Vinculan más enfermedades por la E. coli con la lechuga romana contaminada

Vinculan más enfermedades por la E. coli con la lechuga romana contaminada

MIÉRCOLES, 27 de noviembre de 2019 (HealthDay News) -- Más estadounidenses han enfermado con E. coli tras comer lechuga romana que se cree que se cultivó en Salinas, California, dijeron el martes las autoridades federales.

En los últimos días se han reportado 27 casos nuevos, según los Centros para el Control y la Prevención de las Enfermedades (CDC) de EE. UU. Esto lleva el total a 67 casos en 19 estados.

En 39 casos, las enfermedades reportadas han sido tan graves que han requerido hospitalización, aunque todavía no se han reportado muertes.

A última hora del viernes, la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) de EE. UU. emitió una advertencia para que los consumidores evitaran toda la lechuga romana cultivada en Salinas, California, debido a una posible contaminación con la bacteria E. coli.

La meta "es limitar la exposición y ayudar a prevenir que enfermen más personas", comentó en un comunicado de prensa en ese momento Frank Yiannas, subcomisionado de Políticas y Respuestas Alimentarias de la FDA.

"Nuestra investigación nos condujo a Salinas, California, y aunque la FDA está enviando a investigadores al lugar para buscar la fuente de la contaminación, estamos actualizando nuestro consejo hoy para ayudar a proteger al público y garantizar que contengamos este brote", enfatizó. "Los consumidores no deben comer ninguna lechuga romana cosechada en Salinas, California".

Es seguro comer la lechuga romana cosechada en otros sitios, añadió Yiannas.

Añadió que el aviso más reciente abarca a las ensaladas envasadas incluidas en el aviso publicado el jueves por el Departamento de Agricultura de EE. UU.

Aquí podrá encontrar una lista completa de esos productos.

Mientras tanto, los consumidores tienen formas de saber dónde se cultivó la lechuga romana que se vende en los supermercados, aseguró Yiannas.

"Es posible que la lechuga romana tenga una etiqueta voluntaria con la región de cosecha", dijo. "Si la lechuga romana dice 'Salinas' de cualquier forma en la etiqueta [ya sea solo o con el nombre de otra ubicación], no la coma. Tírela o devuélvala al lugar donde la compró".

Y si la lechuga no tiene una etiqueta que indique su origen, o la etiqueta no indica que se haya cultivado bajo techo, es mejor precaver que lamentar y también "tírela o devuélvala al lugar donde la compró", indicó Yiannas.

"Los consumidores que pidan ensalada con lechuga romana en un restaurante o bar de ensaladas deben preguntar al personal si la lechuga romana proviene de Salinas", añadió. "Si es así, o no lo saben, no la coma".

También se está pidiendo a suplidores, distribuidores, minoristas y restaurantes que dejen de transportar, vender o servir lechuga romana cultivada en Salinas, señaló la FDA.

La FDA anotó que la cepa de E. coli que se identificó en el brote actual es conocida.

"El análisis genético de las cepas E. coli O157:H7 de los pacientes en este brote actual es similar a las cepas de E. coli O157:H7 asociadas con un brote anterior en el otoño de 2017 y el otoño de 2018 que afectó a consumidores en Canadá y Estados Unidos", apuntó la agencia.

Los síntomas de una infección con la E. coli, que se desarrollan unos días después de tragar el germen, en general incluyen diarrea (con frecuencia sanguinolenta), fuertes calambres estomacales y vómitos. Las personas que desarrollen esos síntomas deben comunicarse con el médico, dijeron los CDC.

La mayoría de las personas se recuperan en un plazo de una semana, añadió la agencia, pero algunas enfermedades pueden durar más tiempo y ser más graves.

Más información

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE. UU. tienen más información sobre la E. coli.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2019, HealthDay

logo

Comparte tu opinión