Una infección anterior con la COVID podría proteger de otra durante al menos 10 meses

VIERNES, 4 de junio de 2021 (HealthDay News) -- Una buena noticia para los que ya han sufrido la COVID-19: un estudio reciente encuentra que podrían tener un riesgo mucho más bajo de infección durante al menos 10 meses.

En el estudio, los investigadores analizaron las tasas de infecciones con el SARS-CoV-2 de octubre de 2020 a febrero de 2021 entre más de 2,000 residentes de hogares de ancianos (con una edad mediana de 86 años) y el personal. Utilizaron pruebas de anticuerpos para determinar si habían tenido una infección anterior hasta 10 meses antes.

Una infección anterior con la COVID podría proteger de otra durante al menos 10 meses

Los residentes con una infección anterior tuvieron una reducción del 85 por ciento en las probabilidades de infectarse durante el periodo de cuatro meses del estudio, en comparación con los que nunca se habían infectado, mientras que el personal con infecciones anteriores tenía un 60 por ciento menos de probabilidades de infectarse que los miembros del personal que nunca se habían infectado, mostraron los hallazgos.

Entre las 634 personas que se habían infectado antes, ocurrieron reinfecciones en cuatro residentes y 10 miembros del personal, en comparación con 93 residentes y 111 miembros del personal entre los 1,477 que nunca se habían infectado, según el estudio, que se publicó en la edición del 3 de junio de la revista The Lancet Healthy Longevity.

El estudio excluyó el impacto de la vacunación al eliminar a los participantes del análisis 12 días tras recibir su primera dosis de la vacuna. Los autores están observando la efectividad de las vacunas en un estudio distinto.

"Es de verdad una muy buena noticia, que la infección natural protege de la reinfección en este periodo. El riesgo de infectarse dos veces parece ser muy bajo", señaló la autora principal, Maria Krutikov, del Instituto de Informática de la Salud del Colegio Universitario de Londres (UCL), en Reino Unido.

"El hecho de que una infección anterior con la COVID-19 ofrezca un nivel alto de protección a los residentes de un hogar de ancianos también es tranquilizador, dadas las preocupaciones en el pasado sobre que estos individuos pudieran tener unas respuestas inmunitarias menos robustas, asociadas con una mayor edad", planteó Krutikov en un comunicado de prensa de la universidad.

"Estos hallazgos son particularmente importantes, ya que este grupo vulnerable no ha sido el foco de muchas investigaciones", añadió.

Según la autora sénior del estudio, Laura Shallcross, del Instituto de Informática de la Salud del UCL, "esta fue una oportunidad única para observar el efecto protector de la infección natural en esta cohorte antes del despliegue de la vacunación. Un próximo paso importante es investigar la duración de la inmunidad tras la infección natural y la vacunación, y evaluar si este efecto protector se mantiene contra las variantes actuales y las emergentes".

Más información

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE. UU. ofrecen más información sobre la reinfección con la COVID-19.

Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

FUENTE: University College London, news release, June 3, 2021

Comparte tu opinión