SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Info

Holadoctor usa cookies para analizar el tráfico de este sitio. La información sobre el uso que le da a nuestro sitio es compartida con Holadoctor y algunos terceros para ese propósito. Al aceptar, está usted de acuerdo con nuestra política de cookies. Vea los detalles aquí.

ACEPTAR
Cerrar

¿El daño cardiaco es otro efecto del agua de pozo?

MARTES, 7 de mayo de 2019 (HealthDay News) -- ¿Usa agua de pozo en su hogar? Un nuevo estudio encuentra que el agua de pozo podría ser nociva para la salud cardiaca de los adultos jóvenes, si contiene arsénico.

"Las personas que beben agua de pozos privados, que no están regulados, deben ser conscientes de que el arsénico podría aumentar el riesgo de enfermedad cardiovascular", señaló el autor del estudio, el Dr. Gernot Pichler, especialista en medicina interna en el Hospital Hietzing/Centro Clínico Cardiaco Floridsdorf de Viena, Austria, y experto invitado en la Universidad de Columbia, en la ciudad de Nueva York.

El arsénico en el agua potable podría provocar cambios estructurales en los corazones de los adultos jóvenes, y aumentar su riesgo de enfermedad cardiaca a una edad más avanzada, comentaron Pichler y sus colaboradores.

Específicamente, el estudio encontró que esos adultos jóvenes tenían un mayor riesgo de engrosamiento de la cámara de bombeo principal del corazón.

Según los autores, el consumo de agua con arsénico, una sustancia tóxica, ocurre en áreas donde el agua subterránea está contaminada. Esto incluye a muchas comunidades tribales amerindias y otras comunidades rurales y suburbanas en Estados Unidos.

Investigaciones anteriores han encontrado que la exposición al arsénico aumenta el riesgo de enfermedad cardiaca y sus factores de riesgo, como la hipertensión y la diabetes.

En este estudio, los investigadores observaron a más de 1,300 adultos amerindios, con una edad promedio de un 31 años, en Oklahoma, Arizona, y Dakota del Norte y del Sur. Se hicieron pruebas de arsénico en su orina, y sus corazones se evaluaron mediante ultrasonido.

Su exposición total al arsénico era más alta que en la población general de EE. UU. En este grupo, los investigadores encontraron que un aumento del doble en el arsénico en la orina se asoció con un riesgo general un 47 por ciento más alto de engrosamiento de la cámara de bombeo principal del corazón, el ventrículo izquierdo.

Pero el riesgo fue un 58 por ciento más alto entre los que tenían un aumento en la presión arterial o hipertensión, según el estudio. Los hallazgos se publicaron en la revista Circulation: Cardiovascular Imaging.

"La asociación más firme en los sujetos con una presión arterial elevada sugiere que los individuos con enfermedad cardiaca preclínica quizá sean más vulnerables a los efectos tóxicos del arsénico en el corazón", señaló Pichler en un comunicado de prensa de la revista.

Aunque este estudio se enfocó en comunidades específicas, y solo se observó una asociación, es probable que los hallazgos apliquen a millones de personas en otras áreas rurales expuestas a unos niveles bajos o moderados de arsénico en el agua, según Pichler.

"El estudio plantea la pregunta de si los cambios en la estructura del corazón son reversibles si la exposición se reduce. Han ocurrido algunos cambios en las fuentes de agua de las comunidades del estudio, y será importante revisar el impacto potencial en la salud de reducir la exposición al arsénico", añadió.

Más información

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE. UU. ofrecen más información sobre el arsénico en el agua de los pozos privados.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2019, HealthDay

logo

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad