Los primeros pasos tras un diagnóstico de diabetes

Los primeros pasos tras un diagnóstico de diabetes

JUEVES, 7 de marzo de 2019 (HealthDay News) -- Cuando a alguien le diagnostican diabetes, es probable que el médico inicie un programa para reducir el azúcar en la sangre y ayudar a la insulina a funcionar de forma más eficiente, un régimen que podría incluir una dieta modificada, ejercicio y quizá medicamentos.

Iniciar (o intensificar) un programa de ejercicio puede ser el más difícil de todos esos cambios en el estilo de vida. Las directrices típicas sobre el ejercicio para ayudar a gestionar la diabetes tipo 2 recomiendan 150 minutos a la semana de ejercicio aeróbico de moderado a vigoroso, y además entrenamiento en fuerza dos o tres días.

Cumplir esas metas, sobre todo hacer 30 minutos de ejercicio la mayoría de días, es difícil para las personas que no están acostumbradas a hacer ejercicio. Y, lamentablemente, muchas personas con diabetes son sedentarias. Pero un estudio publicado en la revista Diabetes Care encontró una alternativa que podría ser menos difícil y más efectiva.

El estudio observó si unas sesiones cortas pero muy frecuentes de caminar o de entrenamiento en resistencia (tres minutos cada media hora durante un día laboral de ocho horas) podía mejorar la salud de los diabéticos.

En el estudio sobre caminar, los participantes caminaron en una cinta caminadora llana a un paso de dos millas (3.2 kilómetros) por hora en cada una de sus 16 sesiones de tres minutos (alrededor de 1/10 de milla [0.16 KM] o de 200 a 250 pasos, dependiendo de la longitud del paso).

En el entrenamiento de fuerza, cada sesión de tres minutos incluyó segmentos de 20 segundos alternando medias sentadillas, levantamientos de pantorrillas, contracciones de glúteos y levantamientos alternos de rodillas, usando solo el peso corporal del propio participante.

Los investigadores encontraron que el método mejoró muchos de los marcadores de salud de los participantes, entre ellos el azúcar en la sangre y la insulina. Aunque 48 minutos de ejercicio al día es más que los mínimos de las directrices, las mini sesiones en sí son menos agotadoras que una sola sesión de ejercicio de 30 minutos. Además, levantarse cada media hora puede ayudar a superar los peligros de estar sentado durante largas horas.

Ya sea que camine, haga entrenamiento en fuerza o una mezcla de ambos, este método también es un gran primer paso para incorporar el ejercicio en su vida y tener la confianza de adoptar otras actividades para la aptitud física.

Más información

Para más información sobre cómo caminar para hacer ejercicio, visite la Asociación Americana de la Diabetes (American Diabetes Association).


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2019, HealthDay

logo

Comparte tu opinión