Este contenido ha sido archivado y puede no estar actualizado

10 trucos para no abandonar la dieta

Un contrato para bajar de peso

Recién comenzó el 2014, pero muchos empiezan a darse cuenta de que sus resoluciones de Año Nuevo... quedarán para más adelante. Sin embargo, hay varias herramientas y tips para no bajar los brazos, como los de la empresa stickK, creada por Dean Karlan, profesor de Economía de la Universidad de Yale, que inauguró una “tienda de compromisos” en línea.

Un contrato para bajar de peso
Crédito:Thinkstock

Si no bajas de peso, ¡donas dinero!

El emprendimiento consiste en “firmar contratos” que obligan a alcanzar las metas personales, como bajar de peso, y hasta “apostar” dinero. Cada semana, si no se ha alcanzado el objetivo, la apuesta se “dona” a quien el participante haya designado. Pero si se cumplió el contrato, se recupera el dinero. Si quieres más tips para no perder la motivación y poder seguir el régimen, ¡10 ideas para no abandonar la dieta!

Si no bajas de peso, ¡donas dinero!
Crédito:Thinkstock

1. Usa ropa que afine tu figura

Stella McCartney creó una colección de ropa “que adelgaza”, que incluye a su famoso "vestido milagroso." Tiene un efecto visual de bandas negras laterales que afina y modela la figura. Muchas celebrities como Kate Winslet lo usan, y como ella, puedes buscar ropa que te favorezca, ya que te hace ver mejor y te anima para seguir con la dieta.

La dieta de Penélope Cruz
1. Usa ropa que afine tu figura
Crédito:Stella Mc Cartney

2. Agenda una visita con tu estilista

Cuatro de cada cinco mujeres en EE.UU. están insatisfechas con su imagen. Por eso, para sentir que vale la pena seguir con tu dieta, Intenta elevar tu autoestima: ir al salón de belleza puede ser el comienzo, con un corte de pelo que te renueve o un cambio de color. Si la imagen que te devuelve el espejo a diario no te gusta ¡desafíalo!

2. Agenda una visita con tu estilista
Crédito:thinkstock

3. Aumenta tu dosis de actividad física

Hacer ejercicio mejora el estado de ánimo ya que el organismo libera endorfinas, que son conocidas como las hormonas de la felicidad. Luego de entrenar, se experimenta una sensación de bienestar y placer y mientras tanto, se queman calorías.

Reaviva tu rutina de ejercicios
3. Aumenta tu dosis de actividad física
Crédito:Thinkstock

¿Tengo que moverme todo el tiempo?

No es necesario tener la actividad frenética de un hámster que corre en su rueda todo el día. Nadar, bailar, dar paseos en bicicleta o caminar en forma enérgica también cuenta, y más si lo haces 30 minutos a diario.

¿Tengo que moverme todo el tiempo?
Crédito:Thinkstock

4. Evita la "tentación" en el supermercado

Prepara una lista antes de ir, para no tentarte con aquello que no puedes o no debes comer. Lee bien las etiquetas y no te tientes con las ofertas llevando aquello que no está entre tus alimentos permitidos.

4. Evita la "tentación" en el supermercado
Crédito:Thinkstock

No a las pequeñas tentaciones

Trata de ser estricta con tu lista de comidas permitidas. Si de a poco vas variando tu dieta dándote permisos que no debes, finalmente tu rutina quedará en la nada y con ella, también tu plan de adelgazamiento.

No a las pequeñas tentaciones
Crédito:Thinkstock

5. Chequea tus objetivos

No sirve plantearse bajar 10 libras en dos días: es imposible. Aunque hayas logrado perder algo de peso, la meta aún quedará lejos. Los médicos consideran que lo saludable es bajar 2 libras por semana (1 kg) y advierten que las dietas con expectativas irreales siempre fracasan.

5. Chequea tus objetivos
Crédito:Thikstock

¿Esa dieta es para tí?

Hay dietas de moda que con el tiempo resultan difíciles de mantener. Si odias los vegetales, no quieres memorizar largas listas de alimentos permitidos, o necesitas comer varias veces al día, en el momento más inesperado puedes cometer “pecados” y todo fracasará.

¿Cómo obtener una dieta personalizada?
¿Esa dieta es para tí?
Crédito:Thinkstock

8. Modelo a la vista: ¡tú!

Busca una foto donde tengas el peso deseado y pégala en la puerta de la heladera. O elige imágenes de alguna celebridad a la que quieras parecerte y déjalas a la vista en alguna parte de la cocina. Cuando te tientes con un alimento prohibido, te mirará como diciéndo: “si lo comes, no te vas a parecer a mí.”

8. Modelo a la vista: ¡tú!
Crédito:Thinkstock

El amor es un buen estímulo

La foto de tu pareja o de alguien que te atrae es un gran motivo para seguir con tu dieta. Susan Carnell, PhD especialista en psicología, explica que el enamoramiento genera que el cerebro libere gran cantidad de químicos. Uno de ellos, la dopamina, es como un “deseo químico” que cumple un importante rol en la motivación.

El amor es un buen estímulo
Crédito:Thinkstock

7. Reduce la ingesta de sal

Cuando sientas que estás a punto de sucumbir, intenta reducir drásticamente la ingesta de sal, que te ayudará a evitar la retención de líquidos. Te notarás deshinchada y algo más delgada, aunque sólo sea por tener menos agua en el organismo. Te hará ver mejor y recuperar el incentivo para seguir.

La sal pone en peligro la vida de los niños
7. Reduce la ingesta de sal
Crédito:Thinkstock

8. Haz una lista de objetivos

Ten siempre a mano una lista que enumere por qué y para qué quieres llegar al peso ideal. Ya sea para ir a una fiesta importante, estar a punto cuando llegue el verano, reconquistar a tu pareja o poder usar la ropa que te gusta. Son una manera efectiva de recuperar la motivación.

8. Haz una lista de objetivos
Crédito:Thinkstock

Haz otra lista: ¿qué pasa si no bajo?

Enumera las desventajas de abandonar la dieta: estar siempre con ropa negra y holgada, tener una vida sexual con inhibiciones, sentir más fatiga a causa del sobrepeso, arriesgar innecesariamente la salud, tener complejos. Según las estadísticas, casi la mitad de las mujeres de EE.UU. están haciendo dieta ¡y es lo mejor para su salud y autoestima!

Haz otra lista: ¿qué pasa si no bajo?
Crédito:Thinkstock

9. No te peses todos los días

Los expertos aconsejan no pesarse todos los días ya que sólo da frustraciones. Por otra parte, la información de la balanza puede no ser correcta ya que el organismo es muy variable y tiene oscilaciones que pueden confundir. Lo ideal es hacerlo una vez por semana, siempre a la misma hora, en la misma balanza y con el mismo tipo de ropa.

9. No te peses todos los días
Crédito:Thinkstock

10. ¡Pide ayuda!

Si tus amigos o familiares insisten en que comas lo que no debes, explícales que estás a dieta porque quieres sentirte mejor. Los grupos de apoyo son una buena opción, ya que entre todos se estimulan y se contienen para no fracasar en el intento de recuperar la silueta. .

¿Qué dieta siguen los famosos?
10. ¡Pide ayuda!
Crédito:Thinkstock
Comparte tu opinión