El virus del Nilo Occidental podría plantear una amenaza para el feto parecida al Zika

El virus del Nilo Occidental podría plantear una amenaza para el feto parecida al Zika

MIÉRCOLES, 31 de enero de 2018 (HealthDay News) -- El Zika quizá no sea el único virus que pueda dañar a un feto, sugiere un nuevo estudio con ratones.

"Encontramos que el virus del Nilo Occidental y los virus Powassan compartían con el Zika la capacidad de infectar a la placenta y provocar la muerte del feto", señaló el investigador principal, el Dr. Jonathan Miner, de la Facultad de Medicina de la Universidad de Washington, en St. Louis.

Ambos virus son propagados por las picaduras de insectos, y pertenecen a la misma familia de virus que el Zika, llamada flavivirus.

Hasta ahora, los investigadores solo han confirmado esto en ratones, aunque encontraron que esos virus tienen la capacidad de replicarse en tejido de placenta humana.

¿Significa esto que las mujeres embarazadas deben preocuparse cada vez que les pique un mosquito o una garrapata?

Miner dijo que sin duda el estudio no debe ser causa de una "histeria masiva". La investigación realizada con animales no siempre resulta igual cuando se lleva a cabo con personas.

"El trabajo que hacemos es ciencia básica. Intentamos comprender lo que podría ser posible. Nuestro trabajo no se realiza para hacer una afirmación sobre lo que ocurre en la población humana", explicó.

Miner es profesor asistente en los departamentos de medicina, patología e inmunología y microbiología molecular.

Miner dijo que nadie puede saber con certeza todavía si esos otros virus pueden causar los mismos tipos de problemas en los fetos humanos en desarrollo que el virus del Zika. Anotó que con el Zika, que se ha vinculado con la microcefalia, una afección que hace que el cerebro y la cabeza sean demasiado pequeños, fue relativamente fácil encontrar el vínculo estadístico necesario debido a que el brote fue tan grande. Estos otros virus solo tienen brotes más pequeños, explicó.

El Dr. Amesh Adalja, miembro principal en el Centro de Seguridad de la Salud Johns Hopkins, dijo que los hallazgos no son sorprendentes, sobre todo dados los hallazgos de estudios anteriores sobre los flavivirus.

"Será importante evaluar con qué frecuencia ocurre, y si algún síndrome congénito humano con los virus de Powassan y del Nilo Occidental se ha pasado por alto", planteó Adalja, que no participó en el estudio.

"En general, los virus transmitidos por los mosquitos de esta familia se deben considerar un peligro potencial para los fetos en desarrollo, basándose en todas las evidencias históricas y emergentes", dijo.

La base de este último estudio fue la idea de que es probable que el Zika no sea el único virus transmitido por los insectos que podría afectar al feto en desarrollo.

Los investigadores observaron cuatro virus para evaluar su capacidad de provocar daño fetal en ratonas embarazadas. Tres de los virus son propagados por las picaduras de mosquitos: el Nilo Occidental, la chikungunya y el Mayaro. El cuarto virus, el Powassan, es transmitido por las garrapatas.

Todos los virus pudieron cruzar la placenta. Todos se replicaron dentro de los cerebros de los fetos. Pero solo el Nilo Occidental y el Powassan provocaron muerte fetal.

Los investigadores también encontraron que el Nilo Occidental y el Powassan pudieron replicarse en el tejido humano materno y fetal.

"Nuestro estudio subraya que quizá haya otros virus que, como el Zika, podrían provocar brotes en el futuro, y ese es un motivo por el que la ciencia básica como esta es tan importante. Nadie observaba el Zika antes del brote. Los descubrimientos básicos nos permiten estar preparados", afirmó Miner.

Cuando le preguntaron si tenía algún consejo para las mujeres embarazadas o que pensaban quedar embarazadas, Miner sugirió que las mujeres "tomen unas medidas razonables de precaución". Añadió que la mayoría de las mujeres probablemente ya hacen lo que pueden para evitar las picaduras de mosquitos y garrapatas, y que seguir haciéndolo es buena idea.

El estudio aparece en la edición del 31 de enero de la revista Science Translational Medicine.

Más información

Para más información sobre el Zika y el embarazo en los humanos, visite los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE. UU.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2018, HealthDay

logo

Comparte tu opinión