SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Cerrar

La Cámara retrasa un voto sobre la reforma de la Obamacare

Por Karen Pallarito, Reportera de HealthDay -

Las revisiones en el plan inicial de 'derogar y reemplazar' de los republicanos no convencieron a los moderados del partido

VIERNES, 28 de abril de 2017 (HealthDay News) -- La promesa republicana de derogar y reemplazar la Ley del Cuidado de Salud a Bajo Precio (Affordable Care Act, ACA) del Presidente Obama sigue en espera.

Los republicanos esperaban reemplazar la ley de la reforma sanitaria con su propia versión, pero esos esfuerzos fracasaron en la tarde del jueves cuando se hizo claro que no había suficientes votos en la Cámara de Representantes para lograrlo.

La Casa Blanca tenía la esperanza de una victoria republicana respecto a la legislación sanitaria antes del sábado, cuando se cumplen 100 días desde que el Presidente Trump asumió el mandato.

Paul Ryan, presidente de la Cámara de Representantes, le dijo a los reporteros que los líderes legislativos estaban logrando avances, pero añadió que "procederemos cuando contemos con los votos", reportó la Associated Press.

Aunque las revisiones en el plan republicano inicial convencieron a los miembros conservadores del llamado Freedom Caucus esta semana, esos mismos cambios resultaron inaceptables para los miembros más moderados del partido, reportó The New York Times.

Por ejemplo, dos republicanos moderados de Pensilvania (Patrick Meehan y Ryan Costello) dijeron que les preocupaba que el nuevo proyecto de ley dejara a las personas con enfermedades graves con un seguro insuficiente, reportó la AP.

Esta no es la primera vez que Ryan ha tenido que retrasar la promesa republicana de "derogar y reemplazar" la controversial ley a veces conocida como Obamacare. El mes pasado, tuvo que cancelar un voto sobre la primera versión de la ley propuesta debido a la oposición de los conservadores en la Cámara.

En las semanas posteriores al revés, la Casa Blanca y los líderes republicanos trabajaron silenciosamente en un punto medio que intenta aplacar al ala conservadora del partido sin enojar a los republicanos moderados.

La versión más reciente incluía una enmienda que permite a los estados no participar en ciertas protecciones del consumidor de la Obamacare.

La enmienda propuesta, que ha circulado esta semana, prohibía explícitamente a las aseguradoras que limiten "el acceso a la cobertura médica" de las personas con afecciones preexistentes. Pero sí permitía a los estados solicitar dispensas que permitan a las compañías aseguradoras cobrar unas tarifas más altas por el seguro médico de las personas más enfermas.

Los estados también podrían permitir a las aseguradoras vender pólizas que excluyan uno o más de los "beneficios médicos esenciales" de la Obamacare.

Ed Haislmaier y Drew Gonshorowski, miembros del grupo de expertos conservadores Heritage Foundation, alabaron el miércoles los esfuerzos por librar a los estados de las "costosas cláusulas de obligatoriedad de la Obamacare".

Pero en una carta a todos los líderes del Congreso, el presidente del Colegio Americano de Médicos (American College of Physicians), el Dr. Jack Ende, dijo esta semana que los cambios propuestos son un retroceso a los días anteriores a la Obamacare, cuando las personas con afecciones preexistentes se salían del mercado debido a los altos precios y los seguros no cubrían los servicios médicamente necesarios.

No está claro en qué momento los líderes de la Cámara planifican introducir un proyecto de ley enmendado. Y aunque fuera aprobado en la Cámara, se enfrentaría a un duro escrutinio en el Senado.

Según algunas versiones, la Obamacare está en terreno más seguro ahora que hace un año.

Unas grandes pérdidas por los clientes más enfermos de lo anticipado obligaron a varias grandes aseguradoras a salirse de la Obamacare o reducir sus ofertas en 2017, mientras que muchas otras aumentaron pronunciadamente las tarifas de las primas para que el costo de ofrecer la cobertura les saliera más a cuenta.

Deep Banerjee, director y analista de créditos de seguros médicos en S&P Global Ratings, dijo que con ciertas modificaciones, pero sin una derogación completa de la Obamacare, "las aseguradoras, en promedio, probablemente reporten unos márgenes sin ganancias ni pérdidas" para 2017. En 2018, las aseguradoras tendrían beneficios, aunque los márgenes serían bajos, señaló.

"Es un mercado frágil que necesita tiempo para estabilizarse", añadió Banerjee, que habló ante los reporteros durante una conferencia de prensa de la Commonwealth Fund esta semana.

Lo inmediatamente preocupante es si el Congreso seguirá pagando los miles de millones de dólares a las aseguradoras médicas por la cobertura de la Obamacare que reduce la parte del costo del consumidor.

Los proveedores de atención de la salud, las compañías aseguradoras y los grupos empresariales insisten en que los pagos son necesarios para estabilizar al mercado del seguro médico individual de 2017 y 2018. Pero los que se oponen a la Obamacare están exhortando a los legisladores a detener los pagos.

Los costos compartidos subsidiados están disponibles para las personas con unos ingresos más bajos (de entre un 100 y un 250 del nivel federal de pobreza) que eligen planes médicos "plata" en el mercado.

Más de siete millones de estadounidenses eligieron planes médicos de la Obamacare con deducibles, copagos y límites de desembolso más bajos en 2017, dijo Sara Collins, vicepresidenta de cobertura y acceso a la atención de la salud de Commonwealth Fund, con sede en la ciudad de Nueva York.

Más información

Los Centros de Servicios de Medicare y Medicaid de EE. UU. tienen más información sobre la inscripción de 2018.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2017, HealthDay

logo

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad