Purdue se declara en bancarrota debido a las demandas por la crisis de opioides, y muchos estados se oponen

Purdue se declara en bancarrota debido a las demandas por la crisis de opioides, y muchos estados se oponen

LUNES, 16 de septiembre de 2019 (HealthDay News) -- Purdue Pharma, fabricante de OxyContin, ha declarado la bancarrota según el Capítulo 11, iniciando lo que podría ser una feroz batalla en docenas de estados que esperan recuperar miles de millones que han gastado en la lucha contra la crisis de opioides.

Como reportó el The New York Times, hay más de 2,600 demandas federales y estatales pendientes contra Purdue, y el gigante farmacéutico ha propuesto una resolución como parte de su declaración de bancarrota. La medida fue aprobada la noche del domingo por la junta de directores de Purdue.

Pero un grupo de 26 estados se ha negado a zanjar con Purdue según el acuerdo propuesto. Esto prepara el terreno para unas largas batallas legales entre los estados, Purdue y la rica familia Sackler, que es propietaria de la compañía, señaló el Times.

La primera batalla legal podría ocurrir incluso esta misma semana en White Plains, Nueva York, añadió el periódico.

En una declaración, el presidente de Purdue, Steve Miller, dijo que el acuerdo propuesto por la compañía "dedicará todos los bienes y recursos de Purdue al beneficio del público estadounidense. Este marco de acuerdo evita el desperdicio de cientos de millones de dólares y años de un largo litigio, y en su lugar ofrecerá miles de millones de dólares y unos recursos esenciales a las comunidades de todo el país que están intentando afrontar la crisis de los opioides".

Purdue espera reestructurarse después de la bancarrota, y en el proceso detener automáticamente los litigios civiles en su contra por la epidemia de opioides, según el Times.

El acuerdo requiere la disolución de Purdue Pharma y la formación de un nuevo "fideicomiso de beneficio público" que continuaría vendiendo OxyContin, el opioide de la firma, que es todo un éxito de ventas.

Los beneficios de la nueva compañía se usarían para pagar a los demandantes de la querella y para combatir a la epidemia de opioides mediante la investigación y el desarrollo de nuevos fármacos para tratar la adicción. Purdue también donaría los medicamentos en desarrollo para el tratamiento de la adicción y para revertir las sobredosis.

En su declaración, Purdue afirma que la compañía tiene un valor de 10 mil millones de dólares. Pero los estados opuestos al plan afirman que esa cifra es especulativa y que podría tardar años en materializarse. Y añaden que los Sackler planifican administrar otro negocio farmacéutico, una compañía británica llamada Mundipharma, hasta que la vendan. Por último, los estados afirman que zanjar las demandas mediante la venta continuada de OxyContin ayuda a que la familia Sackler en sí evite cualquier penalidad monetaria.

En una declaración, la familia Sackler dijo que sentía "una gran compasión por las víctimas de la crisis de opioides", reportó el Times. "Esperamos que, con el tiempo, las partes que todavía no lo respaldan al final cambien su enfoque a los recursos críticos que el acuerdo provee a las personas y problemas que los necesitan".

La declaración del Capítulo 11 ocurrió apenas un día después de que la fiscal general de Nueva York, Letitia James, anunciara evidencias de casi mil millones de dólares en transferencias bancarias no divulgadas de Purdue a cuentas privadas de los miembros de la familia Sackler.

En una declaración publicada a principios de mes sobre el acuerdo de bancarrota propuesto, el fiscal general de Connecticut, William Tong, dijo que "no puedo hablar por otros estados ni divulgar negociaciones confidenciales, pero Connecticut no ha aceptado ningún acuerdo. El alcance y la escala del dolor, la muerte y la destrucción que Purdue y los Sackler han provocado supera con creces a cualquier cosa que se haya ofrecido hasta ahora".

Desde 1999, más de 200,000 personas han fallecido por sobredosis de opioides recetados, según las estadísticas federales. Otras 200,000 han muerto por sobredosis de opioides ilícitos, como la heroína y el fentanilo.

Más información

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE. UU. tienen más información sobre la epidemia de opioides.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2019, HealthDay

logo

Comparte tu opinión