Las frutas y las verduras son una receta para el bienestar mental de los jóvenes

MARTES, 28 de septiembre de 2021 (HealthDay News) -- Los adolescentes que comen muchas frutas y verduras son propensos a disfrutar de una mejor salud mental.

Esa es la conclusión clave de un nuevo estudio, que también vinculó un desayuno y un almuerzo nutritivos con el bienestar emocional de los niños de todas las edades.

Las frutas y las verduras son una receta para el bienestar mental de los jóvenes

"Este estudio provee la primera perspectiva sobre cómo el consumo de frutas y verduras afecta a la salud mental de los niños, y contribuye a las evidencias emergentes sobre la comida y el estado de ánimo", comentó Sumantra Ray, director ejecutivo del Centro Global de Nutrición y Salud NNEdPro de Cambridge, en Reino Unido.

Una mala salud mental es un problema creciente entre todos los jóvenes, porque los problemas con frecuencia persisten en la adultez, lo que conduce a un rendimiento bajo y una peor calidad de vida, según los autores del estudio.

Enel estudio, que se publicó en la edición en línea del 27 de septiembre de la revista BMJ Nutrition Prevention & Health,, los investigadores recolectaron los datos de 10,800 estudiantes de Reino Unido que participaron en una encuesta de 2017 enfocada en el bienestar.

La encuesta encontró que:

  • Alrededor de un 25 por ciento de los estudiantes de secundaria y un 29 por ciento de los de primaria comían las cinco porciones diarias de frutas y verduras que se recomiendan, mientras que un 10 y un 9 por ciento, respectivamente, no comían ninguna.
  • Más o menos un 21 por ciento de los estudiantes mayores y un 12 por ciento de los niños más pequeños bebían una bebida no energética o nada para desayunar, y cerca de un 12 por ciento de los estudiantes de secundaria no almorzaban.
  • Unas cantidades más altas de frutas y verduras se vinculaban de forma significativa con unas mejores puntuaciones de salud mental: mientras más alto era el consumo, más alta era la puntuación.
  • Comer un desayuno completo, y no solo un refrigerio, barrita de desayuno o bebida energética, también se vinculó con una mejor salud mental. Desayunar solo con una bebida energética se vinculó con unas puntuaciones bajas de salud mental.
  • No almorzar se asoció con unas puntuaciones más bajas de salud mental que llevarse el almuerzo desde casa.
  • Los niños más pequeños que comenzaban el día con un refrigerio o una bebida no energética también tenían unas puntuaciones más bajas de salud metal, al igual que los que no desayunaban.

En comparación con comer un almuerzo empacado, comer la comida escolar se vinculó con unas puntuaciones más bajas de salud mental, aunque esto no alcanzó la significación estadística, señalaron los investigadores.

Ailsa Welch, profesora de epidemiología nutricional de la Universidad de East Anglia, en Reino Unido, dirigió el estudio.

Su equipo anotó que la importancia de una buena nutrición para el crecimiento y el desarrollo en la niñez está bien establecida.

"Nuestro estudio amplía estas evidencias anteriores que encuentran que la nutrición también tiene mucha relevancia para el bienestar mental infantil", concluyeron los autores.

"Como un factor potencialmente modificable, tanto a nivel individual como social, la nutrición quizá por tanto represente un importante objetivo de salud pública para las estrategias que abordan el bienestar mental en la niñez", explicaron los investigadores en un comunicado de prensa de la revista.

Más información

Aprenda más sobre los niños y la nutrición en la Academia Estadounidense de Médicos de Familia (American Academy of Family Physicians).

Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

FUENTE: BMJ Nutrition Prevention & Health, news release, Sept. 27, 2021

Comparte tu opinión