Muchos de los que más necesitan el antídoto para una sobredosis de opioides no pueden permitírselo

LUNES, 22 de agosto de 2022 (HealthDay News) -- La naloxona es un antídoto para la sobredosis de opioides que salva vidas, pero quizá su precio sea demasiado alto para los más vulnerables a una muerte relacionada con los opioides, encuentra un estudio reciente.

Entre 2014 y 2018, el costo de la naloxona aumentó en un 500 por ciento para las personas sin seguro, mientras que los costos de desembolso del medicamento se redujeron en un 26 por ciento para las personas aseguradas, informaron los investigadores.

Muchos de los que más necesitan el antídoto para una sobredosis de opioides no pueden permitírselo

Los asegurados pagaban un costo promedio de 27 dólares en 2014, pero esto se había reducido a 18 dólares en 2018. Para las personas sin seguro, los precios aumentaron de 35 a 250 dólares, encontraron los investigadores.

"Las políticas federales y estatales se han dirigido de forma regular a las barreras legales para el acceso a la naloxona, y se ha puesto menos énfasis en las barreras financieras", señaló el autor del estudio, Evan Peet, economista de RAND Corp., una organización de investigación sin fines de lucro. "Estos resultados proveen evidencias de que aunque el acceso a la naloxona ha mejorado, los costos de desembolso siguen siendo un impedimento significativo, sobre todo para las personas sin seguro".

Para estudiar la tendencia de los costos de desembolso, los investigadores de RAND y de la Universidad del Sur de California observaron a más de 700,000 expedientes de recetas de naloxona de más de un 70 por ciento de las farmacias minoristas de EE. UU. Estudiaron los años de 2010 a 2018, un periodo en que las recetas del fármaco aumentaron de forma significativa, al pasar de 11,432 recetas de naloxona surtidas en 2010 a 386,249 en 2018.

Aunque muchos estados habían adoptado leyes para facilitar la emisión de recetas y el surtido del medicamento, el equipo de la investigación encontró una distribución desigual. Las recetas surtidas aumentaron de forma sustancial entre los asegurados a partir de 2017, pero no entre los no asegurados.

Alrededor de un 20 por ciento de los adultos que tienen un trastorno por el uso de opioides carecen de un seguro. Casi un tercio de las muertes por sobredosis de opioides ocurren en personas que no tienen un seguro, anotaron los autores del estudio.

"El precio de la naloxona es casi sin duda un impedimento para una adopción más amplia entre las personas sin seguro", comentó Peet en un comunicado de prensa de la RAND. "Los legisladores que deseen ampliar más el acceso a la naloxona, en particular entre las personas sin seguro y vulnerables, deben prestar más atención a los costos de desembolso".

Los legisladores deben sopesar la implementación de subsidios de precio para las compras de naloxona, regular los copagos de las personas aseguradas y emitir cupones que se dirijan a las personas sin seguro para aumentar el uso del medicamento y prevenir las muertes por sobredosis de opioides, sugirió el equipo de la investigación.

Tanto los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE. UU. como el Instituto Nacional sobre el Abuso de Drogas de EE. UU. ayudaron a financiar el estudio. Los hallazgos se publicaron en la edición del 19 de agosto de la revista JAMA Health Forum.

Más información

El Departamento de Salud y Servicios Humanos de EE. UU. ofrece más información sobre la epidemia de opioides.

Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com


FUENTE: RAND Corp., news release, Aug. 19, 2022

¿Le ha sido útil esta página?


¿Le ha sido útil esta página?

Comparte tu opinión