La terapia con células madre muestra una promesa inicial contra la degeneración macular

La terapia con células madre muestra una promesa inicial contra la degeneración macular

JUEVES, 17 de enero de 2019 (HealthDay News) -- La degeneración macular relacionada con la edad (DMRE) es la principal causa de pérdida de la vista entre las personas mayores, y hay pocos tratamientos existentes.

Pero ahora, unos experimentos con cerdos y ratas sugieren que la terapia con células madre podría ayudar a controlar al menos una forma de la enfermedad.

Los resultados podrían conducir en breve a los primeros ensayos con humanos de esta terapia para la degeneración macular, según investigadores del Instituto Nacional del Ojo (NEI) de EE. UU.

Las ratas y los cerdos del estudio tenían atrofia geográfica, la forma "seca" avanzada de la enfermedad.

Un especialista ocular expresó un optimismo cauto sobre el nuevo informe.

"Esto podría conducir a una mejor función visual en las personas con degeneración macular relacionada con la edad de la forma seca, para la cual actualmente no hay cura", señaló el Dr. Mark Fromer, oftalmólogo en el Hospital Lenox Hill de la ciudad de Nueva York.

Pero a pesar de la promesa inicial de estos estudios con animales, "se necesitan ensayos con humanos para desarrollar esas nuevas técnicas punteras", dijo Fromer.

La nueva investigación fue dirigida por Kapil Bharti, director de la Unidad de Investigación Traslacional Ocular y de Células Madre del NEI. Su equipo usó células de sangre humana y, en el laboratorio, las convirtieron en lo que se conoce como células madre pluripotentes inducidas (células iPS, por sus siglas en inglés). Esas células pueden desarrollarse en cualquier tipo de célula del cuerpo.

Este caso, las células iPS (o iPSC) se programaron para que se convirtieran en células epiteliales del pigmento retiniano (RPE), el tipo de célula que muere en la etapa temprana de la DMRE.

Las células RPE son esenciales para la vista porque alimentan a los fotorreceptores, que son las células sensibles a la luz de la retina.

Según los investigadores del NEI, apenas 10 semanas después de que se implantaran unos "parches" especiales de células RPE derivadas de iPSC humanas en las retinas de cerdos y ratas, se habían integrado en la retina y funcionaban de forma adecuada.

Una preocupación importante con cualquier tipo de terapia con células madre es el riesgo de que las células se multipliquen de forma incontrolable y formen tumores. Pero un análisis genético de las células RPE derivadas de iPSC utilizado en este estudio no reveló ese tipo de mutación genética, aseguró el equipo de Bharti.

Y como se usan las células del propio paciente como la fuente de las células trasplantadas, esto "minimiza las probabilidades de rechazo [del trasplante]", explicó Bharti en un comunicado de prensa del NEI.

Basándose en estos resultados promisorios, ya se está planificando un ensayo en etapa inicial en humanos para evaluar la seguridad de la terapia de células madre. El ensayo comenzaría tras la aprobación de la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) de EE. UU., apuntaron los investigadores.

El Dr. Matthew Gorski, oftalmólogo en Northwell Health en Great Neck, Nueva York, concurrió en que "los resultados exitosos de este estudio son un paso importante para encontrar un tratamiento para ciertos tipos de degeneración macular".

Aun así, los experimentos realizados en animales no siempre dan resultado en los humanos, así que "habrá que completar muchos años más de experimentos antes de que podamos saber si esta tecnología se puede utilizar exitosamente para tratar la degeneración macular", comentó Gorski.

El estudio aparece en la edición del 16 de enero de la revista Science Translational Medicine.

Más información

Para más información, visite la American Macular Degeneration Foundation.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2019, HealthDay

logo

Comparte tu opinión