10 cosas que debes saber sobre las nuevas guías dietarias

Año nuevo, alimentación nueva
Foto: SHUTTERSTOCK

Año nuevo, alimentación nueva

El gobierno anunció las Nuevas Guías Dietarias para los americanos 2015-2020. Su objetivo es lograr que cada vez más gente tenga una alimentación sana para mantenerse en su peso pero sobre todo para, de esta manera, prevenir enfermedades crónicas como la diabetes tipo 2, la hipertensión y la enfermedad del corazón. Éstos son los puntos más importantes.

Recomendaciones dietarias 2015-2020

1. Comer para no enfermarse

Adoptar de por vida una alimentación saludable ayuda a prevenir enfermedades crónicas como obesidad, enfermedad cardíaca, hipertensión y diabetes tipo 2.

2. Comer sano aleja al doctor
Foto: THINKSTOCK

2. Comer sano aleja al doctor

Alimentarse en forma saludable es la herramienta más poderosa que tenemos para reducir la aparición de una enfermedad. Las recomendaciones dietarias pueden ayudar a que tomemos mejores decisiones para nosotros y para nuestra familia.

¿Aún no tienes seguro médico?

3. Un modelo de alimentación para cada uno

El camino para mejorar nuestra salud a través de la nutrición se logra siguiendo un modelo de alimentación saludable que se adapte a cada persona. Este modelo tiene que ser la combinación de alimentos y bebidas que consumas con frecuencia. Tiene que adaptarse a los gustos y preferencias culturales y también al presupuesto de cada uno.

20 recetas mexicanas para bajar de peso
4. Si es variado, es bueno
Foto: THINKSTOCK

4. Si es variado, es bueno

Un modelo de alimentación saludable tiene que incluir: una variedad de vegetales (verde oscuro, rojo y naranja, legumbres y otros vegetales); frutas, especialmente fruta entera, granos (al menos que la mitad sean de grano entero); lácteos libres de grasa o reducidos en grasa, que incluyan leche, yogur, queso y/o bebidas de soja fortificadas. También: variedad de proteínas, incluyendo pescado, carnes magras, cerdo, huevos, nueces y semillas. Ac

10 vegetales que desintoxican el cuerpo

5. Reducir al 10% el azúcar agregado

Es importante limitar el consumo de azúcar agregado. Menos del 10% de las calorías diarias deberían provenir de azúcar agregado. Esto no incluye el azúcar que proviene en forma natural de alimentos como la leche o la fruta. Una buena opción es reemplazar las gaseosas regulares por gaseosas dietéticas.

Tomar gaseosa no es sinónimo de salud
6. Reducir el consumo de grasas trans al 10%
Foto: THINKSTOCK

6. Reducir el consumo de grasas trans al 10%

La alimentación saludable debe limitar el consumo de grasas trans y grasas saturadas. Menos del 10% de las calorías diarias deberían venir de este tipo de grasas. Algunos ejemplos de alimentos altos en grasas saturadas: manteca, leche entera, carne que no está etiquetada como magra, y aceites tropicales, como el de coco. Las grasas saturadas pueden ser reemplazadas por grasas no saturadas, como el aceite de oliva o canola.

7. Consumir mucho menos sodio

La alimentación saludable debe limitar el sodio. Los adultos y los niños mayores de 14 años deben limitar a menos de 2,300 mg por día. Los niños menores de 14 años deben consumir menos aún. Leer las etiquetas de la pizza, pasta, salsas y sopas ayudará a saber con exactitud la cantidad de sodio.

8. Pequeños cambios, grandes resultados

La mayoría de los americanos pueden beneficiarse con pequeños cambios cada día para mejorar su salud a lo largo del tiempo. Si cada semana, cada uno hace pequeños cambios, o incluso si en una comida uno elige una opción más saludable, ya se notará la diferencia.

9. No olvidar hacer ejercicio.
Foto: THINKSTOCK

9. No olvidar hacer ejercicio.

El ejercicio regular es una de las más importantes cosas que se pueden hacer para mejorar la salud. Según el departamento de Salud y Servicios Humanos, los adultos necesitan al menos 150 minutos de ejercicio física moderado cada semana y deberían además practicar uno o dos días una rutina para fortalecimiento muscular, cada semana. Los niños de 6 a 17 años necesitan al menos 60 minutos de actividad física cada día.

Ejercicios para hacer en casa

10. Todos somos responsables del cambio

Todos tenemos un rol importante en encarar esta nueva forma de mantener elecciones más saludables. En la escuela, en la casa, en el trabajo, en la comunidad y en los lugares de comida.

Los hispanos y la obesidad
Comparte tu opinión