Seguro de vida de último superviviente: cómo funciona y por qué te interesa

Seguro de vida de último superviviente: cómo funciona y por qué te interesa
| Foto: GETTY IMAGES

Un seguro de vida es una herramienta que protege el futuro de tus seres queridos si tú faltas. Garantiza, por ejemplo, que tu familia puede seguir adelante sin tus ingresos. Sin embargo, puede que quien falte de pronto sea tu pareja. ¿Qué sucede si no tiene seguro de vida? ¿Puede la familia seguir adelante sin su aportación? Una solución frecuente es contratar un seguro de vida para ti y otro para tu pareja, pero, ¿os lo podéis permitir? No todas las familias pueden costearse dos seguros de vida con coberturas suficientes.

Para solucionar este problema, se puede optar por un seguro de vida de último superviviente, una forma de seguro de vida en el que, bajo una sola póliza, están cubiertas más de una persona. En este artículo podrás conocer sus características y los motivos por los que te interesa.

Seguro de vida de último superviviente: Qué vas a encontrar en este artículo

El seguro de vida de último superviviente: cómo funcional

Cada vez son más las personas que recurren a estos seguros en los que, con una póliza única, se da cobertura a más de un titular. Son los llamados seguros conjuntos, pólizas que incluyen a dos personas, por ejemplo, a los dos miembros de un matrimonio. Sin embargo, hay que matizar que un seguro conjunto puede entregar el beneficio a la muerte de la primera persona asegurada, mientras que en los seguros de último superviviente siempre se entrega cuando fallece la última de las personas aseguradas.

Por lo demás, el funcionamiento del seguro de último superviviente es relativamente sencillo: por lo general, está basado en el seguro permanente universal de vida, un seguro muy utilizado que se caracteriza por su flexibilidad. Los asegurados pueden modular e incluso suspender temporalmente las primas que pagan y el seguro ofrece una gran capacidad de ahorro y de generación de valor en efectivo . También hay algunas pólizas que utilizan la base del seguro permanente variable. En estos casos, la complejidad del producto es algo mayor, porque los asegurados tendrán que tomar decisiones sobre los productos de inversión a los que se destina el dinero de sus primas. A cambio, los beneficios obtenidos por el seguro pueden ser más altos, y también perderse si las inversiones fracasan.

Una vez en marcha, el seguro de último superviviente se comporta como un seguro permanentes convencional, pero solo paga su beneficio por causa de muerte o indemnización cuando muere el último miembro de la pareja. Tras la muerte de la primera persona asegurada, la superviviente debe continuar pagando las primas mensuales para mantener el seguro en vigor, y será tras su muerte cuando se libere la indemnización, que irá a parar a los beneficiarios que se hayan designado. Por este motivo, estas pólizas también se denominan de ‘segundo en morir’, o ‘second to die’, en inglés, a diferencia de las que se ofrecen en los seguros conjuntos que incluyen el ‘primero en morir’.

Por qué elegir un seguro de vida de último superviviente

Son muchos los motivos que llevan a los clientes de las aseguradoras a elegir un seguro de último superviviente. La primera razón, por supuesto, es disponer de cobertura para dos personas por un precio menor que el que habría que pagar por dos pólizas. Además, hay otros motivos:

