¿Pueden las cirugías mayores provocar un 'deterioro cerebral' a largo plazo?

¿Pueden las cirugías mayores provocar un 'deterioro cerebral' a largo plazo?

JUEVES, 8 de agosto de 2019 (HealthDay News) -- Antes de una cirugía, típicamente uno recibe advertencias sobre los riesgos como el sangrado y la infección, pero una nueva investigación sugiere que los problemas con el pensamiento o la memoria pueden aparecer con frecuencia tras una cirugía mayor.

El estudio encontró que las personas que se habían sometido a cirugía tenían un mayor riesgo de un pequeño deterioro a largo plazo en la función cognitiva años más tarde. La función cognitiva es la capacidad de pensar, razonar y recordar.

Después de una cirugía, las personas tuvieron casi el doble de riesgo de desarrollar un deterioro cognitivo "sustancial" durante las dos décadas del estudio.

Pero no hay motivo para el pánico, añadieron los investigadores.

"Nuestros datos sugieren que, en promedio, la cirugía mayor se asocia solo con una pequeña 'afección' cognitiva, y aunque el riesgo de un deterioro cognitivo sustancial se duplicó, esto solo afectó a un pequeño número de pacientes", comentó el autor sénior del estudio, el Dr. Robert Sanders. Sanders es profesor asociado en el departamento de anestesiología de la Universidad de Wisconsin, en Madison.

Los investigadores también notaron que las personas admitidas al hospital y tratadas con medicamentos (las "admisiones médicas") en lugar de cirugía tenían un deterioro incluso más grande en sus habilidades de pensamiento.

Como los hallazgos se basaron en unas pruebas repetidas que midieron una amplia variedad de habilidades del pensamiento, los científicos no pueden decir si estos hallazgos serían notados por la mayoría de las personas, aunque Sanders sospecha que no sería obvio.

Los autores del estudio dijeron que los cambios que notaron con el tiempo en el pensamiento, la memoria y el razonamiento probablemente equivalían a unos cinco meses de envejecimiento del cerebro.

Sanders indicó que los investigadores no saben cómo la cirugía podría afectar a la función del cerebro, y este estudio no se diseñó para determinar una relación causal. Pero la inflamación, los mini accidentes cerebrovasculares (ACV) y los medicamentos que se administran en el momento de la cirugía podrían ser factores, añadió. También se ha sospechado de la anestesia, pero Sanders apuntó que otros estudios recientes no han encontrado una conexión.

El estudio aparece en la edición en línea del 7 de agosto de la revista BMJ.

La Dra. Carol Brayne, coautora de un editorial publicado junto con el estudio, que trabaja en la Universidad de Cambridge, en Inglaterra, señaló que probablemente haya múltiples factores implicados. "Algunos se relacionan con quién se está sometiendo a la cirugía y por qué motivo, y algunos con la naturaleza del proceso, desde la anestesia hasta la cirugía en sí, y luego con los aspectos postoperatorios. Todo esto también se interrelaciona", explicó.

Ambos expertos afirmaron que el vínculo entre la cirugía y el envejecimiento cerebral posterior es algo que se debe tomar en cuenta antes de la cirugía, aunque es probable que los beneficios de un procedimiento superen a cualquier riesgo de cambios futuros en el pensamiento.

El estudio observó los datos de más de 7,500 funcionarios públicos británicos. Los participantes se inscribieron inicialmente en el estudio en 1985, cuando tenían de 35 a 55 años. Entre 1997 y 2016, recibieron hasta cinco pruebas para medir las habilidades de pensamiento, como la memoria, el razonamiento y la fluidez verbal.

Durante el periodo de seguimiento, hubo más de 4,500 operaciones y poco más de 4,300 admisiones médicas al hospital. Además, 151 personas sufrieron un ACV.

Los investigadores controlaron los datos para tomar en cuenta el deterioro relacionado con la edad en la función cerebral previsto. Además de descubrir que la cirugía se vinculaba con un deterioro más rápido en la función cerebral, los investigadores encontraron que una admisión médica al hospital se vinculaba con 1.4 años adicionales de envejecimiento del cerebro. El ACV se vinculó con 13 años adicionales de envejecimiento del cerebro.

Unos deterioros sustanciales en el pensamiento ocurrieron en solo un 2.5 por ciento de las personas que no fueron admitidas al hospital, pero sucedieron en un 5.5 por ciento de los que se sometieron a una cirugía y en casi un 13 por ciento de los que fueron hospitalizados por motivos médicos.

Sanders dijo que los investigadores observaron muchos tipos de cirugía, y la mayoría plantearon un riesgo similar de declives en el pensamiento. Pero las cirugías de emergencia se asociaron con unos mayores declives en el pensamiento que los procedimientos que no fueron emergencias.

Tanto Sanders como Brayne dijeron que se necesita más investigación para tener una mejor comprensión de este problema, lo que podría en última instancia ayudar a hacer que las cirugías sean más seguras.

Más información

Para más información sobre los riesgos generales de someterse a cirugía, visite Stanford Health Care.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2019, HealthDay

logo

Comparte tu opinión