La vacuna contra la gripe de dosis alta no es mejor para los pacientes cardiacos

La vacuna contra la gripe de dosis alta no es mejor para los pacientes cardiacos

JUEVES, 10 de diciembre de 2020 (HealthDay News) -- Recibir una vacuna contra la gripe de dosis alta en lugar de una dosis regular no reduce de forma adicional el riesgo de complicaciones graves de la gripe, hospitalización o muerte en las personas con enfermedades cardiacas, muestra una investigación reciente.

Los hallazgos no cambian a las directrices establecidas. Los pacientes con enfermedad cardiaca y otras personas con enfermedades crónicas se benefician de la vacuna contra la gripe, y deben ponérsela cada año, según los autores del estudio, que fue financiado por el Instituto Nacional del Corazón, los Pulmones y la Sangre (NHLBI) de EE. UU.

"Ponerse una vacuna es incluso más importante de lo usual este año, ya que las personas con COVID-19 que contraen la gripe tienen un riesgo más alto de unas complicaciones más graves", señaló el coautor del estudio, el Dr. Lawton Cooper, de la división de ciencias cardiovasculares del instituto.

"Las personas deben seguir la orientación de su proveedor de atención de la salud respecto a cuál vacuna contra la gripe, de dosis alta o baja, es mejor para ellas, pero ponerse la vacuna contra la gripe es más importante que la dosis en particular", aclaró Cooper en un comunicado de prensa del NHLBI.

El estudio fue realizado a lo largo de tres temporadas de la gripe. Incluyó a más de 5,200 pacientes de 157 centros médicos de Estados Unidos y Canadá. Todos los pacientes habían tenido una hospitalización reciente por un problema cardiaco, entre ellos un ataque cardiaco en el año anterior, o insuficiencia cardiaca en los dos años anteriores.

Todos los pacientes tenían al menos un factor de riesgo adicional de enfermedad cardiaca, como tener a partir de 65 años, fumar, diabetes tipo 2, obesidad o enfermedad renal. La enfermedad arterial periférica o los antecedentes de accidentes cerebrovasculares fueron otros factores de riesgo conocidos.

Los pacientes recibieron la vacuna contra la gripe regular o de dosis alta. Al final del estudio, no hubo diferencias estadísticamente significativas en las hospitalizaciones y muertes entre ambos grupos: 883 hospitalizaciones relacionadas con el corazón o los pulmones y 92 muertes en el grupo de la dosis alta, y 846 hospitalizaciones por esos motivos y 78 muertes en el grupo de la dosis regular.

Muchos pacientes cardiovasculares con un riesgo alto no se vacunan en lo absoluto, apuntó el colíder del estudio, el Dr. Scott Solomon, profesor de medicina de la Facultad de Medicina de la Universidad de Harvard. "En cuanto a la reducción de las hospitalizaciones debidas a complicaciones cardiacas y pulmonares, simplemente vacunarse con cualquier vacuna contra la influenza podría reducir el riesgo de una forma sustancial en los pacientes con un riesgo alto", aseguró.

El estudio aparece en la edición en línea del 4 de diciembre de la revista Journal of the American Medical Association.

Más información

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE. UU. ofrecen más información sobre los pacientes cardiacos y la influenza.

Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

FUENTE: U.S. National Heart, Lung, and Blood Institute, news release, Dec. 4, 2020

Comparte tu opinión