Los cigarrillos electrónicos con sabores a postres les gustan a los adultos, no solo a los adolescentes, según un estudio

Los cigarrillos electrónicos con sabores a postres les gustan a los adultos, no solo a los adolescentes, según un estudio

MARTES, 10 de marzo de 2020 (HealthDay News) -- La Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) de EE. UU. está ejecutando una prohibición que ya se había emitido contra los cartuchos para cigarrillos electrónicos con sabores dulces, una medida que busca combatir la epidemia de vapeo entre los jóvenes, que podría tener unas consecuencias más amplias.

Pero resulta que a los adultos también les gustan los cigarrillos electrónicos con sabores a postres, encontraron investigadores del Colegio de Medicina de la Universidad Estatal de Pensilvania (Penn State).

"Nuestros datos muestran que los sabores no son populares solo entre los jóvenes, sino también entre los adultos", señaló la autora principal, la Dra. Ping Du, profesora asociada de medicina y ciencias de la salud pública.

"Muchos de los participantes de nuestro estudio indicaron que usaban los cigarrillos electrónicos como medio para dejar de fumar o evitar las recaídas, y esos sabores podrían ser parte del motivo de que al final acaben usando los cigarrillos electrónicos a largo plazo", planteó.

En el estudio, los investigadores compararon los resultados de encuestas en línea realizadas entre los usuarios de cigarrillos electrónicos entre 2012 y 2014 y entre 2017 y 2019. Ambas encuestas pidieron a los participantes que dijeran cuál era su sabor de líquido preferido. Los hallazgos se basan en las respuestas de 383 participantes de 22 a 75 años.

Sus preferencia por los sabores a tabaco tradicional, mentol y menta se redujeron, mientras que las preferencias por los sabores a chocolate, caramelo y otros dulces aumentaron. Alrededor de un 50 por ciento de los encuestados indicaron que encontrarían una forma de comprar los cigarrillos electrónicos aunque se prohibieran en el mercado de EE. UU.

Jonathan Foulds, coautor del estudio y profesor de ciencias de la salud pública, anotó que la mayoría de los encuestados usaban cigarrillos electrónicos de cápsulas. A pesar de la prohibición federal de las cápsulas de sabores, anotó que esos usuarios pueden seguir comprando líquidos para los cigarrillos electrónicos con sabores en botellas, y quizá obtener los sabores en vapeadores desechables. Los medios sociales y los sitios web facilitan que los usuarios obtengan productos no regulados.

"Las adiciones de sabores no autorizados o comprar productos en la calle es peligroso para la salud personal, dado que no sabemos qué sustancias contienen esos productos", advirtió Du en un comunicado de la Penn State.

"No sabemos cuáles serán los efectos de esta nueva política a largo plazo, pero las evidencias que hemos recolectado señalan que los adultos que son usuarios de cigarrillos electrónicos a largo plazo con una preferencia por unos sabores más dulces podrían enfrentarse a riesgos de salud al intentar obtener o producir sus sabores preferidos", advirtió.

A pesar de las limitaciones de la ejecución de la prohibición, Du y Foulds dijeron que las restricciones podrían prevenir que las personas que no son usuarias adquieran el hábito de vapear.

El estudio se publicó hace poco en Annals of the American Thoracic Society.

More información

El Instituto Nacional sobre el Abuso de Drogas de EE. UU. ofrece más información sobre los cigarrillos electrónicos.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2020, HealthDay

logo

Comparte tu opinión