Es probable que se haya exagerado el número de niños hospitalizados por la COVID en EE. UU., según un estudio

MIÉRCOLES, 19 de mayo de 2021 (HealthDay News) -- El número real de niños de EE. UU. hospitalizados debido a la COVID-19 quizá sea más bajo de lo que sugieren las cifras actuales, indica un estudio reciente.

Esto se debe a que los conteos de los niños hospitalizados que tuvieron un resultado positivo en una prueba de la COVID-19 incluyen a los que fueron admitidos por otros motivos y no tenían síntomas de COVID, explicaron los investigadores, de la Facultad de Medicina de la Universidad de Stanford.

Es probable que se haya exagerado el número de niños hospitalizados por la COVID en EE. UU., según un estudio

A lo largo de toda la pandemia, se han admitido niños a los hospitales por una variedad de problemas, desde fracturas óseas y apendicitis hasta el cáncer. Cuando llegan al hospital y reciben pruebas del SARS-CoV-2 (el virus que causa a la COVID-19), resulta que algunos están infectados.

Pero muchos que tienen un resultado positivo nunca desarrollan síntomas, según el estudio.

"Es realmente importante que distingamos entre los niños que son hospitalizados con infecciones asintomáticas con el SARS-CoV-2 y los que son hospitalizados por la enfermedad de la COVID-19", enfatizó el coautor del estudio, el Dr. Alan Schroeder, profesor clínico de atención crítica pediátrica y de medicina pediátrica de hospital.

"Nuestra meta es asegurarnos de tener datos precisos sobre qué tanto están enfermando los niños", comentó en un comunicado de prensa de la Stanford. "Si dependemos de los resultados positivos de las pruebas del SARS-CoV-2 de los hospitales, estamos inflando a más o menos el doble el riesgo de hospitalización por la enfermedad en los niños".

Los investigadores analizaron los datos de la COVID-19 del Hospital Pediátrico Lucile Packard de la Stanford entre el 10 de mayo de 2020 y el 10 de febrero de 2021. Encontraron que 117 niños tuvieron un resultado positivo del virus o fueron hospitalizados por SIM-N, un síndrome inflamatorio potencialmente grave que puede ocurrir en niños infectados.

De los 117 pacientes, un 39 por ciento tenían una COVID-19 asintomática. Un 28 por ciento adicional tuvieron una enfermedad entre leve y moderada, alrededor de un 8 por ciento tuvieron una enfermedad grave, más o menos un 13 por ciento sufrieron una enfermedad crítica, y un 12 por ciento tuvieron SIM-N.

Los pacientes con una enfermedad de leve a moderada no requieren oxígeno suplementario, los que tienen una enfermedad grave requieren oxígeno pero no ventilación, y los que tienen una enfermedad crítica necesitan ventilación, y podrían presentar sepsis o insuficiencia multiorgánica.

De los 117 pacientes, cerca de la mitad (53) fueron admitidos al hospital por motivos que no estaban relacionados con el virus, encontraron los investigadores.

El porcentaje de pruebas positivas en un hospital pediátrico es una mejor medida de la prevalencia de la COVID-19 en la comunidad que de la tasa de enfermedad de la COVID-19 en los niños, según la autora sénior del estudio, la Dra. Roshni Matthew, profesora clínica asociada de enfermedades infecciosas pediátricas.

"Mientras más alta es la prevalencia, mayores son las probabilidades de que cualquiera que tenga que acudir al hospital tenga una prueba positiva", dijo en el comunicado. "Saber que un niño está hospitalizado y que tiene el virus no es información suficiente para determinar si en realidad está enfermo con la COVID-19".

Los hallazgos se podrían usar para mejorar la precisión de los registros de salud pública de la COVID-19, según los investigadores. El estudio aparece en la edición en línea del 19 de mayo de la revista Hospital Pediatrics.

Más información

La Academia Americana de Pediatría (American Academy of Pediatrics) ofrece más información sobre la COVID-19.

Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

FUENTE: Stanford University, news release, May 18, 2021

Comparte tu opinión