¿Cómo afectan los defectos congénitos al riesgo de cáncer pediátrico?

¿Cómo afectan los defectos congénitos al riesgo de cáncer pediátrico?

JUEVES, 20 de junio de 2019 (HealthDay News) -- Los niños con defectos congénitos podrían tener un mayor riesgo de cáncer pediátrico, encuentra un estudio reciente.

Los investigadores analizaron datos de más de 10 millones de niños nacidos en Texas, Arkansas, Michigan y Carolina del Norte entre 1992 y 2013.

En comparación con los niños nacidos sin un defecto congénito, los que tenían defectos congénitos presentaban casi 12 veces más probabilidades de haber desarrollado un cáncer a los 18 años. Los que tenían un defecto congénito sin una causa genética conocida, también conocidos como defectos no cromosómicos, presentaban un riesgo 2.5 veces más alto.

Los tipos de cáncer que eran más frecuentes en los niños con defectos congénitos no cromosómicos incluían al hepatoblastoma, una forma de cáncer de hígado, y al neuroblastoma, que con frecuencia comienzan en las glándulas adrenales.

Los niños con más de un defecto no cromosómico tenían un riesgo más alto de cáncer que los que tenían un defecto de ese tipo, según el estudio.

Científicos del Colegio de Medicina Baylor, en Houston, dirigieron la investigación. Se describió como el estudio más grande hasta la fecha en evaluar el riesgo de cáncer en los niños con defectos congénitos.

"Aunque el riesgo de cáncer con ciertas anomalías cromosómicas como el síndrome de Down está bien establecido, se sabe mucho menos sobre los niños con defectos congénitos sin una causa genética conocida", comentó el investigador, Philip Lupo, profesor asociado de pediatría/hematología y oncología.

"Los defectos no cromosómicos, como grupo, afectan a más niños, pero una de las principales dificultades para comprender el riesgo en esos niños es que los tamaños limitados de las muestras hacen que estudiar los defectos específicos, como la espina bífida, resulte más difícil", señaló en un comunicado de prensa del colegio.

Jeremy Schraw, asociado postdoctoral, dijo que la investigación tenía dos objetivos.

"Nuestros dos objetivos clave en este estudio eran identificar a los niños que tienen un riesgo más elevado de cáncer, porque unos subgrupos de esos niños podrían algún día beneficiarse de las pruebas de detección y de una mejor gestión clínica, y descubrir pistas sobre por qué el cáncer ocurre con una mayor frecuencia en esta población", comentó Schraw.

"Estos hallazgos solidifican nuestra comprensión sobre el riesgo de cáncer en estos niños, y muestran que necesitamos investigación adicional en esta área", añadió.

Aunque el estudio encontró un fuerte vínculo entre los defectos congénitos y el riesgo de cáncer, Schraw dijo que es importante recordar que tanto los defectos congénitos como el cáncer son poco comunes.

Los investigadores dijeron que ya están enfocados en la próxima meta.

"En el futuro, esperamos identificar los genes específicos que subyacen a estas asociaciones, e investigar de forma sistemática lo que sucede desde el momento del nacimiento hasta el momento en que el cáncer aparece, para también comprender si los factores ambientales podrían estar contribuyendo al desarrollo del cáncer", planteó Lupo.

El estudio se publicó en una edición reciente de la revista JAMA Oncology.

Más información

La Sociedad Americana Contra El Cáncer (American Cancer Society) tiene más información sobre el cáncer en los niños.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2019, HealthDay

logo

Comparte tu opinión