¿Cuándo la gripe de su hijo justifica una visita a emergencias?

¿Cuándo la gripe de su hijo justifica una visita a emergencias?

DOMINGO, 22 de diciembre de 2019 (HealthDay News) -- Cuando su hijo sufre una gripe, es difícil no preocuparse, pero los pediatras dicen que demasiados padres llevan a sus hijos enfermos a la sala de emergencias, cuando una visita al consultorio del médico sería suficiente.

"Observamos un aumento en el número de pacientes que acuden a nuestro departamento de emergencias con síntomas gripales", señaló la Dra. Michele Walsh, directora médica del Departamento de Emergencias Pediátricas del Hospital Pediátrico Monroe Carell Jr. de la Universidad de Vanderbilt, en Nashville, Tennessee.

El hospital ha tenido un 30 por ciento más de visitas al departamento de emergencias en las últimas semanas, en comparación con el mismo periodo en 2018.

"Lo que encontramos es que la mayoría de esas visitas se habrían podido evitar", aseguró Walsh en un comunicado de prensa del hospital. "Muchos no necesitan ser admitidos al hospital, y probablemente su pediatra, una clínica sin cita o un centro de atención urgente los habría atendido mejor. Deseamos proveer una atención óptima para las familias de nuestra comunidad, pero a veces los departamentos de emergencias no se deberían considerar como la primera opción".

"Lo mejor es siempre llamar al pediatra y hablar sobre los síntomas", añadió. "Deben ser la primera línea de defensa, porque son los que están más familiarizados con el paciente y podrían orientar a los padres al mejor lugar para recibir la atención".

Walsh describió en qué situación los niños con síntomas gripales deben ser llevados al departamento de emergencias. Se deben llevar si tienen:

  • dificultades para respirar o distrés,
  • deshidratación,
  • dolor fuerte de cabeza o de columna y cuello,
  • una fiebre alta que provoque un cambio en la conducta.

"La temporada de gripe de este año llegó pronto, y es interesante que la influenza B [un virus primaveral] sea la cepa más común", comentó el Dr. Buddy Creech, director del Programa de Investigación sobre las Vacunas de la Vanderbilt.

"Ahora es el momento de asegurarse de que todos los miembros de la familia estén vacunados, para poder protegernos a nosotros mismos, el uno al otro y a los que nos rodean que no pueden vacunarse debido a un cáncer o a otro problema de su sistema inmunitario", planteó Creech.

Para reducir la propagación de la gripe y de los resfriados, los médicos de la Vanderbilt aconsejan a las personas que se laven las manos con frecuencia, que se cubran la boca al toser y estornudar, que usen una mascarilla si tienen señales de enfermedad, y que se queden en casa si están enfermas.

Más información

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de EE. UU. tienen más información sobre los niños y la gripe.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2019, HealthDay

logo

Comparte tu opinión