Incluso cuando el cáncer está en remisión, los riesgos de una COVID grave aumentan

Incluso cuando el cáncer está en remisión, los riesgos de una COVID grave aumentan

VIERNES, 22 de enero de 2021 (HealthDay News) -- Su cáncer ha entrado en remisión, y usted se siente aliviado a medida que intenta sobrellevar la pandemia del coronavirus de forma segura.

Pero no es tan fácil, señala una investigación reciente, que encuentra que incluso los pacientes con cáncer en remisión siguen teniendo un riesgo elevado de una enfermedad grave y muerte por la COVID-19.

Estudios anteriores han mostrado que los pacientes con cáncer que tienen una enfermedad activa o que están hospitalizados presentan un mayor riesgo de una COVID-19 grave. Ahora, este último informe muestra que las medidas de protección, como el uso de las máscaras y el distanciamiento social, son igual de importantes para los pacientes con cáncer en remisión, señalaron los investigadores de Penn Medicine.

"Los pacientes con cáncer deben tener cuidado de no exponerse en esta época", aconsejó la autora sénior del estudio, la Dra. Kara Maxwell, profesora asistente de hematología-oncología y genética de la Facultad de Medicina Perelman de la Universidad de Pensilvania.

"Este mensaje se ha publicitado, pero estos hallazgos más recientes nos muestran que no es solo para los pacientes hospitalizados o en tratamiento para el cáncer", comentó Maxwell en un comunicado de prensa de Penn. "Todos los pacientes oncológicos deben tomar unas medidas de precaución significativas para protegerse durante la pandemia".

El equipo de Maxwell estudió a 323 personas que tuvieron resultados positivos en pruebas de la COVID-19 en junio de 2020, y encontraron que casi un 21 por ciento tenían un diagnóstico de cáncer entre sus antecedentes médicos. De ellos, un 73 por ciento tenían un cáncer inactivo.

Los pacientes con COVID-19 con un cáncer activo (18) y un cáncer inactivo (49) tuvieron unas tasas más altas de hospitalización que los que no tenían cáncer (un 55.2 frente a un 29 por ciento), admisiones a la unidad de cuidados intensivos (un 25.4 frente a un 11.7 por ciento) y muerte en un plazo de 30 días (un 13.4 frente a un 1.6 por ciento).

Unos peores resultados se asociaron más firmemente con los pacientes que tenían un cáncer activo, pero los pacientes en remisión del cáncer también tuvieron un mayor riesgo de una enfermedad más grave, según el estudio, que se publicó en la edición en línea del 21 de enero de la revista JNCI Cancer Spectrum.

"Nuestros hallazgos de que los pacientes con cáncer con COVID-19 son más propensos que los pacientes sin cáncer a experimentar la hospitalización y la muerte, incluso tras ajustar por factores a nivel del paciente, respaldan la hipótesis de que el cáncer es un factor de riesgo independiente de unos malos resultados con la COVID-19", escribieron Maxwell y sus colaboradores.

En un estudio distinto pero relacionado, investigadores de Penn Medicine encontraron que los pacientes con cáncer que reciben atención presencial en un centro con unas medidas de prevención agresivas contra la COVID-19 tienen un riesgo de infección extremadamente bajo. De los 124 pacientes con cáncer que recibían tratamiento en Penn Medicine, ninguno tuvo un resultado positivo en una prueba del virus tras las visitas clínicas (un promedio de 13 por paciente).

Los hallazgos sugieren que una combinación de unos estrictos controles de prevención en los centros oncológicos y el distanciamiento social fuera de los centros podría ayudar a proteger a los pacientes con cáncer de la exposición y la infección con la COVID-19, señalaron los autores. Este estudio se publicó en el servidor prepublicación MedRxiv, y todavía no ha sido revisado por profesionales.

Más información

La Sociedad Americana Contra El Cáncer (American Cancer Society) ofrece más información sobre la COVID-19 y el cáncer.

Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

FUENTE: Penn Medicine, news release, Jan. 21, 2021

Comparte tu opinión