estudio del 2012 también probó que alivia los dolores menstruales. Para un efecto completo, prepara el té hirviendo a fuego lento con jengibre fresco. Si te resulta muy fuerte, sólo agrega unas rodajas a una taza de agua hirviendo.

Alimentos que alejan el cáncer

7. Lentejas

Otro de los síntomas que acompaña al paciente enfermo es el cansancio. Para ello, las lentejas, gracias a su alto contenido de hierro, pueden aportar buena dosis de energía. Además estimulan el sistema inmunológico para proteger al cuerpo de organismos invasores.

8. Chiles

Si congestión nasal tienes, comer chile debes, dice la sabiduría popular. Se ha encontrado que tanto el chile como el wasabi ayudan a liberar las fosas nasales de mucosidad gracias a que contiene un compuesto llamado capsaicina, que irrita las membranas mucosas y las vías lagrimales facilitando la expulsión.

Alimentos transgénicos, sí o no
9. Kéfir
Crédito:Shutterstock

9. Kéfir

Quizá a nadie le guste hablar de diarrea, pero es uno de los síntomas más recurrentes cuando se está enfermo del estómago. Si se presenta, el consumo del kéfir, una bebida de leche fermentada, ayudaría en el tratamiento, ya que contiene probióticos que pueden eliminar las bacterias dañinas del tracto intestinal.

10. Agua de coco
Crédito:Shutterstock

10. Agua de coco

A causa de la diarrea, sobre todo cuando lleva varias días, el cuerpo se deshidrata y pierde minerales necesarios. El agua de coco puede ayudar a reponer estos nutrientes y líquidos. En cualquiera de los casos, si tus síntomas persisten o agravan, debes consultar con el médico siempre.

Alimentos que no debes comer en invierno
Fuentes consultadas:
Crédito:Shutterstock

Fuentes consultadas:

Revista Pediatrics; Sistema de Salud de la Universidad de Michigan; American Journal of Clinical Nutrition; The American Journal of Therapeutics; Clínica de Cleveland, Livestrong.com, y Biblioteca Nacional de Medicina.

Comparte tu opinión