¿La marihuana medicinal podría ayudar a controlar la crisis de abuso de opioides?

¿La marihuana medicinal podría ayudar a controlar la crisis de abuso de opioides?

LUNES, 2 de abril de 2018 (HealthDay News) -- La marihuana medicinal podría ayudar a calmar la epidemia presente de opioides, plantean un par de nuevos estudios.

Las recetas de opioides tienden a reducirse en los estados de EE. UU. que adoptan leyes sobre la marihuana medicinal o que legalizan el uso recreativo de la droga, concluyeron dos equipos de investigación distintos.

Los estudios no pueden probar causalidad. Pero un estudio encontró que los opioides despachados a través del plan de medicamentos recetados de Medicare se redujeron de forma significativa si las personas tenían acceso a dispensarios de marihuana médica o se les permitía cultivar marihuana para uso propio.

"Tuvimos una reducción de más o menos un 14.5 por ciento en el uso de opioides cuando los estados abrieron dispensarios, y una reducción de aproximadamente el 7 por ciento en el uso de opioides cuando los estados activaron leyes de cultivo de cannabis en casa", apuntó el investigador David Bradford, presidente de políticas públicas en la Facultad de Asuntos Públicos e Internacionales de la Universidad de Georgia.

El otro estudio, liderado por la investigadora Hefei Wen del Colegio de Salud Pública de la Universidad de Kentucky, encontró una reducción en las recetas de opioides cubiertas por Medicaid en los estados que legalizaron la marihuana medicinal o recreativa.

Ambos tipos de leyes se vincularon con una reducción de más o menos un 6 por ciento en las recetas de opioides, reportaron los investigadores.

"Pensamos que hay un buen motivo para tener la esperanza de que el cannabis pudiera ser una herramienta de las muchas que podríamos utilizar para abordar la epidemia de opioides", comentó Bradford.

Las sobredosis de medicamentos y drogas acabaron con las vidas de casi 64,000 estadounidenses en 2016, y en dos tercios de los fallecimientos había implicado un opioide recetado o ilícito, reportaron la semana pasada los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE. UU. Las muertes por sobredosis aumentaron en un 21.5 por ciento en 2016, un aumento mucho más marcado que el aumento de 11.4 por ciento observado el año anterior.

En este momento, 30 estados y el Distrito de Columbia tienen leyes que legalizan alguna forma de consumo de marihuana, entre ellos 8 estados que han legalizado su consumo recreativo.

Los estudios han encontrado que la marihuana medicinal es efectiva para tratar el dolor crónico, apuntó Bradford. En 2017, las prestigiosas Academias Nacionales de las Ciencias, la Ingeniería y la Medicina publicaron un informe que concluía que la marihuana puede reducir los síntomas de dolor de forma significativa.

Ambos equipos de investigación sospechaban que si esto era verdad, la marihuana medicinal podría aliviar el uso de opioides en las personas con dolor crónico.

Para investigar esta teoría, los investigadores recurrieron a datos recientes de los programas de seguro federal Medicare y Medicaid. Compararon los patrones de recetas de opioides entre los estados con marihuana medicinal o recreativa y los que han adoptado una línea dura contra la droga.

Un estado promedio surtió 23 millones de dosis diarias de opioides a través del plan de medicamentos recetados de Medicare entre 2010 y 2015, encontró el equipo de Bradford.

Pero los estados con dispensarios de marihuana medicinal surtían 3.7 millones menos de dosis diarias, y los estados con cultivo en casa surtían 1.8 millones de dosis menos, dijeron.

Pero los resultados variaron según el tipo de opioide. La marihuana medicinal se vinculó con reducciones en las recetas de hidrocodona, morfina y fentanilo, pero no en las recetas de oxicodona, dijo Bradford.

El segundo estudio encontró un efecto similar en las personas cubiertas por Medicaid.

Ambos estudios aparecen en la edición en línea del 2 de abril de la revista JAMA Internal Medicine.

"Creo que en este momento, en que hay pacientes que mueren todos los días como resultado de un trastorno de uso de opioides, debemos considerar todas las soluciones posibles para esta crisis", planteó el Dr. Kevin Hill, director de psiquiatría de la adicción en el Centro Médico Beth Israel Deaconess, en Boston, y profesor asistente de psiquiatría en la Facultad de Medicina de la Universidad de Harvard. "Trabajos como estos dos sugieren que el cannabis podría tener un rol".

Dijo que estos estudios y otros ofrecen un respaldo potente a las evidencias anecdóticas de los pacientes que reportan que necesitan menos opioides para el dolor crónico cuando les suministran cannabis medicinal. Hill es autor de un editorial que acompañó a los dos artículos.

Al mismo tiempo, Hill señala que la marihuana medicinal no debe tener un rol protagonista en el tratamiento del dolor crónico. En lugar de ello, debe ser una opción de respaldo para los pacientes que tienen dificultades para gestionar el dolor y que podrían estar en riesgo de adicción.

"Creo que es difícil negar que hay unas evidencias crecientes que sugieren un rol para el cannabis en el tratamiento del dolor crónico, pero no está al nivel en que sería un tratamiento de primera, o ni tan solo de segunda, línea", señaló Hill.

Más información

Las Academias Nacionales de las Ciencias, la Ingeniería y la Medicina ofrecen más información sobre los efectos del cannabis en la salud.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2018, HealthDay

logo

Comparte tu opinión