La lactancia materna podría potenciar la capacidad mental de un niño, muestra un estudio


JUEVES, 26 de mayo de 2022 (HealthDay News) -- Hace mucho que se piensa que la lactancia materna ayuda a mejorar el coeficiente intelectual (CI) de un niño, pero otros factores, como el nivel educativo o el estatus social de la madre, también podrían ser responsables de parte de este beneficio.

La lactancia materna podría potenciar la capacidad mental de un niño, muestra un estudio

Ahora, un nuevo estudio muestra que los bebés que recibieron lactancia materna durante seis meses o más tiempo puntuaban más alto en pruebas que miden las habilidades verbales y de relaciones espaciales hasta los 14 años, en comparación con los niños que no recibieron lactancia materna en la infancia. Los resultados se mantuvieron incluso después de que los investigadores controlaran el nivel educativo y el estatus socioeconómico de las madres.

"En ciertos países, las madres de orígenes con ventajas sociales y las madres que puntúan más alto en las pruebas cognitivas son más propensas a amamantar a sus bebés durante más tiempo, y se ha planteado que la relación entre la lactancia materna y el desarrollo cognitivo se debe a estas diferencias", comentó el autor principal del estudio, Reneé Pereyra-Elías, investigador de la Universidad de Oxford, en Inglaterra.

Pero "tras tomar en cuenta las circunstancias socioeconómicas y la capacidad cognitiva materna, unas duraciones más largas de la lactancia se asociaron con unas puntuaciones cognitivas más altas en los niños, incluso hasta los 14 años", añadió Pereyra-Elías.

La leche materna contiene ácidos grasos polinsaturados y micronutrientes, que ayudan en el desarrollo cerebral, afirmó. "También contiene microARN, que son trozos de código genético encargados de programar a nuestros cerebros para que se desarrollen y funcionen de forma correcta", aclaró Pereyra-Elías.

La Academia Americana de Pediatría (American Academy of Pediatrics) recomienda la lactancia materna exclusiva durante unos seis meses, seguida de lactancia materna mientras se introducen alimentos durante un año o más. La lactancia materna extendida se asocia con una larga lista de beneficios de salud potenciales, entre ellos un riesgo más bajo de infección y de algunas enfermedades.

En el estudio, los investigadores dieron seguimiento a más de 7,800 bebés nacidos en Reino Unido de 2000 a 2002, hasta que cumplieron 14 años. Un 23 por ciento de los bebés recibieron lactancia materna durante seis meses o más, y alrededor de un 34 por ciento no recibieron ninguna lactancia materna.

Los niños tomaron pruebas que medían las habilidades verbales y de relaciones espaciales cuando tenían 5, 7, 11 y 14 años. Las puntuaciones en las pruebas fueron más altas entre los niños que recibieron lactancia materna más tiempo, incluso cuando los investigadores ajustaron otros factores.

No todas las mujeres pueden amamantar, y esto no significa que sus hijos tendrán desventajas. "Es importante recordar que las ganancias potenciales en la capacidad cognitiva de los niños que fueron amamantados durante varios meses serían equivalentes a apenas 2 o 3 puntos de CI en la escala de CI usual, en que el promedio es de 100", comentó Pereyra-Elías.

Esta diferencia es más pronunciada a nivel poblacional. "Si toda una población aumenta, en promedio, su CI en 2 o 3 puntos, podríamos ver unas diferencias importantes", añadió el investigador.

El estudio se publicó en la edición del 25 de mayo de la revista PLOS ONE.

Unas expertas independientes apuntaron que hay otras formas de ayudar a garantizar que un bebé prospere.

La Dra. Linda Dahl es otorrinolaringóloga del Hospital Lenox Hill, en la ciudad de Nueva York.

"Hay muchas formas de vincularse con su bebé. La lactancia es una de ellas", aclaró Dahl. "Si, por cualquier motivo, usted no puede dar leche materna a su bebé, esto no significa que será menos inteligente o que tendrá dificultades a lo largo de la vida".

Como enfermera en un consultorio pediátrico de Florida, Michelle Ferguson orienta a las nuevas mamás sobre la mejor forma de ayudar a sus bebés a alcanzar sus hitos.

"Si una mujer no puede amamantar, sugeriría actividades adecuadas para la edad y la etapa, y una vinculación cercana, dado que no obtienen tanta vinculación cuando se alimentan con biberón", comentó Ferguson, que también es profesora asistente de enfermería de la Universidad del Atlántico de Florida. Además, las fórmulas infantiles imitan a la composición de la leche materna, de forma que todos los bebés pueden obtener los beneficios asociados con la lactancia materna, añadió.

Más información

La Academia Americana de Pediatría explica cómo la lactancia materna es beneficiosa para el sistema inmunitario de su bebé.

Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

FUENTES: Reneé Pereyra-Elías, MSc, DPhil student and researcher, University of Oxford, England; Linda Dahl, MD, otolaryngologist, Lenox Hill Hospital, New York City; Michelle Ferguson, DNP, MSN, assistant professor, nursing, Christine E. Lynn College of Nursing, Florida Atlantic University, Boca Raton; PLOS ONE, May 25, 2022

Comparte tu opinión