El TEPT podría vincularse con un riesgo más alto de demencia

El TEPT podría vincularse con un riesgo más alto de demencia

El trastorno por estrés postraumático (TEPT) podría aumentar de forma significativa el riesgo de demencia más adelante en la vida, según un estudio reciente.

Los investigadores encontraron que las personas con antecedentes de TEPT tenían hasta dos veces más probabilidades de desarrollar demencia que las que nunca habían tenido TEPT.

"Nuestro estudio provee unas nuevas evidencias importantes sobre cómo las experiencias traumáticas pueden afectar a la salud del cerebro, y cómo los efectos a largo plazo del trauma podrían afectar al cerebro de muchas formas, aumentando la vulnerabilidad al deterioro cognitivo y a la demencia", señaló la autora sénior del estudio, la Dra. Vasiliki Orgeta, profesora asociada de psiquiatría del Colegio Universitario de Londres, en Reino Unido.

"El TEPT, que parece ser común entre las personas que han sido hospitalizadas por la COVID-19, sigue siendo una afección de la salud mental que se diagnostica, trata e investiga de manera insuficiente, pero que puede tener unas graves consecuencias a largo plazo", advirtió Orgeta en un comunicado de prensa de la universidad.

En el estudio, los investigadores analizaron 13 estudios de cuatro continentes, que incluyeron a un total de casi 1.7 millones de personas. Los datos de ocho de los estudios mostraron que las personas con TEPT tenían un riesgo un 61 por ciento más alto de demencia hasta 17 años más tarde.

Cuando los investigadores examinaron los datos de dos estudios que usaron métodos distintos, encontraron que el TEPT se asociaba con un riesgo dos veces más alto de demencia.

El estudio también encontró que el riesgo de demencia entre las personas que habían tenido TEPT era más de dos veces más alto en la población general que entre los veteranos.

Esto podría deberse a que es más típico que los veteranos reciban tratamiento para el TEPT que las personas en la población general (en los países incluidos en el análisis), de forma que los hallazgos sugieren que tratar el TEPT podría reducir el riesgo de demencia, anotaron los autores.

"Muchas personas con TEPT no tienen acceso al tratamiento, a veces debido a la falta de capacidad de atención de la salud mental, pero también debido al estigma, que con frecuencia evita que las personas busquen ayuda. Ahora tenemos más evidencias sobre cómo las experiencias traumáticas y acceder al tratamiento podrían tener un impacto duradero en los individuos, e influir en el riesgo futuro de desarrollar demencia", comentó Orgeta.

El riesgo de demencia entre las personas con TEPT podría ser incluso más alto de lo que sugieren estos hallazgos, porque el TEPT también aumenta las probabilidades de otros factores de riesgo de la demencia, como la depresión, el aislamiento social y el consumo empedernido de alcohol, según los investigadores.

No está claro cómo el TEPT aumenta el riesgo de demencia, pero quizá la hipervigilancia y reexperimentar el trauma de forma recurrente contribuyan a la actividad relacionada con el estrés en el cerebro, añadió el equipo.

El estudio se publicó en la edición del 16 de septiembre de la revista British Journal of Psychiatry.

Comparte tu opinión