En raros casos, su gato puede contagiarle la COVID

MARTES, 14 de junio de 2022 (HealthDay News) -- El primer caso reportado de un gato que transmite la COVID-19 a una persona no debería alarmar a los dueños de mascotas, pero un experto canadiense afirma que es un recordatorio para tomar medidas de precaución.

"Pienso que es importante que reconozcamos que este virus todavía puede pasar entre las especies", declaró al New York Times el Dr. Scott Weese, especialista veterinario.

En raros casos, su gato puede contagiarle la COVID

El caso de la propagación del SARS-CoV-2 de un gato a una veterinaria en Tailandia no resultó sorprendente, dado que hace mucho que la transmisión de mascotas a humanos se considera posible, según Weese, profesor del Colegio de Veterinaria de Ontario de la Universidad de Guelph. También es director del Centro de Salud Pública y Zoonosis de la universidad.

En los dos últimos años, Weese y sus colegas han realizado una extensa investigación sobre la transmisión de la COVID entre humanos y animales. Se han enfocado en los gatos porque tienen un riesgo más alto de infecciones respiratorias.

Y otros estudios han mostrado que los dueños de mascotas pueden infectar a sus gatos, y que los gatos a veces pueden infectarse entre sí.

En una publicación reciente en su blog Worms & Germs, Weese anotó que ha estado advirtiendo que las personas que interactúan con los animales deben tomar medidas de precaución para evitar la infección con el coronavirus.

"Me he sentido bastante confiado de que es posible, por lo que hemos realizado vigilancia animal y hemos pasado tiempo desarrollando y comunicando unas orientaciones prácticas y proactivas a los veterinarios, para reducir el riesgo de un evento justo como este", escribió.

Aun así, Weese dijo que la mayoría "de los dueños de gatos no tienen mucho de qué preocuparse", porque lo más probable es que los gatos infectados contraigan el virus de sus dueños infectados.

Parece que esto es lo que sucedió en el primer caso confirmado de transmisión de gato a humano. El caso, que se reportó en la edición de julio de la revista Emerging Infectious Diseases, implicó a una pareja de Tailandia, su gato y su veterinaria.

El hombre y su esposa contrajeron COVID y fueron hospitalizados. Su gato se llevó al hospital de animales, donde estornudó en la cara de la veterinaria durante un examen. La veterinaria usaba una máscara, pero sus ojos no estaban protegidos. Tres día después, enfermó. Tanto la veterinaria como el gato luego tuvieron resultados positivos, según el estudio de caso.

Aunque una gato infectado podría propagar la enfermedad, escribió Weese en su blog, las probabilidades de que un gato lleve el SARS-CoV-2 a un hogar son "muy bajas".

Pero los dueños de gatos deben tomar medidas de precaución si alguien en la familia contrae la COVID, porque los gatos podrían infectarse y propagarla a otras personas y mascotas de la familia, según Weese.

"Si tengo COVID-19 y me mudo al sótano para alejarme de todo el mundo, también debo mantener lejos a mi gato [o mantenerlo conmigo y lejos de todos los demás]", escribió.

Weese ofreció unos consejos similares en el Times.

"Si intenta permanecer alejado de las personas porque potencialmente es infeccioso, también intente mantenerse alejado de los animales", añadió.

Más información

Aprenda más sobre las mascotas y la COVID-19 en los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE. UU.

Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

FUENTES: University of Guelph, news release, June 13, 2022; Emerging Infectious Disease, U.S. Centers for Disease Control and Prevention, June 6, 2022; Worms & Germs blog, June 9, 2022; New York Times, June 10, 2022

Comparte tu opinión