SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Matricaria (Tanacetum parthenium L. Schultz-Bip.)

Matricaria (Tanacetum parthenium L. Schultz-Bip.)

Resumen:

La matricaria es una hierba que se ha usado tradicionalmente para la fiebre, tal como su nombre en inglés lo indica (feverfew), aunque este efecto no se ha estudiado debidamente.

La matricaria se ingiere más comúnmente por vía oral para la prevención de las migrañas. Se han llevado a cabo algunos ensayos en seres humanos con diversos resultados. En conjunto, estos estudios indican que el tomar matricaria diariamente en forma de cápsulas de hoja seca se podría reducir la incidencia de los ataques de dolor de cabeza en los pacientes que padecen de migrañas crónicas. No obstante, esta investigación ha sido mal diseñada y reportada.

Actualmente existe evidencia poco convincente en cuanto al uso de la matricaria para los síntomas asociados con la artritis reumatoide.

Durante algunos ensayos clínicos, la matricaria parece tolerarse bien, con un perfil moderado y reversible de efectos secundarios. Los efectos perjudiciales más comunes parecen ser la ulceración e inflamación bucal cuando se expone directamente a las hojas. En teoría, podría aumentar el riesgo de sangrado.

Usos:

Los siguientes usos están basados en la tradición, teorías científicas o investigación limitada. A menudo no se han probado completamente en humanos y no siempre se han demostrado su seguridad y eficacia. Algunas de estas afecciones son potencialmente serias y las debe evaluar un proveedor médico calificado. Podría haber otros usos propuestos que no están señalados a continuación.

Dolor abdominal, anemia, antiinflamatorio, asma, dilatación de los vasos sanguíneos (relajamiento), trastornos de los vasos sanguíneos (antiangiogénico), cáncer de seno, cáncer, enfermedades del sistema nervioso central, resfríos, cáncer colorrectal, estreñimiento, fibrosis quística, diarrea, digestión, mareo, fiebre, alteraciones gastrointestinales, dolor en las articulaciones, inducción de parto/aborto, lesión del músculo cardiaco, picadas de insectos, repelente de insectos, leucemia, calambres menstruales, complicaciones neurológicas de la malaria, cáncer de páncreas, infecciones parasitarias (leishmaniasis), promoción de la menstruación, brote, zumbido en los oídos, cáncer de piel, dolor de muela, tranquilizante, trastornos uterinos.

Evidencia:

Se han sometido a prueba los siguientes usos en humanos o animales. La seguridad y eficacia de los mismos no siempre se han demostrado. Algunas de estas afecciones son potencialmente serias y las debe evaluar un proveedor médico calificado.

  • Prevención de migrañas (A)

    La matricaria se toma a menudo por vía oral para la prevención de la migraña. Los estudios de laboratorio muestran que la matricaria puede reducir la inflamación y prevenir la constricción de los vasos sanguíneos que pueden provocar dolores de cabeza. La mayoría de los estudios disponibles en seres humanos no son de buena calidad y reportan resultados diversos. Sin embargo, en general indican que la matricaria podría reducir el número de dolores de cabeza en las personas que sufren frecuentemente de migraña. Se necesita un estudio extensivo y bien diseñado que compare la matricaria con otros tratamientos para la migraña antes de que se pueda hacer una recomendación firme.

  • Artritis reumatoide (C)

    No está claro si la matricaria es beneficiosa para tratar los síntomas de la artritis reumatoide como rigidez en las articulaciones y dolor.

Seguridad:

Los profesionales de la salud que tienen instrucción formal practican muchas técnicas complementarias, de acuerdo con los estándares de organizaciones nacionales. No obstante, este no es el caso universal; es posible que se presenten efectos adversos. Debido a la limitada investigación existente, en algunos casos solamente hay poca información disponible sobre la seguridad del tratamiento.

Alergias

La matricaria puede causar alergia en las personas alérgicas al crisantemo, las margaritas, la flor de la caléndula, u otros miembros de la familia de las Compuestas, incluida la ambrosía. Existen múltiples reportes de brotes alérgicos en la piel después de entrar en contacto con la matricaria.

Efectos secundarios y advertencias

Se han reportado pocos efectos secundarios en los estudios de la matricaria en seres humanos. Los efectos secundarios que sí ocurren por lo general son moderados y reversibles. Se han reportado inflamaciones o úlceras bucales, incluyendo la inflamación de los labios, irritación de la lengua, sangrado de las encías, y pérdida del gusto, las cuales ocurren por lo general después de un contacto directo de la boca con las hojas, aunque algunas personas reportan ardor después de tragar una cápsula que contiene hojas secas. Se ha reportado una fotosensibilidad (sensibilidad a la luz del sol y a lámparas de sol) con otras hierbas de la familia de las plantas compuestas y podría ocurrir con la matricaria también. Rara vez se ha reportado indigestión, náuseas, gases, estreñimiento, diarrea, hinchazón abdominal y acidez estomacal en estudios en seres humanos. Los jardineros podrían adquirir irritación en la piel en los puntos de contacto con las plantas de matricaria. La matricaria también puede producir brotes alérgicos. Un estudio pequeño reportó un aumento en el pulso cardiaco en algunos pacientes.

Los consumidores de largo plazo que descontinúan el tratamiento repentinamente podrían experimentar síndromes de abandono de la matricaria, entre otros, reincidencia de dolores de cabeza, ansiedad, dificultad para dormir, rigidez muscular y dolor en las articulaciones.

Las pruebas de laboratorio indican que la matricaria afecta las plaquetas de sangre y, en teoría, podría aumentar el riesgo de sangrado. No obstante, esto no se ha mostrado claramente en los seres humanos. Aun así, se recomienda precaución en los pacientes con trastornos de sangrado o que están tomando drogas que pueden aumentar el riesgo de sangrado. Puede ser necesario ajustar la dosis. Se debe tener cuidado antes de algunas cirugías o un procedimiento dental, debido a un aumento teorético del riesgo de sangrado.

Embarazo y lactancia

No hay suficiente información sobre la seguridad de recomendar la matricaria durante el embarazo o la lactancia. Las experiencias tradicionales indican que la matricaria podría estimular el flujo menstrual e inducir un aborto, por lo tanto debe evitarse.

Las posibles interacciones:

Interacciones con drogas

Basado en las investigaciones de laboratorio, la matricaria teóricamente podría aumentar el riesgo de sangrado al tomarse con otras drogas que aumentan el riesgo de sangrado. No obstante, esto no se ha demostrado claramente en los seres humanos. Algunos ejemplos incluyen la aspirina, los anticoagulantes ("adelgazantes de la sangre") como warfarina (Coumadin®) o heparina, las drogas antiplaquetas como clopidogrel (Plavix®), y drogas antiinflamatorias sin esteroides como ibuprofeno (Motrin®, Advil®) or naproxeno (Naprosyn®, Aleve®).

La sensibilidad al sol causada por ciertas drogas como doxiciclina o Retin A® puede aumentar con la matricaria. La matricaria también puede alterar la manera en que el hígado descompone ciertas drogas.

La matricaria puede tener un efecto aditivo si se toma en combinación con otros medicamentos que se ingieren para el cáncer, la liberación de histaminas, las infecciones por hongos o protozoosis, y medicamentos que incrementan el flujo sanguíneo. La matricaria también puede interactuar con anestésicos y antibióticos.

En teoría, la matricaria puede interactuar con antidepresivos, y debe usarse con precaución en personas con historial de depresión y/u otras enfermedades mentales.

Interacciones con hierbas y suplementos dietéticos

En teoría, la matricaria podría aumentar el riesgo de sangrado cuando se toma con hierbas y suplementos dietéticos que se creen aumentan el riesgo de sangrado. Esto se basa en investigaciones de laboratorio y no se ha reportado claramente en los seres humanos. Se han reportado múltiples casos de sangrado con el uso de Ginkgo biloba, y algunos casos con ajo, la palma enana americana. Otros numerosos agentes podrían aumentar teóricamente el riesgo de sangrado, a pesar de que en la mayoría de los casos no se ha probado.

La matricaria puede aumentar la sensibilidad al sol producida por ciertas hierbas y suplementos. La matricaria puede alterar la manera en que el hígado descompone ciertas hierbas y suplementos.

En teoría, la matricaria puede interactuar con hierbas que actúan como antidepresivos, como la hierba de San Juan.

La matricaria también puede interactuar con hierbas que se ingieren para cáncer, infección parasitaria, infección por hongos, infección bacteriana, protozoosis y drogas que aumentan el flujo sanguíneo.

