SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

La respuesta rápida es crucial en brotes de enfermedades transmitidas por alimentos

Por Amanda Gardner, Reportero de Healthday -
La respuesta rápida es crucial en brotes de enfermedades transmitidas por alimentos

Los científicos aseguran que la acción rápida puede contener el problema y limitar la cantidad de infecciones

MIÉRCOLES, 23 de febrero (HealthDay News/HolaDoctor) -- Cerca de tres años después de que un brote de salmonelosis en todo el país enfermara a 1,500 personas y cobrara la vida de dos personas, los epidemiólogos estadounidenses determinaron que la velocidad resulta fundamental para identificar las fuentes de contaminación alimentaria y prevenir más infecciones.

Sin embargo, la velocidad exige recursos que cuestan dinero y, como señala un editorial de la edición en línea del 23 de febrero de la New England Journal of Medicine, no se vislumbra recibir fondos.

Aunque la recientemente promulgada Ley de Modernización de la Seguridad Alimentaria podría ayudar a la Administración de Drogas y Alimentos (FDA) de EE. UU.a responder mejor a los brotes de enfermedad transmitida por alimentos, la realidad es que el Congreso aún necesita autorizar los fondos, según señaló el editorial.

Durante el brote de 2008, el episodio más grande de enfermedades causadas por alimentos en los EE. UU. de los diez años anteriores, los investigadores pensaron inicialmente que la causa de la contaminación eran los tomates. Pero los culpables reales fueron los jalapeños y chiles serranos importados de México.

La información no se obtuvo hasta que cerca de 1,600 personas habían enfermado y más de trescientas habían sido hospitalizadas, además de las dos que murieron.

Identificar a las personas enfermas antes le hubiera dado a los funcionarios sanitarios una ventaja enorme para llegar a la fuente del problema, según la Dra. Casey Barton Behravesh, epidemióloga de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE. UU.

"Uno de los retos es el retraso entre el momento en que alguien enferma y cuando se entrevista a esa persona para preguntarle por las cosas que comió durante la semana anterior a la enfermedad", dijo. "Cerca de la mitad de las veces, puede tomar una media de hasta 21 días para entrevistar a los enfermos. Este retraso puede dificultar no solo recordar qué comieron sino detectar a los pacientes mismos".

Además, apuntó, "investigar los grupos locales de enfermos, los grupos que comieron en un restaurante de un estado, puede ser más fácil mirando los menús o las recetas para ayudarnos a identificar de manera eficiente las comidas e incluso ingredientes específicos".

El estudio anotó que se atribuyó el origen de varios de los grupos de salmonelosis de 2008 a restaurantes de comida mexicana, uno a un vendedor ambulante de este tipo de comida y uno a un evento privado.

Behravesh aseguró que una colaboración de agencias y laboratorios establecieron los sitios centinela OutbreakNet (OutbreakNet Sentinel Sites, OSS,) y uno de los componentes claves fue uno que hubiera ahorrado tiempo en el brote [de 2008]. Se trata de la capacidad de identificar y entrevistar a la gente lo más rápido posible y ayudarles a recordar".

Sin embargo, los consumidores pueden, y deben, protegerse, advirtió el Dr. Mark E. Rupp, profesor de medicina interna y experto en enfermedades infecciosas del Centro Médico de la Universidad de Nebraska en Omaha.

"Esto recalca por qué la gente necesita practicar la seguridad alimentaria en casa, porque las frutas y las verduras del supermercado podrían estar contaminadas, así que necesitan lavarlas y tener cuidado al preparar los alimentos", dijo.

La gente cuyo sistema inmunitario está debilitado, por ejemplo los pacientes de cáncer y los pacientes de SIDA, necesita tener cuidado especial en cuanto a la seguridad alimentaria porque está en mayor riesgo de complicaciones por infecciones transmitidas por alimentos, agregó Rupp.

Además, quizá los estadounidenses deseen replantearse su uso o abuso de medicamentos supresores del ácido estomacal, como los inhibidores de la bomba de protones, dijo.

"[Tomar uno de esos medicamentos] se ha convertido casi en moda, [pero] reduce la acidez gástrica, cosa que los humanos llegaron a desarrollar por motivos bien fundados", apuntó Rupp. "Uno es servir como barrera a este tipo de patógenos".

La Salmonella es un tipo de bacterias que puede causar diarrea sanguinolenta en humanos. Cada año, en los EE.UU. se informa sobre unos 40,000 casos de salmonelosis, aunque los CDC calculan que, debido a que los casos más leves no se diagnostican ni reportan, el número real de infecciones podría ser treinta veces mayor o más. Aproximadamente 600 personas mueren cada año después de contraer la infección.

Más información

Para más información sobre el brote de salmonelosis de 2008, visite la Administración de Drogas y Alimentos de los Estados Unidos.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Enfermedades y Condiciones a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad