Los adultos mayores que están en la UCI cardiaca necesitan una gestión especial

Los adultos mayores que están en la UCI cardiaca necesitan una gestión especial

JUEVES, 12 de diciembre de 2019 (HealthDay News) -- Las personas mayores que están en la unidad de cuidados intensivos (UCI) cardiaca podrían sufrir delirio y otros problemas si los médicos solo se enfocan en su corazón, advierte una nueva declaración científica de la Asociación Americana del Corazón (American Heart Association, AHA).

Los adultos mayores en la UCI cardiaca necesitan una atención distinta que la de los pacientes más jóvenes, según la declaración. Es probable que estén frágiles, que tengan otras afecciones médicas y que usen medicamentos múltiples.

"Tratar al paciente completo, es decir, considerar a todo su perfil de salud, en lugar de enfocarse solo en su evento cardiovascular agudo, es esencial para lograr los mejores resultados posibles en los pacientes geriátricos con una enfermedad cardiovascular aguda", comentó en un comunicado de prensa de la AHA el presidente del grupo de redacción de la declaración, el Dr. Abdulla Damluji.

Damluji es cardiólogo y profesor asistente de medicina de la Facultad de Medicina de la Universidad de Johns Hopkins, en Baltimore.

Los adultos mayores en la UCI cardiaca con frecuencia tienen dificultades emocionales y físicas debido a las luces intensas, el ruido, los medicamentos nuevos, los catéteres urinarios, los cambios en la dieta y las interrupciones en el sueño.

"Para los adultos mayores vulnerables que quizá ya estén experimentando un deterioro cognitivo, el ambiente de la unidad de cuidados intensivos cardiaca podría mermar unas habilidades de afrontamiento que quizá ya sean limitadas, y podría conducir al delirio", señaló Damluji.

El delirio es común en los pacientes críticamente enfermos y aumenta el riesgo de morir en el hospital.

"Reducir el nivel de sedación en los pacientes mayores podría ayudar a mitigar el delirio. Pero se necesita más investigación para comprender del todo la mejor forma de tratar esta afección en el contexto de la enfermedad cardiovascular aguda", planteó Damluji.

Muchos pacientes mayores están frágiles cuando son admitidos a la UCI cardiaca, y el reposo en cama extendido puede empeorar su fragilidad. Esto puede conducir a una mala tolerancia a los medicamentos, y a un aumento en el riesgo de caídas, una función cardiaca debilitada y úlceras de decúbito.

Sacar de la cama a los pacientes cardiacos mayores lo antes posible y animarlos a que se muevan puede conservar la fuerza, mejorar la capacidad de caminar y resultar en que pasen menos tiempo en la unidad de cuidados intensivos cardiaca, según la AHA.

Otro problema potencial de los pacientes mayores de la UCI cardiaca es que toman, en promedio, 12 fármacos recetados. Esto aumenta el riesgo de efectos secundarios nocivos e interacciones dañinas. Los pacientes mayores podrían beneficiarse de la suspensión de algunos de sus medicamentos, si esto resulta adecuado, según la declaración.

"Las estrategias para lograr un método de atención integral para cada paciente siguen siendo una meta importante para mejorar la atención de los pacientes mayores en la unidad de cuidados intensivos cardiaca", añadió Damluji.

La declaración se publicó el 9 de diciembre en la revista Circulation.

Más información

El Instituto Nacional Sobre el Envejecimiento de EE. UU. tiene más información sobre la salud cardiaca y el envejecimiento.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2019, HealthDay

logo

Comparte tu opinión