¿Se recetan antihistamínicos a demasiados niños?

¿Se recetan antihistamínicos a demasiados niños?

MARTES, 30 de julio de 2019 (HealthDay News) -- Muchos médicos de EE. UU. son mucho menos propensos a recomendar medicamentos para la tos y el resfriado a los niños pequeños desde que los expertos lo desaconsejaron en 2008, muestra una investigación reciente.

Esa es la buena noticia. ¿Y la mala noticia?

Los médicos son incluso más propensos a recomendar antihistamínicos a los niños menores de 12 años con resfriados, a pesar del hecho de que proveen pocos beneficios conocidos, apuntaron los investigadores de la Universidad de Rutgers, en Nueva Jersey.

"Los antihistamínicos sedantes como la difenhidramina [Benadryl] quizá tenga un pequeño efecto en algunos síntomas del resfriado en los adultos", apuntó el autor principal del estudio, el Dr. Daniel Horton, profesor asistente de pediatría en la Facultad de Medicina Robert Wood Johnson de la Rutgers.

"Pero hay pocas evidencias de que los antihistamínicos en realidad ayuden a los niños con resfriado a sentirse mejor o a recuperarse antes. Pero sí sabemos que esos medicamentos pueden hacer que los niños sientan sueño, y que algunos niños se muestren bastante hiperactivos", advirtió Horton en un comunicado de prensa de la universidad.

Hace poco más de una década, la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) de EE. UU. desaconsejó los medicamentos para la tos y el resfriado para los niños menores de 2 años, debido a preocupaciones sobre la seguridad y a unos beneficios inciertos. Luego, la Academia Americana de Pediatría (American Academy of Pediatrics) desaconsejó los medicamentos para la tos y el resfriado para los niños menores de 6 años.

"Las familias con frecuencia tratan a las infecciones respiratorias de los niños con medicamentos para la tos y el resfriado, algunos de los cuales incluyen ingredientes opioides, como la codeína o la hidrocodona. Pero hay pocas pruebas de que esos medicamentos alivien de forma efectiva los síntomas de los niños pequeños", explicó Horton.

"Además, muchos medicamentos para la tos y el resfriado tienen ingredientes múltiples, lo que aumenta las probabilidades de una sobredosis accidental grave cuando se combinan con otros productos", añadió.

En el estudio, los investigadores analizaron más de 3 mil millones de visitas de niños a clínicas y departamentos de emergencias de EE. UU. entre 2002 y 2015. Encontraron que los médicos indicaron un total de unos 95.7 millones de medicamentos para la tos y el resfriado, de los cuales un 12 por ciento contenían opioides.

Después de la recomendación de la FDA, hubo una reducción del 56 por ciento en las recomendaciones de los médicos de medicamentos no opioides para la tos y el resfriado para niños menores de 2 años, y una reducción del 68 por ciento en las recomendaciones de medicamentos que contenían opioides para niños menores de 6 años.

Pero los investigadores también encontraron un aumento del 25 por ciento en las recomendaciones de los médicos de antihistamínicos para tratar infecciones respiratorias en niños menores de 12 años.

"Es agradable ver que los médicos siguen el consejo de evitar los medicamentos para la tos y el resfriado para los niños, pero cambiar a los antihistamínicos no es necesariamente una mejora", lamentó el coautor del estudio, el Dr. Brian Strom, rector de Ciencias Biomédicas y de la Salud de la Rutgers.

El estudio se publicó el 29 de julio en la revista JAMA Pediatrics.

Más información

La Academia Americana de Pediatría ofrece más información sobre los remedios para la tos y los resfriados.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2019, HealthDay

logo

Comparte tu opinión