La sangre más antigua es igual de segura que la más reciente para las transfusiones

La sangre más antigua es igual de segura que la más reciente para las transfusiones

JUEVES, 26 de diciembre de 2019 (HealthDay News) -- Las transfusiones con glóbulos rojos frescos no es mejor que la que se realiza con glóbulos rojos más antiguos respecto a la reducción de la insuficiencia orgánica o la muerte en los niños gravemente enfermos, señala un estudio reciente.

Los hallazgos muestran que la práctica estándar de realizar las transfusiones con las células más antiguas es igual de segura y efectiva, según los investigadores.

Su estudio incluyó a más de 1,400 niños gravemente enfermos de 3 a 16 años en 50 centros médicos de Estados Unidos, Canadá, Francia, Italia e Israel.

La mitad recibió transfusiones con glóbulos rojos frescos almacenados por menos de siete días y la mitad recibió transfusiones con glóbulos rojos más antiguos almacenados durante 12 a 25 días.

Las tasas de una disfunción orgánica nueva o progresiva fueron de alrededor de un 20 por ciento entre los que recibieron los glóbulos rojos frescos, y de alrededor de un 18 por ciento entre los que recibieron los glóbulos rojos más antiguos. Las tasas de mortalidad fueron similares en ambos grupos.

El estudio, financiado en parte por el Instituto Nacional del Corazón, los Pulmones y la Sangre (NHLBI) de EE. UU., se publicó en la edición en línea del 10 de diciembre de la revista Journal of the American Medical Association.

"Nuestros hallazgos indican que los médicos no deben tener miedo a usar glóbulos rojos más antiguos en los niños gravemente enfermos", aseguró el investigador coprincipal, el Dr. Philip Spinella, investigador del Programa de Investigación Traslacional en Atención Crítica Pediátrica de la Facultad de Medicina de la Universidad de Washington, en St. Louis.

"Los que muestran una preferencia por los glóbulos rojos frescos quizá deban pensar en descontinuar esa práctica a menos que haya circunstancias atenuantes", añadió en un comunicado de prensa del NHLBI.

Los hallazgos también son una buena noticia para los bancos de sangre, que probablemente sientan menos presión para responder a las solicitudes de glóbulos rojos frescos, según Spinella.

Las transfusiones de glóbulos rojos se administran comúnmente a los niños muy enfermos con afecciones como los traumatismos, la quimioterapia para el cáncer, el sangrado durante la cirugía, y afecciones crónicas como la enfermedad de las células falciformes y la talasemia.

Hacer primero transfusiones con los glóbulos rojos más antiguos de su inventario es la práctica estándar de muchos hospitales, pero algunos hospitales intentan proveer glóbulos rojos frescos a los niños críticamente enfermos, a pesar de una falta de evidencias que respalden esa práctica.

Más información

El Instituto Nacional del Corazón, los Pulmones y la Sangre de EE. UU. ofrece más información sobre las transfusiones de sangre.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2019, HealthDay

logo

Comparte tu opinión