Dosificación:

Adultos (18 años y mayores)

Se han ingerido 2 a 3 hojas secas (aproximadamente 60 miligramos) diarias, o de 50 a 250 miligramos diarios de una preparación de la hoja seca estandarizada a 0.2% de partenolida (una dosis común es de 125 miligramos diarios). Los estudios en seres humanos han usado de 50 a 114 miligramos diarios de hojas de matricaria en polvo empacado en cápsulas, estandarizados a 0.2% de partenolida, o 0.50 miligramos diarios de partenolida, ingeridos diariamente. También se han utilizado dosis de 70 a 86 miligramos de hojas secas de matricaria cortadas en pedacitos y empacadas en cápsulas, ingeridas diariamente.

Niños (menores de 18 años)

No hay suficiente información científica para recomendar con seguridad la matricaria para uso en los niños.

Referencias:

  • Curry EA III, Murry DJ, Yoder C, et al. Phase I dose escalation trial of feverfew with standardized doses of parthenolide in patients with cancer. Invest New Drugs 2004;22(3):299-305.
  • DeWeerdt CJ, Bootsman H, Hendricks H. Herbal medicines in migraine prevention. Randomized double-blind placebo-controlled crossover trial of a feverfew preparation. Phytomed 1996;3(3):225-230.
  • Diener HC, Pfaffenrath V, Schnitker J, et al. 2005 Nov;25(11):1031-41. Efficacy and safety of 6.25 mg t.i.d. feverfew CO2-extract (MIG-99) in migraine prevention--a randomized, double-blind, multicentre, placebo-controlled study.
  • Ernst E, Pittler MH. The efficacy and safety of feverfew (Tanacetum parthenium L.): an update of a systematic review. Public Health Nutr 2000;3(4A):509-514.
  • Kuritzky A, Elhacham Y, Yerushalmi Z, et al. Feverfew in the treatment of migraine: its effect on serotonin uptake and platelet activity. Neurology 1994;44(Suppl 2):A201.
  • Maizels M, Blumenfeld A, Burchette R. A combination of riboflavin, magnesium, and feverfew for migraine prophylaxis: a randomized trial. Headache 2004;44(9):885-890.
  • Murphy JJ, Heptinstall S, Mitchell JR. Randomised double-blind placebo-controlled trial of feverfew in migraine prevention. Lancet 7-23-1988;2(8604):189-192.
  • Palevitch D, Earon G, Carasso R. Feverfew (Tanacetum parthenium) as a prophylactic treatment for migraine: a double-blind placebo-controlled study. Phytother Res 1997;11(7):508-511.
  • Pattrick M, Heptinstall S, Doherty M. Feverfew in rheumatoid arthritis: a double blind, placebo controlled study. Ann Rheum Dis 1989;48(7):547-549.
  • Pittler MH, Vogler BK, Ernst E. Feverfew for preventing migraine (Cochrane Review). The Cochrane Library 2000;(4):CD002286.
  • Shrivastava R, Pechadre JC, John GW. Tanacetum parthenium and Salix alba (Mig-RL) combination in migraine prophylaxis: a prospective, open-label study. Clin Drug Investig 2006;26(5):287-96.
  • Sriramarao P, Rao PV. Allergenic cross-reactivity between Parthenium and ragweed pollen allergens. Int Arch Allergy Immunol 1993;100(1):79-85.
  • Vogler BK, Pittler MH, Ernst E. Feverfew as a preventive treatment for migraine: a systematic review. Cephalalgia 1998;18(10):704-708.

Natural Standard Bottom Line Monograph, Copyright © 2010 (www.naturalstandard.com). Se prohíbe su distribución comercial. Esta monografía tiene la intención de servir para fines informativos únicamente, por lo cual no se debe interpretar como un consejo médico específico. Usted deberá consultar con un proveedor médico calificado antes de tomar decisiones respecto a terapias y/o afecciones de salud.

No obstante se han estudiado de forma científica ciertas técnicas complementarias y alternas, para la mayoría de las terapias hay limitación o controversia sobre los datos de alta calidad respecto a la seguridad, eficacia y mecanismo de acción. Se recomienda, al máximo posible, que los practicantes cuenten con licencias expedidas por una organización profesional reconocida que se adhiera a normas claramente publicadas. Además, antes de iniciar una nueva técnica o contratar a un practicante, se recomienda que los pacientes consulten con su(s) proveedor(es) médico(s) principal(es). Se deben considerar atentamente los beneficios y riesgos potenciales (incluye los costos financieros) así como las alternativas. La siguiente monografía está diseñada para ofrecer una historia y un resumen de la investigación con orientación clínica, y la misma ni defiende ni se opone al uso de una terapia en particular.

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Medicina Natural a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad