SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Ébola en EEUU: ¿cuántos hospitales están preparados?

Por -
Ébola en EEUU: ¿cuántos hospitales están preparados?

Un segundo trabajador de salud que atendió a Thomas Duncan ha dado positivo para el Ébola, una noticia preocupante que pone en la mira la seguridad del personal y genera dudas sobre la idoneidad de los hospitales en el manejo del tratamiento del peligroso virus.

Los trabajadores de la salud son -además de los familiares cercanos de un enfermo de Ébola- los más expuestos a contraer el virus que provoca la muerte en un 70% de los casos, según la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Enfermeros, médicos y auxiliares que trabajan en el epicentro de la enfermedad en África occidental, son duramente golpeados por el contagio: desde diciembre de 2013 hasta estos días, este brote ha infectado a cerca de 400 médicos y enfermeros y provocó la muerte de más de 200, según los últimos datos facilitados por la OMS. La organización humanitaria Médicos sin Fronteras reveló que 16 de sus médicos enfermaron y 9 de ellos murieron.

Los trabajadores sanitarios representan el 5% del total de infectados durante este feroz brote. La situación es tan grave que en África se va a crear por iniciativa del gobierno estadounidense un hospital específico para médicos y personal de salud, que estarían atendidos por un equipo propio de 65 personas, porque es vital curar a quienes curan.

Diferencias en seguridad

En EE.UU., donde hasta la fecha se habían atendido cuatro enfermos de Ébola, el resultado fue muy diferente según el hospital.

Los dos primeros casos, la asistente Nancy Writebol y el Dr. Kent Brantly, fueron derivados al Hospital Emory de Atlanta, que cuenta con una unidad especial de aislamiento para tratar enfermedades virulentas peligrosas. Después de recibir el tratamiento en esa unidad hospitalaria, ningún trabajador de la salud se contagió el Ébola.

El tercer enfermo de Ébola, el Dr. Rick Sacra, fue aislado y tratado en el Nebraska Medical Center, de donde recibió el alta el día 25 de setiembre, y allí tampoco hubo contagios entre el personal.

Pero en el Texas Health Presbyterian Hospital, las cosas fueron distintas: hasta ahora, dos enfermeros se infectaron después de tratar al liberiano Duncan, y no se sabe si habrá más casos que den positivo para el virus: eso genera grandes interrogantes y preocupación entre los ciudadanos.

Capacidad y preparación del personal

¿Están los hospitales preparados para tratar a los enfermos de Ébola? El Dr. Howard Markel, profesor de la Universidad de Michigan dijo a PBS NewsHour
que mientras que las preocupaciones acerca de la identificación y el tratamiento que implica el Ébola en EE.UU. son reales, “el país está bien posicionado para prevenir los brotes más grandes”.

Las unidades especiales de aislamiento y contención están bien preparadas, pero según Markel, el caso de Duncan, quien falleció en el Texas Health Presbyterian Hospital el 8 de octubre, la atención se complicó porque el paciente requería de diálisis, que es un procedimiento con mucho contacto de sangre del enfermo y fue urgente y desordenado. Agregó que el Ébola tiene la capacidad de sorprender con su capacidad virulenta.

“El Ebola requiere perfección o te toma como víctima” expresó el experto. Y agregó que es importante pensar en que el verdadero problema es el grado de preparación que necesita el personal de salud en el futuro.

Los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC) anunciaron un gran plan de formación profesional, repasando con los médicos y enfermeras cómo usar el equipo de protección y para asegurarse de realizar controles dobles y triples en cada exposición y al manipular muestras. Al respecto, Markel expresó que tal vez no se llegue a la perfección, pero tiene gran confianza en lograr una buena preparación con el respaldo de la autoridades de salud.

En cuanto al entrenamiento del personal para enfrentar el Ébola, Markel expresó que todavía no se ha concretado en su totalidad, dada la urgencia con que se han presentado los casos. “Considere lo raro que ha sido esto en los EE.UU. hasta hace unos días. Cuando se preparan los médicos y enfermeras, son maniobras físicas amplias que llevan tiempo”, mientras que no se puede descuidar la atención de los otros problemas urgentes de salud que tiene la gente todos los días, señaló.

¿Habrá más lugares especialmente preparados para el Ébola? “En el futuro vamos a tener más de cuatro unidades de alta tecnología para tratar enfermedades infecciosas. No van a ser sólo para el Ébola: vivimos en un mundo de enfermedades emergentes y reemergentes infecciosas” concluyó el especialista.

Hasta la fecha, el brote que afecta a la región de África occidental ha enfermado a 8,914 personas y ha provocado la muerte de 4,447, mientras que se estima que si sigue la proyección de contagio actual, podrían trepar los casos hasta 10,000 por semana en diciembre, según la OMS.

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Enfermedades y Condiciones a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad