SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Los contenidos violentos en los medios con frecuencia provocan pesadillas

Por Amy Norton, Reportera de HealthDay -
Los contenidos violentos en los medios con frecuencia provocan pesadillas

Una investigación encontró que ver contenido sexual puede conducir a sueños eróticos, pero no con tanta frecuencia

MARTES, 22 de noviembre de 2016 (HealthDay News) -- Ver películas violentas antes de irse a la cama podría inducir imágenes oscuras en los sueños, provocando pesadillas, sugiere un nuevo estudio.

El estudio encontró que los que veían contenidos violentos antes de irse a la cama tenían 13 veces más probabilidades de tener sueños violentos esa noche que las personas que no veían violencia antes de irse a dormir.

"Es un efecto grande", dijo el coautor del estudio Brad Bushman, profesor de comunicación y psicología en la Universidad Estatal de Ohio.

Los hallazgos, publicados en la revista Dreaming, quizá no le parezcan sorprendentes a cualquiera que haya visto una película de terror a altas horas de la noche.

Pero cuando se trata de los contenidos violentos de los medios de comunicación, la investigación se ha enfocado en cómo afectan a nuestras vidas en la vigilia, no a los sueños, comentó Bushman.

Al mismo tiempo, reconoció que los hallazgos no prueban que los programas de televisión, películas o videojuegos violentos provoquen pesadillas. Las personas cuyos sueños tienden a la violencia quizá se sientan atraídas a las mismas cosas en los medios de comunicación, dijo Bushman.

O, añadió, "algún tercer factor" podría explicar la conexión.

Aún así, Bushman dijo que los hallazgos refuerzan el consejo general de limitar la exposición de los niños a la violencia en los medios, antes de irse a la cama y en general. En cuanto a los adultos con pesadillas, añadió, quizá no sea mala idea considerar las imágenes que se ven durante la vigilia.

Los hallazgos del estudio se basan en respuestas a una encuesta de casi 1,300 adultos y niños turcos. Casi la mitad eran niños de a partir de los 10 años de edad.

Todos los participantes reportaron su uso habitual de medios de comunicación, incluyendo la frecuencia con que veían contenido violento o sexual. También se les preguntó si soñaban, y con qué frecuencia los sueños eran de naturaleza violenta o sexual.

Luego, los investigadores se enfocaron en el corto plazo. Preguntaron a las personas sobre el contenido de medios de comunicación que habían visto la noche anterior, y el contenido de cualquier sueño que tuvieran.

En general, un 80 por ciento de los participantes del estudio dijeron que tenían sueños violentos al menos algunas veces. Resultó ser que las personas que veían contenidos violentos de forma habitual tendían a tener sueños violentos con más frecuencia.

También hubo un vínculo entre los contenidos con carga sexual y los sueños, aunque no fue tan firme como la conexión entre las imágenes violentas y las pesadillas. Las personas que vieron contenido sexual antes de irse a la cama tenían seis veces más probabilidades de tener sueños sexuales.

Bushman reconoció que dado que los participantes del estudio eran turcos, los hallazgos quizá sean distintos en otras culturas donde los medios violentos o sexuales son menos tabú.

Pero incluso si la violencia en las pantallas fomenta los sueños violentos, ¿es esto importante?

Podría serlo, según el Dr. Gene Beresin, psiquiatra y director ejecutivo del Centro Clay de Mentes Jóvenes Sanas del Hospital General de Massachusetts, en Boston.

"Los sueños capturan temas sociales, emocionales y cognitivos que nos afectan, y tienen un impacto en nuestras vidas diarias", dijo Beresin, que no participó en el estudio. "Ya sea consciente o inconscientemente, podrían afectar nuestro estado de ánimo y conducta".

Apuntó que con frecuencia el contenido de los sueños no es sorprendente. Si algo le molesta (ya sea una película de terror o los resultados de unas elecciones), sus sueños podrían reflejarlo, dijo Beresin.

Pero eso no significa que todo el mundo tenga que evitar las películas de terror para descansar bien de noche, apuntó.

"Depende de la persona", dijo Beresin. Si la violencia en la pantalla tiende a perturbarlo, evítela, aconsejó.

"Es sentido común básico", señaló. "Hay personas que pueden ver sangre y violencia, y otras [no]".

Por ejemplo, dijo Beresin, los supervivientes de ataques físicos o sexuales quizá deben evitar las imágenes en los medios que "activan" su estrés postraumático.

"Una cosa importante es conocerse a uno mismo", enfatizó.

Más información

La Academia Americana de Pediatría (American Academy of Pediatrics) ofrece a los padres consejos sobre los niños y el uso de los medios de comunicación.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2016, HealthDay

logo

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad