Cómo mantener la armonía familiar durante la pandemia

Cómo mantener la armonía familiar durante la pandemia
Vivir bajo el mismo techo las 24 horas del día puede suponer un estrés para las relaciones. | Foto: ISTOCK

La pandemia del coronavirus hace que las familias estén pasando bastante "tiempo de calidad" juntas, pero vivir bajo el mismo techo las 24 horas del día puede suponer un estrés para las relaciones, señaló Murray Krantz, experto en el desarrollo infantil.

Esta es "una situación del todo nueva y única", aseguró Krantz, profesor del Colegio de Ciencias Humanas de la Universidad Estatal de Florida, en Tallahassee. Por suerte, explicó que existen formas de reducir el riesgo de conflicto.

Primero, recomendó evaluar la resiliencia, que es "una fuerza sorprendente ante la adversidad", de los miembros de la familia. Por ejemplo, quizá una persona muestre liderazgo al encontrar formas de hacer que una receta común y corriente tenga un mejor sabor, lo que mejora el estado de ánimo de todos, o al gestionar sus emociones de una forma que sea un ejemplo para los demás, ejemplificó.

También es buena idea mantener un horario familiar para las actividades como dormir y comer. Puede haber problemas si algunas personas hacen ruido mientras otras intentan dormir.

"Creo que se debe esperar razonablemente que todos se levanten más o menos a la misma hora, con quizá media hora o una hora de diferencia, pero al menos que todos tengan el mismo ritmo circadiano", planteó Krantz.

Comer juntos al menos una vez al día también puede proveer predictibilidad y fiabilidad. "Si podemos sentarnos juntos a la mesa, encontraremos algo en común que probablemente sea saludable para todos", añadió.

Otra forma de aliviar parte del estrés es planificar cosas divertidas que incluyan a todos. "Quizá todos los días, o cada dos días, encuentres algo que sea razonablemente constructivo y divertido para al menos la mayoría de las personas que viven en la casa", sugirió Krantz.

Podría ser tan sencillo como ver juntos el mismo programa de televisión o montar un rompecabezas. "No debe ser una tarea del hogar", advirtió. "Que sea algo que sugiera cierta diversión, cierto logro, algo agradable. Creo que, si encuentras algo que a la mayoría de las personas de verdad les gusta hacer, es probable que sea magnético y que atraiga el interés de las demás personas".

Importancia de la rutina

Muchos investigadores en sintonía con lo expuesto por Krantz, señalan la importancia de cumplir una rutina para preservar la sanidad mental, que, por el aislamiento social, y los consecuentes episodios de ansiedad o miedo, puede verse afectada.

"Los humanos realmente anhelan la rutina. Nos hace la vida más fácil", dijo Rachel Noble, directora de Salud Mental de las Mujeres en el Sistema de Salud Inova, en Virginia en una entrevista a la radio local WTOP.

Las interrupciones de la vida diaria asociadas con los ajustes a causa de la enfermedad por coronavirus (COVID-19) obligaron a muchos a repensar todo en lugar de disfrutar de la facilidad mental de estar en "piloto automático" realizando rutinas diarias.

"Cuando entramos en el ritmo de la vida diaria, eso nos libera espacio mental para que podamos lidiar con preocupaciones más grandes. Preocupaciones como tratar con problemas de trabajo o emocionales", afirmó Noble.

La experta dice que es bueno tener una lista de actividades diarias para chequear cada día, con la idea de mantener la rutina tanto como sea posible. La lista incluye:

  • Despertarse a la misma hora todos los días.
  • Cepillarse los dientes por la mañana y por la tarde.
  • Lavarse la cara por la mañana y por la tarde.
  • Tomar tus medicamentos.
  • Bañarte a diario (este consejo que parece obvio, a veces no lo es para un adolescente que puede llegar a cuestionarte la necesidad de bañarse si no sale de casa).
  • Atender a tus seres queridos y mascotas.
  • Mover el cuerpo regularmente.
  • Tratar de comer frutas y vegetales todos los días.
  • Beber mucha agua.
  • Hablar con un amigo por teléfono (en este frenesí de estar conectado, no tienen que estar en Zoom todo el día o pegado al celular. Sin embargo, puedes elegir a un amigo con el que charlar, compartir ideas, etc.)
  • Decir en voz alta una cosa por la que estés agradecido.
  • Si estás trabajando de manera remota, recuerda que siempre necesitas un tiempo de ocio.
  • Organiza una fiesta con tu familia (los que están en la casa, por supuesto), para ver una película.

Todos estamos muy sensibles y las peleas o discusiones se magnifican cuando el espacio es cerrado. Por eso, a veces hay que respirar profundo y buscar la forma de conciliar.

Comparte tu opinión