SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Nuevo fármaco podría combatir la TB resistente a los medicamentos

Por Maureen Salamon, Reportero de Healthday -
Nuevo fármaco podría combatir la TB resistente a los medicamentos

Pero se necesita más investigación, dado que el medicamento podría causar efectos secundarios relacionados con el corazón

MIÉRCOLES, 6 de junio (HealthDay News) -- Más de cuatro décadas después de la última introducción de tratamientos nuevos para la tuberculosis, un nuevo fármaco para las cepas resistentes a medicamentos múltiples para la amenaza global ha mostrado promesa en un ensayo multinacional.

Científicos de nueve países evaluaron a delamanid, que inhibe la producción del ácido micólico, un componente clave de la bacteria de la tuberculosis (TB). En un ensayo de fase 2 con 481 pacientes, el fármaco eliminó la TB de cultivos de esputo de casi la mitad de los pacientes en un plazo de dos meses, señaló el estudio.

"Creo que es muy importante que en delamanid tenemos el potencial de un nuevo fármaco en la primera clase de medicamentos nuevos en 40 años", señaló el coautor del estudio Lawrence Geiter, vicepresidente de desarrollo clínico global de Otsuka Pharmaceutical Co., el desarrollador de delamanid, con sede en Tokio. "Aumentará las opciones de tratamiento".

El estudio aparece en la edición del 7 de junio de la revista New England Journal of Medicine.

La TB se considera como una de las enfermedades infecciosas más letales del mundo, y esta enfermedad o sus complicaciones acaban con la vida de unos 1.5 millones de personas en todo el planeta cada año. La Organización Mundial de la Salud (OMS) calcula que casi 5 por ciento de los casos de TB en todo el mundo son resistentes a medicamentos múltiples, y anualmente ocurren 440,000 casos. Si los fármacos de primera línea como rifampin y isoniazid fracasan, se deben tomar los de segunda línea durante hasta dos años, y la cura dista mucho de estar garantizada.

Aunque las tasas de TB se redujeron a un bajo histórico en Estados Unidos en 2011, los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE. UU. hallaron que las tasas de infección eran siete veces más altas entre los hispanos, ocho veces más altas entre los negros, y 25 veces más altas entre los asiáticos que entre los blancos.

"En cualquier momento que se pueda añadir un nuevo medicamento contra la TB con un mecanismo novedoso que mate a la bacteria, se trata de un avance importante", señalo el Dr. Eric Nuermberger, profesor asociado de medicina del Centro de Investigación sobre la Tuberculosis de la Facultad de Medicina de la Universidad de Johns Hopkins, en Baltimore. "La TB resistente a los medicamentos se está convirtiendo en una inmensa crisis global, y este estudio prueba que este fármaco... tiene el potencial de mejorar los regímenes actuales. Podemos sentarnos a especular sobre el margen de mejora, pero esto prueba que de cualquier forma es activo".

Los participantes del estudio, que tenían de 18 a 64 años, se asignaron al azar a uno de tres grupos iguales, que incluían tres grupos a los que se administraron distintas dosis diarias de delamanid y un tercer grupo que recibió un placebo. Los tres grupos también tomaron un régimen farmacológico de respaldo desarrollado según directrices de la OMS.

Tras ocho semanas de tratamiento, alrededor del 45 por ciento de los pacientes que recibían 100 miligramos (mg) de delamanid dos veces al día estaban libres de bacterias de la TB en cultivos de esputo, así como casi el 42 por ciento de los que recibían 200 mg de delamanid dos veces al día. Esa tasa fue de apenas alrededor de 30 por ciento entre los que estaban en el grupo de placebo.

Un efecto secundario potencialmente preocupante del tratamiento con delamanid fue un cambio en la actividad electica del corazón conocido como prolongación del QT, que apareció en los electrocardiogramas pero que no produjo síntomas cardiacos como mareos o arritmias. Geiter dijo que estudios de fase 3 del medicamento seguirán monitorizando el efecto. Otsuka ha solicitado la aprobación del fármaco en la Unión Europea, pero no aún en EE. UU., añadió.

Nuermberger anotó que varios nuevos fármacos contra la TB en desarrollo tienen el potencial de afectar el corazón, "así que la preocupación real es sobre los efectos aditivos" si esos fármacos se usan en combinación.

"Son cosas que habrá que resolver", dijo Nuermberger. "Son los tipos de problemas que tienden a no aparecer en un estudio de fase 2... incluso cuando hay efectos en un ECG, como se describe aquí, las muertes y las arritmias son relativamente infrecuentes. Pero cuando se aplica de forma global, puede hacerse importante".

"Aunque se trata de un avance crítico, todavía queda una cantidad inmensa de trabajo por hacer para combinar [el delamanid] con los agentes existentes... y cambiar la marea", añadió Nuermberger, quien fue coautor de un comentario sobre los tratamientos para la TB resistente a medicamentos múltiples en la misma edición de la revista.

Más información

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE. UU. tienen más información sobre la TB resistente a medicamentos múltiples.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2011, HealthDay

logo

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Guia de medicamentos a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad