El gen del cáncer de mama BRCA no afecta a la supervivencia de las pacientes, según un estudio

El gen del cáncer de mama BRCA no afecta a la supervivencia de las pacientes, según un estudio

VIERNES, 12 de enero de 2018 (HealthDay News) -- Las pacientes jóvenes con cáncer de mama que portan una mutación genética BRCA tienen las mismas probabilidades de supervivencia tras el tratamiento que las que no portan la mutación, encuentra un estudio reciente.

Las mutaciones BRCA son heredadas, y aumentan el riesgo de cáncer de mama y de ovario. Entre un 45 y un 90 por ciento de las mujeres con la mutación BRCA desarrollan cáncer de mama, frente a más o menos un 12.5 por ciento de las mujeres en la población general.

"Nuestro estudio es el más grande de su tipo, y nuestros hallazgos sugieren que las mujeres más jóvenes con cáncer de mama que portan una mutación BRCA tienen una supervivencia similar que las mujeres que no portan la mutación tras recibir tratamiento", señaló la investigadora líder, Diana Eccles, de la Universidad de Southhampton y el Hospital Universitario Southampton NHS Foundation Trust, en Inglaterra.

"A las mujeres diagnosticadas con un cáncer de mama temprano que portan una mutación BRCA con frecuencia les ofrecen una mastectomía doble poco después de su diagnóstico o quimioterapia", anotó Eccles. "Pero nuestros hallazgos sugieren que no hay que realizar esa cirugía de inmediato junto con otros tratamientos".

Este estudio incluyó a más de 2,700 mujeres de Reino Unido, de 18 a 40 años de edad, que recientemente habían sido diagnosticadas con un cáncer de mama por primera vez. Un 12 por ciento de las mujeres tenían una mutación BRCA.

La mayoría de las mujeres (un 89 por ciento) recibieron quimioterapia, un 49 por ciento se sometieron a una cirugía que preservaba el seno, un 50 por ciento se sometieron a una mastectomía, y menos de un 1 por ciento no se sometieron a una cirugía de seno, según el informe.

Las tasas de supervivencia tras dos años fueron del 97 por ciento en las mujeres con una mutación BRCA, y del 96.6 por ciento en las que no portaban la mutación, mostraron los hallazgos. Tras cinco años, las tasas de supervivencia fueron del 83.8 y del 85 por ciento, respectivamente. Tras 10 años, esas tasas fueron del 73.4 y del 70.1 por ciento, respectivamente.

Los resultados fueron los mismos independientemente de que las mutaciones estuvieran en el gen BRCA1 o BRCA2, según el estudio, publicado el 11 de enero en la revista The Lancet Oncology.

"A un plazo más largo, la cirugía de reducción del riesgo se debe comentar como una opción para las portadoras de una mutación BRCA1 en particular, para minimizar su riesgo futuro de un nuevo cáncer de mama o de ovario", apuntó Eccles en un comunicado de prensa de la revista.

"Las decisiones sobre el momento de una cirugía adicional para reducir los riesgos futuros de cáncer deben tomar en cuenta el pronóstico de la paciente tras su primer cáncer, y sus preferencias personales", añadió.

Eccles y sus colaboradores anotaron que los hallazgos quizá no apliquen a las pacientes mayores con cáncer de mama con una mutación BRCA.

En un comentario que acompañó al estudio, Peter Fasching de la Universidad Friedrich-Alexander de Erlangen-Nuremberg, en Alemania, escribió: "Comprender el pronóstico en las pacientes jóvenes es importante porque las pacientes con mutaciones BRCA tienen un mayor riesgo de desarrollar afecciones específicas, por ejemplo cánceres secundarios".

Fasching añadió que "esos riesgos determinan el tratamiento, y saber que las mutaciones BRCA1 o BRCA2 no resultan en un pronóstico diferente podría cambiar el método terapéutico para dichos riesgos".

Por tanto, concluyó, "este importante tema necesita más investigación prospectiva, dado que unas medidas quirúrgicas preventivas podrían tener un efecto en lo que puede ser una vida muy larga tras un diagnóstico de cáncer de mama a una edad temprana".

En una noticia relacionada, la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) de EE. UU. anunció el viernes que había aprobado el primer fármaco que busca tratar los cánceres de mama metastásicos vinculados con la mutación BRCA. La FDA dice que está ampliando la aprobación de Lynparza (olaparib) para incluir el uso contra los tumores vinculados con el BRCA que se han propagado más allá del seno.

Más información

El Instituto Nacional del Cáncer de EE. UU. tiene más información sobre las mutaciones BRCA.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2018, HealthDay

logo

Comparte tu opinión