COVID: los problemas cardíacos y pulmonares se pueden aliviar

COVID: los problemas cardíacos y pulmonares se pueden aliviar

En los pacientes con COVID-19 puede ocurrir un daño cardiaco y pulmonar a largo plazo, pero se podría aliviar con el tiempo, según un estudio reciente.

Un segundo estudio encontró que los pacientes con COVID-19 se recuperan más rápido si inician la rehabilitación lo antes posible tras salir del respirador o de la unidad de cuidados intensivos.

"La mala noticia es que las personas muestran un deterioro pulmonar por la COVID-19 semanas después del alta; la buena noticia es que el deterioro tiende a mejorar con el tiempo, lo que sugiere que los pulmones tienen un mecanismo para repararse a sí mismos", señaló la investigadora Sabina Sahanic, estudiante de un doctorado clínico de la Clínica Universitaria, en Innsbruck, Austria.

"Los hallazgos de este estudio muestran la importancia de implementar una atención de seguimiento estructurada para los pacientes con una infección grave con la COVID-19. Un punto importante es que la TC reveló un daño pulmonar en este grupo de pacientes que no fue identificado mediante las pruebas de la función pulmonar", apuntó.

Ambos estudios fueron presentados en una reunión virtual de la Sociedad Respiratoria Europea (European Respiratory Society).

La investigación de Sahanic incluyó a 86 pacientes hospitalizados con COVID-19 en Austria, que se inscribieron entre el 29 de abril y el 9 de junio.

Los pacientes, con una edad promedio de 61 años, fueron evaluados a las seis, las 12 y las 24 semanas tras salir del hospital. En la primera visita, más de la mitad tenían al menos un síntoma persistente, principalmente falta de aliento y tos. Las TC mostraron que un 88 por ciento todavía tenían daños en los pulmones.

En la segunda visita a las 12 semanas, los síntomas de los pacientes habían mejorado, y un 56 por ciento tenían señales de daños pulmonares. Los hallazgos de la evaluación a las 24 semanas todavía no están disponibles.

"Saber cómo los pacientes han sido afectados a largo plazo por el coronavirus podría permitir que los síntomas y el daño pulmonar se tratan mucho antes, y podría tener un impacto significativo en las recomendaciones y consejos médicos futuros", dijo Sahanic en un comunicado de prensa de la reunión.

El otro estudio incluyó a 19 pacientes con una COVID-19 grave. Pasaron en promedio tres semanas en cuidados intensivos y dos semanas en la sala pulmonar antes de ser transferidos a una clínica para unas tres semanas de rehabilitación pulmonar.

Una prueba de caminar evaluó su progreso semanal. Al inicio de la rehabilitación, podían caminar apenas un promedio de un 16 por ciento de la distancia que deberían lograr caminar si estuvieran sanos.

Ese promedio aumentó a un 43 por ciento tras tres semanas de rehabilitación. Aunque es una mejora significativa, sigue estando muy por debajo del nivel normal, anotaron los investigadores.

"El hallazgo más importante es que los pacientes que fueron admitidos a rehabilitación pulmonar poco después de salir de cuidados intensivos progresaron más rápido que los que pasaron un periodo más largo en la sala pulmonar, donde permanecieron inactivos", comentó la autora del estudio, Yara Al Chikhanie, estudiante doctoral de la clínica de rehabilitación pulmonar de Dieulefit Santé y el Laboratorio Hp2, en la Universidad de Grenoble Alpes, en Francia.

"Mientras antes comenzó la rehabilitación y más tiempo duró, más rápida y mejor fue la recuperación de las capacidades de caminar y respirar, y el aumento en la musculatura, de los pacientes", comentó Al Chikhanie en el comunicado.

Los pacientes que comenzaron la rehabilitación en la semana tras salir del ventilador progresaron más rápido que aquellos que fueron admitidos tras dos semanas, añadió. Pero qué tan pronto se puede comenzar la rehabilitación depende de en qué momento sus médicos consideran que están médicamente estables.

"A pesar de una mejora significativa, el periodo promedio de tres semanas en rehabilitación no fue suficiente para que se recuperaran del todo", señaló Al Chikhanie.

Los datos y las conclusiones presentados en reuniones en general se consideran preliminares hasta que los revisen los profesionales para su publicación en una revista médica.

Comparte tu opinión