SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

El colesterol ¿ya no será el villano de la película?

Por -
El colesterol ¿ya no será el villano de la película?
CRÉDITO: THINKSTOCK

Un grupo de expertos del Comité Asesor de las Guías Dietarias para Americanos decidió modificar las advertencias sobre el consumo de alimentos con colesterol. Los cambios recién podrán ser conocidos en diciembre, cuando se publiquen las nuevas guías.

Cada cinco años, las Guías Dietarias para Americanos de EE.UU. actualizan su contenido, que incluye parámetros de consumo para ayudar a la población a alimentarse más sano. Desde 1970 la entidad hace especial hincapié en evitar el consumo exagerado de sal, azúcar, grasas saturadas y carnes rojas, entre otros alimentos. En cuanto al colesterol, la edición 2010 recomienda no consumir más de 300 mg diarios, 340 para un hombre adulto y sano. 

Según el diario Washington Post, al modificar esta advertencia el Comité da marcha atrás con lo que se venía proclamando hace 40 años. Pero la decisión parece tener buena aceptación entre los expertos, ya que el peligro del colesterol “malo” no está en alimentos como los huevos y los crustáceos. El verdadero riesgo es el consumo de enormes porciones de alimentos cargados de grasas saturadas, como carnes grasas, leche entera y mantequilla. 

En las investigaciones desarrolladas en los últimos años, los científicos descubrieron que el cuerpo fabrica colesterol por sí mismo, que se suma al que se incorpora con la dieta, y regula cuánto deja circular por el organismo. Por eso no tendría demasiado fundamento limitar el que ingresa con los alimentos. 

Un alimento que fue, al parecer, injustamente difamado fue el huevo. Como una yema contiene 200 mg de colesterol, se supuso que su consumo era perjudicial para la salud tras un informe de 1961 emitido por la Asociaciòn Americana del Corazón. El gobierno de EE.UU. acató la recomendación, y sugirió limitar el consumo de huevo, que disminuyó en un 30% , con un gran perjuicio para los productores. Tiempo después, el huevo es considerado casi un alimento perfecto por su aporte nutricional. 

El colesterol ha sido objetado y cuestionado desde hace años: en 1994 se exigió a los fabricantes de alimentos que indicaran el porcentaje de colesterol dietario en las etiquetas de información nutricional. En 2010, con la publicación de las últimas Guías Dietarias para Americanos se hizo un especial hincapié en evitar los excesos en el consumo de colesterol. 

Pero en 2013, un grupo de expertos del Colegio Americano de Cardiología y la Asociación Americana del Corazón reconoció que no hay evidencia suficiente como para limitar drásticamente su consumo. 

El nuevo reporte del comité será enviado al Departamento de Salud y Servicios Humanos de EE.UU. ni bien se hayan definido los cambios y recomendaciones que se vayan a incorporar a la edición de las nuevas guías dietarias, que será publicada a fin de 2015. 

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Enfermedades y Condiciones a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad