Una receta de radiación podría aliviar un peligroso latido cardiaco irregular

Una receta de radiación podría aliviar un peligroso latido cardiaco irregular

MARTES, 17 de septiembre de 2019 (HealthDay News) -- Una nueva técnica que usa una radiación dirigida en dosis alta parece prevenir la recurrencia de un latido cardiaco potencialmente letal durante al menos dos años, reportan investigadores de la Universidad de Washington, en St. Louis.

Ese ritmo irregular, llamado taquicardia ventricular (TV), ocurre cuando las cámaras inferiores del corazón comienzan a latir de forma descontroladamente rápida. Una vez comienza, puede acabar con la vida en unos minutos.

"Los pacientes con TV en quienes las terapias tradicionales ya han fracasado tienen unas opciones limitadas de tratamiento", comentó el investigador principal, el Dr. Clifford Robinson, profesor asociado de oncología de la radiación y cardiología.

"Esta nueva terapia plantea el potencial de que un gran número de pacientes con pocas opciones experimenten una reducción en la TV y una mejor calidad de vida, todo con un solo tratamiento ambulatorio", señaló.

La mayoría de las personas que sufren una muerte cardiaca súbita experimentan la TV en los momentos antes de que el corazón pare. Con frecuencia, los que tienen la suerte de sobrevivir sufren episodios de la arritmia potencialmente letal y necesitan que se les implante un desfibrilador-marcapasos para restaurar un latido cardiaco normal.

Pero los dispositivos tienen una desventaja: el choque que administran puede ser doloroso y afecta a la calidad de vida del paciente.

Con la radioterapia, el desfibrilador permanece implantado, dijo Robinson, pero la esperanza es que los pacientes experimenten menos choques.

Los 19 pacientes de este ensayo se habían quedado sin opciones disponibles de tratamiento, incluyendo más medicamentos y la ablación con catéter, que se usa para cicatrizar las partes del corazón donde el ritmo anómalo comienza.

La ablación con catéter es invasiva y puede conllevar horas bajo una anestesia general. Además, el tratamiento no funciona en alrededor de la mitad de los pacientes que lo reciben, apuntó Robinson.

La radiación no es invasiva, tarda menos de 10 minutos, y los pacientes pueden volver a casa el mismo día. Como en el tratamiento para el cáncer, los médicos usan mapas eléctricos para determinar los lugares donde se necesita la radiación.

Los investigadores supusieron que la radiación funcionaría de la misma forma que la ablación, al cicatrizar las áreas donde ocurría la arritmia. Pero Robinson comentó que los pacientes comenzaron a tener menos episodios de TV incluso antes de que se desarrollaran cicatrices.

Sigue siendo un misterio exactamente cómo la radiación para a la TV, dijo. Un aspecto positivo es que cualquier hospital que realice radioterapia para el cáncer cuenta con el equipamiento y el conocimiento para ofrecer este tratamiento, anotó.

El equipo de Robinson había reportado antes una reducción del 90 por ciento en los episodios de TV entre los 19 pacientes, y su supervivencia mejoró en los seis meses tras el tratamiento.

En esta segunda fase del estudio, un 80 por ciento de los pacientes tuvieron menos episodios de TV a lo largo de dos años tras un único tratamiento.

En el año posterior a la radiación, un 72 por ciento de los pacientes sobrevivían, y después de dos años, un 52 por ciento seguían con vida, dijo Robinson.

Fallecieron nueve pacientes. De ellos, seis murieron por causas relacionadas con el corazón, incluyendo la insuficiencia cardiaca y la TV. Tres murieron de otras causas: un accidente, una reacción a la amiodarona (un medicamento para el corazón) y un cáncer de páncreas.

Los investigadores apuntaron que dos de los pacientes supervivientes tuvieron efectos secundarios de la radiación, incluyendo una inflamación del revestimiento del corazón y una apertura entre el corazón y el estómago, llamada fístula, que requirió una reparación quirúrgica.

El Dr. Byron Lee, director de los laboratorios y las clínicas de electrofisiología de la Universidad de California, en San Francisco, se alegró por los hallazgos.

"Son hallazgos emocionantes que podrían al final revolucionar la forma en que tratamos a los ritmos cardiacos anómalos", aseguró.

Algún día, añadió Lee, quizá todas las arritmias se traten de forma no invasiva con radiación, en lugar de medicamentos o procedimientos invasivos.

"Esta tecnología apenas está emergiendo y todavía hay que aclarar los riesgos a largo plazo", enfatizó Lee. "Por tanto, ahora este método solo debe usarse en pacientes con arritmias graves potencialmente letales, como la taquicardia ventricular".

Los hallazgos se presentaron el domingo en una reunión de la Sociedad Americana de Oncología de la Radiación (American Society for Radiation Oncology), en Chicago. Las investigaciones presentadas en reuniones por lo general se consideran preliminares hasta que se publiquen en una revista revisada por profesionales.

El estudio fue financiado por una subvención de los Institutos Nacionales de la Salud de EE. UU.

Más información

Para más información sobre la taquicardia ventricular, visite la Asociación Americana del Corazón (American Heart Association).


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2019, HealthDay

logo

Comparte tu opinión