SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Info

Holadoctor usa cookies para analizar el tráfico de este sitio. La información sobre el uso que le da a nuestro sitio es compartida con Holadoctor y algunos terceros para ese propósito. Al aceptar, está usted de acuerdo con nuestra política de cookies. Vea los detalles aquí.

ACEPTAR
Cerrar

Muchos pacientes con insuficiencia cardiaca podrían reducir el uso de diuréticos de forma segura

VIERNES, 31 de mayo de 2019 (HealthDay News) -- La insuficiencia cardiaca es una dolencia común que afecta a los estadounidenses mayores, y muchos toman unos medicamentos llamados diuréticos para deshacerse de la acumulación de líquido excesivo en el cuerpo, que puede dificultar la respiración.

Ahora, un equipo de investigadores brasileños afirma que, en algunos casos, los pacientes con insuficiencia cardiaca estable pueden dejar de tomar diuréticos de forma segura.

"A los pacientes no les gusta usar diuréticos porque sienten que deben permanecer en casa para usar el baño, y sufren calambres", anotó el investigador principal del estudio, el Dr. Luis Rohde, de la Universidad Federal de Rio Grande do Sul en Porto Alegre, Brasil.

"Poder dejar de tomar estos medicamentos alegraría a los pacientes", aseguró, y el nuevo estudio sugiere que con frecuencia se puede hacer de forma segura.

Un experto de EE. UU. que revisó los nuevos hallazgos enfatizó que los diuréticos son clave en la atención de la insuficiencia cardiaca.

"La insuficiencia cardiaca congestiva es una de las dolencias crónicas más comunes en Estados Unidos, y se caracteriza principalmente por la sobrecarga de volumen (de fluidos)", explicó el Dr. Mohammed Imam. En la insuficiencia cardiaca, un corazón dañado o debilitado no bombea la sangre con tanta eficiencia como debería.

"Durante décadas, los diuréticos han sido el pilar del tratamiento", dijo Imam, director de cirugía cardiotorácica en el Instituto del Corazón del Hospital de la Universidad de Staten Island, en la ciudad de Nueva York. Los diuréticos ayudan a los pacientes con insuficiencia cardiaca a reducir el exceso de fluidos, que puede provocar falta de aire, hinchazón en las piernas, tos y aumento de peso.

Pero el equipo brasileño anotó que estudios anteriores también han encontrado que el uso a largo plazo de los diuréticos se vincula con peores resultados en los pacientes.

¿Se puede reducir el uso de diuréticos de forma segura? Para averiguarlo, el equipo de Rohde monitorizó los resultados de 188 pacientes de Brasil que tenían insuficiencia cardiaca crónica estable que tomaban el diurético furosemida.

Se eligió a los pacientes al azar para seguir tomando el fármaco (el grupo de "mantenimiento") o para comenzar a tomar un placebo inactivo en su lugar (el grupo de "retirada"). Los pacientes no sabían si seguían o no tomando furosemida.

A lo largo de los 90 días siguientes, no hubo diferencias entre los dos grupos en la falta de aire reportada por los pacientes, informó el equipo.

Además, 72 pacientes (un 75 por ciento) en el grupo de la retirada y 78 pacientes (un 84 por ciento) en el grupo de mantenimiento no tuvieron que reutilizar furosemida durante el seguimiento de 90 días, señalaron los autores del estudio. Los hallazgos se reportaron esta semana en una reunión de la Sociedad Europea de Cardiología (European Society of Cardiology), en Atenas, Grecia.

"Los pacientes con insuficiencia cardiaca tienen que tomar muchas pastillas para la insuficiencia cardiaca y para [otras enfermedades], como la diabetes y la hipertensión", comentó Rohde en un comunicado de prensa de la sociedad. "Retirar un medicamento que ya no es necesario debería hacer que tomar los necesarios resulte más fácil", añadió.

Según la autora sénior del estudio, Andreia Biolo, "los resultados muestran que los pacientes con insuficiencia cardiaca estable que dejan de tomar diuréticos no tienen más (falta de aire) que los que siguen tomando los fármacos". Biolo también trabaja en la Universidad Federal de Rio Grande do Sul.

"La retirada tampoco conduce a una mayor reutilización de diuréticos: [solo] alrededor de un 20 por ciento de los pacientes de ambos grupos necesitaron tomar más, presuntamente para el alivio de los síntomas", anotó Biolo en el comunicado de prensa.

En general, el estudio también encontró que "a los pacientes se les puede dar un seguimiento de la forma usual", dijo. "Y como hacemos ahora, se debe educar a los pacientes para que busquen ayuda médica si les falta el aire, presentan edema [hinchazón] o tienen un aumento de peso repentino, que indica retención de fluidos".

Pero Imam no se mostró convencido de que se pueda eliminar los diuréticos tan fácilmente.

En su experiencia, "incluso si los pacientes se saltan unas pocas dosis, presentan síntomas recurrentes, y se sienten mejor casi de inmediato al volver a tomarlos, incluso los pacientes con insuficiencia cardiaca estable", enfatizó.

Imam cree que el estudio "es una desviación radical respecto a las ideas tradicionales, y la mayoría de los profesionales clínicos… continuarían usando diuréticos para tratar la insuficiencia cardiaca congestiva estable".

Pero los hallazgos brasileños animaron más a otro especialista en insuficiencia cardiaca de EE. UU.

El Dr. Marrick Kukin es director de atención de la insuficiencia cardiaca en el Hospital Lenox Hill, en la ciudad de Nueva York. Se mostró de acuerdo en que "retirar los diuréticos a los pacientes de insuficiencia cardiaca es una meta importante".

Kukin dijo que "si se puede hacer de forma segura, los pacientes se sienten más cómodos (al orinar menos), y hay menos peligro para los riñones".

Pero en el nuevo estudio participó un número relativamente bajo de pacientes, así que quizá se necesite un ensayo más grande para resolver esas preguntas. Los hallazgos presentados en reuniones médicas por lo general también se consideran preliminares hasta que se publican en una revista revisada por profesionales.

Mientras tanto, utilizar un método más sutil para los diuréticos quizá sea lo que mejor funcione, cree Kukin.

"En mi práctica, con los pacientes experimentados que pueden reconocer los síntomas y que se pesan a diario, los empodero para que tomen sus propias decisiones diarias respecto a los diuréticos", dijo.

Aunque quizá una dosis "fija" de diuréticos a largo plazo no sea necesaria, el ensayo brasileño no dio a los pacientes la flexibilidad de "realizar ajustes diarios" en la dosis de diuréticos que quizá necesiten, anotó Kukin. Ese es el mejor camino para muchos pacientes con insuficiencia cardiaca, sugirió.

Más información

El Instituto Nacional del Corazón, los Pulmones y la Sangre de EE. UU. tiene más información acerca de la insuficiencia cardiaca.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2019, HealthDay

logo

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad