Vinculan un nivel bajo de vitamina D al nacer con el riesgo de hipertensión de los niños

Vinculan un nivel bajo de vitamina D al nacer con el riesgo de hipertensión de los niños

LUNES, 1 de julio de 2019 (HealthDay News) -- Los bebés y niños pequeños con una deficiencia de vitamina D podrían tener un riesgo más alto de presión arterial elevada en un momento posterior de la niñez y la adolescencia, encuentra un estudio reciente.

Los investigadores dieron seguimiento a 775 niños de Boston desde el nacimiento hasta los 18 años. La mayoría provenían de familias con unos ingresos bajos en vecindarios urbanos.

En comparación con los que nacieron con niveles normales de vitamina D, los que nacieron con unos niveles bajos (de menos de 11 nanogramos por milímetro [ng/ml] en la sangre del cordón umbilical) tenían un riesgo un 60 por ciento más alto de presión arterial sistólica (el número superior en una medición) elevada entre los 6 y los 18 años.

La presión arterial sistólica, el número superior en una lectura de la presión arterial, es la fuerza de la sangre en las arterias cuando el corazón late. La presión diastólica mide la fuerza entre latidos.

Una presión arterial sistólica alta aumenta el riesgo de enfermedad cardiaca incluso cuando la presión diastólica está controlada, anotaron los investigadores.

Los niños con unos niveles constantemente bajos de vitamina D (de menos de 25 ng/ml) a lo largo de la niñez temprana tenían el doble de riesgo de presión arterial sistólica elevada entre los 3 y los 18 años, encontró el estudio. Pero los hallazgos solo reflejan una asociación, no un vínculo causal.

El estudio se publicó en la edición del 1 de julio de la revista Hypertension.

"Actualmente, no hay recomendaciones de la Academia Americana de Pediatría (American Academy of Pediatrics) de evaluar los niveles de vitamina D en todas las mujeres embarazadas y en los niños pequeños", señaló en un comunicado de prensa de la revista el autor principal, el Dr. Guoying Wang. "Nuestros hallazgos plantean la posibilidad de que evaluar y tratar la deficiencia de vitamina D mediante complementos durante el embarazo y la niñez temprana podría ser un método efectivo de reducir la hipertensión más adelante en la vida".

Wang es científico asistente en la Facultad de Salud Pública Bloomberg de la Universidad de Johns Hopkins, en Baltimore.

El cuerpo necesita vitamina D para absorber el calcio para los huesos. La exposición a la luz del sol hace que el cuerpo produzca vitamina D, y se encuentra en algunos alimentos, como los huevos, el salmón y los productos lácteos fortificados. También hay complementos de vitamina D disponibles.

La hipertensión es una causa importante y prevenible de enfermedad cardiaca en todo el mundo. Las tasas de hipertensión en los niños de EE. UU. han estado en aumento en los últimos años, sobre todo entre los niños negros.

La hipertensión en la niñez es un importante factor de riesgo de la hipertensión en la adultez.

Más información

La Asociación Americana del Corazón (American Heart Association) ofrece más información sobre la hipertensión en niños y adolescentes.

Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2019, HealthDay

logo

Comparte tu opinión