La mayoría de los estadounidenses se oponen a que la vacuna contra la COVID sea obligatoria, según una encuesta

VIERNES, 18 de diciembre de 2020 (HealthDay News) -- Aunque muchos estadounidenses respaldarían que la vacuna contra la COVID-19 fuera obligatoria, una encuesta de Gallup encuentra que no hay una mayoría clara a favor de esta medida.

El Panel de Gallup (Gallup Panel) realizó la encuesta en línea de 2,730 adultos de EE. UU. entre el 14 y el 27 de septiembre.

La mayoría de los estadounidenses se oponen a que la vacuna contra la COVID sea obligatoria, según una encuesta

Casi un 49 por ciento de los encuestados dijeron que "aceptarían" una orden estatal de obligatoriedad que obligara a los niños a vacunarse para ir a la escuela. Pero el respaldo se redujo a un 41 por ciento de los encuestados cuando se les preguntó sobre una orden estatal de obligatoriedad de la vacuna para todos los adultos.

"La baja aceptabilidad de las órdenes de obligatoriedad sobre la COVID-19 sugiere que unas órdenes de obligatoriedad amplias serían un último recurso", comentó la líder de la encuesta, Emily Largent, profesora de ética médica y políticas de salud de la Facultad de Medicina Perelman de la Universidad de Pensilvania, en Filadelfia.

Largent dijo que la encuesta sugiere que una orden de obligatoriedad solo se debería considerar "si la pandemia sigue descontrolada, y si los esfuerzos por aumentar el acceso a la vacuna e implicar a los mensajes de salud pública no tienen éxito para alcanzar el nivel de adopción de la vacuna que es necesario para la inmunidad comunitaria".

El Dr. Anthony Fauci, la principal autoridad de enfermedades infecciosas del país, ha dicho que al menos un 75 por ciento de las personas tendrían que vacunarse para lograr la inmunidad grupal.

El nuevo informe se publicó en la edición en línea del 18 de diciembre de la revista JAMA Network Open.

Entre los encuestados, un 88 por ciento eran blancos, y un 54 por ciento eran hombres. Un 41 por ciento eran demócratas, un 31 por ciento republicanos, y un 25 por ciento independientes. Alrededor de un 58 por ciento de los encuestados tenían un título universitario.

En respuesta a una serie de preguntas relacionadas con la vacuna, un 61 por ciento dijeron que es probable que se vacunen. Pero los porcentajes variaron mucho según la afiliación política: un 77 por ciento de los demócratas dijeron que planificaban vacunarse, frente a un 44 por ciento de los republicanos y un 58 por ciento de los independientes.

La encuesta también reveló una marcada diferencia racial: un 64 por ciento de los participantes blancos dijeron que se pondrían una vacuna contra la COVID-19, frente a un 44 por cientos de los encuestados negros.

Si bien las órdenes de obligatoriedad de una vacuna para los adultos son legales en Estados Unidos, más adultos (un 45 por ciento) se oponían a un requisito estatal de vacunación que los que lo consideraban aceptable (un 41 por ciento). Esa dinámica se invirtió respecto a las órdenes de obligatoriedad impuestas por las empresas: un 48 por ciento estaban de acuerdo, y un 38 por ciento no lo estaban.

Y aunque un 38 por ciento dijeron que se oponían a la vacunación obligatoria de los niños en edad escolar, un 49 por ciento dijeron que la idea era aceptable, según el informe.

Entre los que dijeron que les gustaría vacunarse de todas formas, el respaldo de la obligatoriedad se disparó. En ese grupo, un 74 por ciento respaldaban a la obligatoriedad para los niños/escuelas, un 65 por ciento respaldaban la obligatoriedad para los adultos, y un 73 por ciento respaldaban a la obligatoriedad impuesta por las empresas.

El respaldo se redujo entre los participantes negros, y apenas un 27 por ciento respaldaban la vacunación obligatoria de los adultos. Pero el respaldo aumentó entre los que tenían títulos universitarios.

La afiliación política también influyó en las perspectivas. Los demócratas favorecían con contundencia la obligatoriedad para los adultos, impuesta por las empresas y para los niños (un 61, un 66 y un 70 por ciento, respectivamente), pero el respaldo se redujo de forma dramática entre los republicanos (un 23, un 31 y un 28 por ciento, respectivamente).

Aun así, Largent se mostró muy optimista.

"Ahora que tenemos todas estas magníficas imágenes de proveedores de atención de la salud que se vacunan, creo que observaremos un aumento en el número de personas que reportan que es probable que se vacunen", dijo.

Pero esto dependerá de que la comunidad médica sea honesta y directa respecto a la ciencia, planteó la Dra. Erika Schwartz, especialista en medicina preventiva y fundadora de Evolved Science, en la ciudad de Nueva York. Schwartz no formó parte del equipo de la encuesta.

"Necesitamos ver unos resultados que sean convincentes", aseguró Schwartz. Y en un futuro, "los datos recolectados deben abordar a una sección cruzada de la población mucho más representativa. Hay que evaluar con cuidado a los que tienen un riesgo alto, y la transparencia en la divulgación de los datos es esencial".

Kathryn Tart, decana fundadora y profesora del Colegio de Enfermería de la Universidad de Houston, dijo que fomentar la confianza será esencial, y que los enfermeros tienen un rol importante. Apuntó que, en los últimos 17 años, la encuesta Gallup ha encontrado que los enfermeros son los profesionales en quienes más se confía.

"Estamos muy emocionados con esta vacuna, y por eso nos estamos poniendo en fila (los enfermeros y los profesionales de atención de la salud) para vacunarnos", añadió Tart. "Y se puede confiar en nosotros, porque cuando podemos elegir entre la vida o la muerte, elegimos a la vida. Eso es lo que los enfermeros hacen. Y esta vacuna salvará vidas".

Más información

Aprenda más sobre las vacunas contra la COVID-19 en los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE. UU.

Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

FUENTES: Emily Largent, JD, PhD, RN, professor, medical ethics and health policy, University of Pennsylvania Perelman School of Medicine, Philadelphia; Erika Schwartz, MD, preventive medicine specialist, internist and founder, Evolved Science, New York City; Kathryn Tart, EdD, MSN, RN, founding dean and professor, University of Houston College of Nursing; JAMA Network Open, Dec. 18, 2020, online

Comparte tu opinión