  • Calificar más fácilmente. A menudo sucede que un miembro de la pareja tiene problemas para lograr un seguro de vida porque tiene algún problema de salud que dificulta su elegibilidad. Con el seguro conjunto, los riesgos que asume la aseguradora se diluyen, con lo que es más fácil acceder a la cobertura.
  • Seguir disponiendo del valor en efectivo. Como hemos visto, cuando muere la primera persona de la pareja asegurada, no se entrega la indemnización. Sin embargo, la persona superviviente puede disponer el valor en efectivo acumulado y hacer retiradas o tomarlo en préstamo. Es una forma de mejorar sus condiciones de vida tras la muerte del primer asegurado.
  • Crear un fondo fideicomiso. Para muchas familias, un fondo fideicomiso es una forma de asegurar un futuro ordenado para sus seres queridos. Resulta especialmente útil en casos de necesidades especiales, como hijos con minusvalías. Al morir el último de los progenitores, el fondo fideicomiso se encargará de administrar el dinero de la indemnización de acuerdo a la voluntad de los padres y a las necesidades de esos beneficiarios con problemas.
  • Proteger un negocio familiar. Una forma interesante de utilizar el seguro de último superviviente es proteger a la empresa familiar. Con la indemnización, se pueden comprar las participaciones de otros socios o mantener el negocio en marcha hasta que los herederos tomen totalmente el control y puedan llevarlo por si mismos.
  • Organizar una herencia. En las familias con recursos, el seguro de último superviviente es una buena herramienta para proteger una herencia ante los impuestos de sucesión, que en algunos estados son muy elevados. Como los beneficios por causa de muerte del seguro de vida están libres de impuestos, los beneficiarios disponen de un dinero líquido de forma inmediata para pagar esas tasas fiscales y evitar que la herencia se vea afectada por el coste de los impuestos.
  • Garantizar una herencia. Otra forma de entender el seguro de vida de último superviviente es considerarlo como la herencia que se deja a los seres queridos. Aunque los progenitores se gasten todos sus ahorros, la póliza asegura que, tras la muerte del último de ellos, los beneficiarios recibirán un dinero.
  • Dejar un legado a la beneficencia. Muchas personas llegan al final de su vida con sus problemas económicos y los de sus familias ya resueltos. Por eso, piensan en contribuir con la sociedad haciendo una donación a la beneficencia. Una buena forma de hacerlo es utilizar este tipo de seguros.

Como ves, son muchas las razones para tener en cuenta el seguro de vida de último superviviente. Estamos ante un producto con muchas ventajas y eso lo vuelve muy atractivo en el mercado.

Ventajas y desventajas de este tipo de seguro de vida

Contar con una póliza de este tipo tiene innegables beneficios para sus propietarios. Estas son sus principales ventajas:

  • Mejor precio. Al ser dos personas las aseguradas, la compañía aseguradora recalcula los riesgos a la baja. Finalmente, son dos personas para pagar una póliza y el hecho de que muera una no activa el pago del beneficio, con lo que los riesgos son más bajos. Por eso, las compañías pueden ofrecer primas muy asequibles para la doble cobertura. Por eso, un seguro de último superviviente es una opción muy atractiva en cuanto a precio.
  • Proceso de calificación sencillo. Como los riesgos que asumen las aseguradoras son limitados, ponen menos problemas para acceder al seguro y los procesos de calificación son bastante sencillos. Incluso una persona con problemas o historiales médicos familiares complicados puede acceder si la otra persona tiene buena salud.
  • Flexibilidad en las primas. Si se elige la configuración de seguro de último superviviente basado en el seguro universal, se pueden modular las primas y pagar menos cuando se dispone de menos dinero o, incluso, suspender temporalmente los pagos sin que el seguro deje de estar en vigor.
  • Capacidad para gestionar la inversión. Si lo que se elige es la base del seguro variable, se podrá intervenir en la gestión de las inversiones con las que genera valor en efectivo la póliza. Esa capacidad de tomar el control de lo que el seguro hace con el dinero atrae a muchas personas que quieren mantener la capacidad de decisión sobre sus aportaciones.
  • Indemnización libre de impuestos. Los beneficiarios recibirán la la indemnizacióndel seguro de último superviviente libre de impuestos, con lo que no verán mermada la cantidad que se les destina.

Ya ves que hay bastantes ventajas que se suman a las razones para utilizar el seguro de vida de último superviviente. Y hay un par de inconvenientes que debes tener en cuenta:

  • Una sola indemnización. La póliza de último superviviente solo ofrece una indemnización, aunque hay dos personas aseguradas. Esto es importante, porque si se quieren dos beneficios, es mejor contratar dos seguros separados.
  • Problemas ante separaciones o divorcios. En ocasiones, las parejas aseguradas con seguros de último superviviente se rompen. Bien por un divorcio o bien por una separación. En estos casos, es importante acordar que las primas se siguen pagando, porque de lo contrario se podría anular el seguro. En algunas pólizas, ante esta eventualidad, se ofrecen cláusulas de transformación del seguro de último superviviente en dos seguros permanentes independientes.

Con toda esta información, ya puedes decidir si el seguro de último superviviente es lo que necesitas para garantizar el porvenir de los tuyos. Aun así, es conveniente que hables siempre con un agente especializado que te explicará todos los pormenores de esta póliza.

Comparte tu opinión