Unos trasplantes de gérmenes ayudan a las mujeres con infecciones vaginales difíciles de tratar

Unos trasplantes de gérmenes ayudan a las mujeres con infecciones vaginales difíciles de tratar

LUNES, 7 de octubre de 2019 (HealthDay News) -- La vaginosis bacteriana es una infección común en las mujeres, que por lo general se trata fácilmente con antibióticos. Pero, para las que desarrollan infecciones recurrentes, las opciones de tratamiento han sido limitadas.

Ahora, unos investigadores israelíes reportan que pudieron hacer que las infecciones recurrentes entraran en remisión en cuatro de cinco mujeres que recibieron un "trasplante de microbioma vaginal". El trasplante consistió en bacterias sanas recolectadas del fluido vaginal de donantes sin la afección, explicaron los investigadores.

"La vaginosis bacteriana, aunque no es un peligro para la vida, es un trastorno femenino extremadamente común que afecta mucho a las vidas de las mujeres, lo que incluye una incomodidad severa, una reducción en la autoestima, problemas en las relaciones íntimas, segregación social y una variedad de riesgos de desarrollar infecciones ginecológicas y complicaciones obstétricas", comentó el autor del estudio, el Dr. Eran Elinav.

"Al introducir este nuevo tratamiento, esperamos habernos acercado un paso a ofrecer una solución asequible a millones de mujeres de todo el mundo", añadió Elinav, del Instituto de Ciencias Weizmann, en Israel y Alemania.

La vaginosis bacteriana afecta a hasta un tercio de las mujeres en edad fértil, apuntaron los investigadores. A veces la infección no causa síntomas, o puede provocar una secreción vaginal con mal olor.

Tras el tratamiento con un antibiótico, la tasa de recaída es de alrededor de un 30 por ciento tras tres meses, y de hasta un 50 a un 70 por ciento en un plazo de un año, según el estudio. El tratamiento antibiótico continuo podría ayudar en las infecciones recurrentes, pero puede dejar a las mujeres en riesgo de otras infecciones, por ejemplo infecciones por hongos.

El estudio actual incluyó a cinco mujeres de 27 a 47 años que tenían vaginosis bacteriana recurrente. Sus infecciones no habían respondido a los antibióticos del todo.

Los investigadores reclutaron a tres mujeres para que donaran fluido vaginal para ayudar a restaurar los microbiomas (las comunidades de gérmenes) de las mujeres afectadas. Elinav dio que se hicieron pruebas de múltiples patógenos virales y bacterianos en el fluido, de una forma muy parecida a la evaluación de la sangre donada.

Cuatro de las cinco mujeres experimentaron una remisión completa, según Elinav. Tres de las mujeres necesitaron más de un "trasplante" para alcanzar la remisión. Dijo que la quinta mujer tuvo una remisión parcial.

"Con esta invasión amigable, los síntomas y complicaciones asociados con la dominancia del microbioma de la vaginosis bacteriana se calman rápidamente", aseguró.

Las mujeres que experimentaron la mejora de los síntomas mostraron un enriquecimiento del microbioma vaginal con microbios Lactobacillus. Investigaciones anteriores han vinculado a esas bacterias con un microbioma vaginal sano.

Los autores del estudio no están seguros del motivo de que la quinta mujer no lograra una remisión completa. Elinav planteó que es posible que sus bacterias "malas" fueran más fuertes que las bacterias buenas trasplantadas.

Espera que estudios futuros ayuden a optimizar la selección de las donantes y las probabilidades de éxito de todas las mujeres. Su equipo planifica comenzar otro estudio en los próximos meses, anotó Elinav.

El Dr. Mitchell Kramer, presidente de obstetricia y ginecología en el Hospital de Huntington de Northwell Health en Huntington, Nueva York, no participó en el informe actual. Comentó que "este estudio presenta un tratamiento interesante, novedoso y potencialmente efectivo para las mujeres que sufren de vaginosis bacteriana recurrente e intratable, que puede afectar de manera adversa a la vida de un individuo y tener un impacto adverso en su salud y bienestar".

Aunque en el estudio no se observaron efectos adversos, Kramer añadió que "se debe tener cuidado y evaluar bien a las donantes para prevenir la transmisión de otras enfermedades con el trasplante".

Además, apuntó que el tratamiento se debe estudiar en un grupo mucho más grande de mujeres.

Los resultados del estudio se publicaron el 7 de octubre en la revista Nature Medicine.

Más información

Para más información sobre la vaginosis bacteriana, visite la Oficina para la Salud de la Mujer de EE. UU.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2019, HealthDay

logo

Comparte tu opinión