Una endoprótesis cerebral podría reducir las probabilidades de un segundo ACV

Una  endoprótesis cerebral podría reducir las probabilidades de un segundo ACV

JUEVES, 20 de febrero de 2020 (HealthDay News) -- Durante décadas, las endoprótesis para abrir las arterias han ayudado a prevenir los ataques cardiacos, y una nueva investigación sugiere que también podrían ayudar a prevenir los accidente cerebrovasculares (ACV) en el cerebro.

En el nuevo estudio, la endoprótesis cerebral intracraneal Wingspan, que es autoexpandible, parece ser efectiva a largo plazo para reducir el ACV en los pacientes que tienen un riesgo de un ACV posterior y muerte.

Las endoprótesis intracraneales son minúsculos tubos de malla que se implantan de forma permanente para abrir las arterias obstruidas en el cerebro y mejorar el flujo sanguíneo al órgano.

El nuevo estudio observó los datos de un registro médico sobre los ACV recurrentes o la muerte en más de 150 supervivientes a un ACV que recibieron una endoprótesis cerebral Wingspan.

La endoprótesis pareció reducir los riesgos a la mitad, anotó el presidente electo de la Asociación Americana del Corazón (American Heart Association, AHA), el Dr. Mitchell Elkind.

"Tras un año, hubo un riesgo bajo de ACV recurrente o muerte en esos pacientes, en comparación con lo que habríamos previsto históricamente", señaló Elkind. "Alrededor de un 9 por ciento de los pacientes tuvieron un evento recurrente, en comparación con lo que habríamos previsto, que se acercaría más a un 20 por ciento".

Enfatizó que este estudio no fue un ensayo clínico aleatorio, que es el "estándar de excelencia". Aun así, "es promisorio, y sugiere que para algunos pacientes los beneficios de una endoprótesis podrían ser superiores a lo que anticiparíamos si los tratáramos [de forma tradicional]", según Elkind, que también es profesor de neurología y epidemiología de la Universidad de Columbia, en la ciudad de Nueva York.

Un estudio anterior encontró una tasa del 2.6 por ciento de ACV y muerte en los primeros días después de que los pacientes recibieran la endoprótesis Wingspan, pero este nuevo estudio observó los resultados a más largo plazo.

La nueva investigación usó una base de datos utilizada en el estudio anterior a más corto plazo, y fue dirigido por el Dr. Michael Alexander, profesor y vicepresidente de neurocirugía del Centro Médico Cedars-Sinai, en Los Ángeles.

El estudio monitorizó los resultados de 152 pacientes con un estrechamiento de las arterias (aterosclerosis) tratados en 16 centros de EE. UU. Todos fueron tratados con la endoprótesis Wingspan, siguiendo las directrices para su uso de la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) de EE. UU.

El estudio fue presentado el jueves en la Conferencia Internacional sobre el Accidente Cerebrovascular, en Los Ángeles.

Los resultados presentados en reuniones médicas por lo general se consideran preliminares hasta que se publican en una revista revisada por profesionales.

De cualquier forma, "este es el ensayo de mayor tamaño sobre las endoprótesis intracraneales para la enfermedad aterosclerótica realizado según la indicación de la FDA para la endoprótesis Wingspan", anotó Alexander en un comunicado de prensa de la asociación.

Los resultados "son importantes para determinar si unas prácticas más seguras de administración de endoprótesis, y unas tasas más bajas de complicaciones del tratamiento en sí, acabaron en unos mejores resultados para los pacientes un año después", dijo. Según Alexander, "las endoprótesis intracraneales podrían ofrecer una alternativa cuando la terapia [farmacológica] y otros tratamientos han fracasado".

De acuerdo con Elkind, presidente de la AHA, los nuevos hallazgos también podrían "conducir a futuros ensayos que usen [la] endoprótesis Wingspan o quizá otras endoprótesis. Es probable que la tecnología siga evolucionando".

Enfatizó que los pacientes del nuevo estudio fueron "seleccionados cuidadosamente", así que es demasiado pronto para decir si un "grupo más amplio de pacientes" obtendrían el mismo beneficio.

El Dr. Andrew Rogove es director de servicios del ACV del Hospital de Southside en Bay Shore, Nueva York. Al leer los nuevos hallazgos, se mostró de acuerdo en que se necesitan más estudios, pero "si es seguro y efectivo, el uso de las endoprótesis intracraneales podría reducir la tasa de ACV en pacientes con una aterosclerosis grave dentro de las arterias del cerebro".

Más información

El Instituto Nacional de Trastornos Neurológicos y Accidentes Cerebrovasculares de EE. UU. tiene más información sobre el ACV.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2020, HealthDay

logo

Comparte tu opinión