Cuando Facebook y Twitter marcan a las publicaciones como 'no verificadas', los lectores escuchan

VIERNES, 5 de marzo de 2021 (HealthDay News) -- Los lectores prestan atención cuando los sitios de medios sociales etiquetan a un artículo como "no verificado" o "sospechoso", sugiere un estudio reciente.

Pero la forma en que se presenta un artículo, lo que incluye las credenciales del autor y el estilo de redacción, no afecta a las opiniones de los lectores sobre su credibilidad.

Cuando Facebook y Twitter marcan a las publicaciones como 'no verificadas', los lectores escuchan

Los hallazgos muestran que las grandes compañías tecnológicas, como Facebook y Twitter, tienen una responsabilidad de combatir la propagación de información engañosa y peligrosa, según los investigadores, de la Universidad de Kansas.

"Siempre que vemos información marcada, de inmediato aumenta nuestro escepticismo, aunque no estemos de acuerdo. Las grandes compañías tecnológicas tienen un rol muy importante para garantizar un ambiente de información sano y limpio", aseguró el coautor del estudio, Hong Tien Vu, profesor asistente de periodismo y comunicaciones de masas.

Aunque el estudio se condujo antes de la aparición de la COVID-19, las conclusiones son particularmente relevantes hoy en día, dado el peligroso rol que las "noticias falsas" pueden tener en medio de la pandemia. Las preocupaciones de que la información fraudulenta o engañosa pudiera impedir los esfuerzos por frenar al virus llevaron a que Facebook, Twitter y YouTube se asociaran para combatir esas informaciones falsas.

En el estudio, los investigadores compartieron ocho versiones de un artículo falso con 750 participantes. El artículo afirmaba erróneamente que una falta de vitamina B17 podía ser una causa de cáncer.

Una versión incluía la firma de una médica y una breve descripción de sus credenciales. Otra versión describía a la autora como madre de dos hijos, con formación en escritura creativa, y otro guion afirmaba que era una bloguera sobre el estilo de vida.

Algunas versiones del artículo utilizaron un estilo periodístico, mientras que otras contenían un lenguaje más casual.

Las respuestas de los lectores variaron, señalaron los investigadores.

Los participantes con más conocimiento sobre los medios sociales evaluaron el artículo con más cuidado, y dijeron que era menos probable que lo compartieran.

Las personas que estaban interesadas o que buscaban información sobre la salud no pudieron determinar mejor la precisión del artículo, pero era más probable que lo compartieran, aunque no supieran si era cierto.

Las credenciales de la autora y la forma de redacción del artículo no afectaron de manera significativa cómo las personas juzgaban su veracidad o si seguirían sus recomendaciones o lo compartirían, apuntaron los autores del estudio.

Pero cualquier tipo de señalización que dijera que el artículo no contenía información verificada hizo que fuera mucho menos probable que las personas lo creyeran, siguieran sus recomendaciones o lo compartieran, encontraron los investigadores.

Los hallazgos se presentarán en la Conferencia virtual de la Asociación Internacional de Comunicación (Internacional Communication Association), del 27 al 31 de mayo.

"Los resultados sugieren que confiar en que los miembros de la audiencia hagan el trabajo de determinar cuáles noticias son falsas podría ser un camino muy largo. Cuando las personas tienen que evaluar la credibilidad de la información, requiere un trabajo mental. Al navegar en la red en general, confiamos en que las grandes compañías de tecnología verifiquen la información", comentó Vu en un comunicado de prensa de la universidad.

Los hallazgos muestran la necesidad de que las compañías de medios sociales verifiquen la información o señalicen el contenido con información falsa, no verificada o peligrosa, según los autores del estudio.

Los datos y conclusiones presentados en reuniones deben ser considerados preliminares hasta que se publiquen en una revista médica revisada por profesionales.

Más información

El Centro de Investigación Pew ofrece más información sobre los medios sociales.

Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

FUENTE: University of Kansas, news release, March 1, 2021

Comparte tu opinión