SEAMOS AMIGOS

Editar mi perfil

Info

Holadoctor usa cookies para analizar el tráfico de este sitio. La información sobre el uso que le da a nuestro sitio es compartida con Holadoctor y algunos terceros para ese propósito. Al aceptar, está usted de acuerdo con nuestra política de cookies. Vea los detalles aquí.

ACEPTAR
Cerrar

¿Aumentar la edad para fumar a los 21 años? A la mayoría de jóvenes les parece bien

Un estudio encuentra que dos tercios de los adolescentes de EE. UU. respaldan que los estados tomen esa medida

Un estudio encuentra que dos tercios de los adolescentes de EE. UU. respaldan que los estados tomen esa medida

LUNES, 19 de junio de 2017 (HealthDay News) -- Casi dos tercios de los adolescentes de EE. UU. respaldan aumentar la edad mínima para comprar productos de tabaco a los 21 años, encuentra una nueva investigación.

En específico, se preguntó a jóvenes de 11 a 18 años si respaldaban la iniciativa Tabaco 21, un programa de la Preventing Tobacco Addiction Foundation que busca aumentar la edad mínima para las compras de tabaco.

"Los estudios actuales se han enfocado en las actitudes de los adultos, y se sabe poco sobre cómo los jóvenes del país perciben la iniciativa Tabaco 21, además de las correlaciones entre esas actitudes y las conductas de tabaquismo", señaló la autora del estudio, Hongying Dai, profesora asociada en el Departamento de Investigación sobre Servicios y Resultados de Salud en el Hospital Pediátrico Mercy en Kansas City, Misuri.

Los motivos para aumentar la edad a los 21 años son en gran medida científicos. Los jóvenes tienen el riesgo más alto de hacerse fumadores, y los fumadores casi siempre comienzan a experimentar con los cigarrillos y otros productos de tabaco antes de los 18 años, apuntaron los investigadores.

"El cerebro adolescente todavía se está desarrollando, y usar tabaco a esa edad en realidad puede cambiar y alterar el desarrollo cerebral", explicó Bill Blatt, director nacional de programas de tabaco de la Asociación Americana del Pulmón (American Lung Association).

"Uno acaba con más receptores cerebrales que buscan nicotina, y la estructura cerebral cambia. Por eso uno se hace adicto para toda la vida", dijo Blatt.

Aumentar la edad mínima para comprar tabaco a los 21 años probablemente tenga beneficios significativos para la salud pública. Habría 249,000 muertes prematuras menos y 45,000 muertes por cáncer de pulmón menos entre las personas nacidas entre 2010 y 2019, afirmaron los investigadores.

El estudio incluyó a más de 17,000 adolescentes y preadolescentes de 185 escuelas de EE. UU.

Los investigadores encontraron que los adolescentes más jóvenes eran más propensos a respaldar la iniciativa. Las chicas eran más propensas a respaldar el aumento en la edad mínima que los chicos.

Según Blatt, esto refleja la tendencia nacional: los adolescentes más jóvenes y las chicas son menos propensos a consumir tabaco.

No es sorprendente que los jóvenes que eran usuarios actuales de tabaco se mostraran menos entusiastas respecto a la iniciativa. Apenas un 17 por ciento de los adolescentes que fumaban en la actualidad respaldaban las iniciativas de Tabaco 21. Entre los usuarios actuales de cigarrillos electrónicos, la cifra fue del 31 por ciento.

Más o menos un 71 por ciento de los adolescentes que no fumaban cigarrillos ni cigarrillos electrónicos respaldaban aumentar la edad de compra.

Investigaciones anteriores han mostrado que hasta un 75 por ciento de los adultos favorecen una edad más tardía para la compra de productos de tabaco, según los autores del estudio.

En los últimos años, ha habido un declive continuo en el tabaquismo adolescente, pero los productos alternativos de tabaco, como los cigarrillos electrónicos, a veces han suplantado a los cigarrillos.

Dai dijo que un aumento rápido inicial en el uso de los cigarrillos electrónicos se debió a mucha publicidad y a unos sabores atractivos, por ejemplo a caramelo, a ositos de gominola y a chicle.

A lo largo de 2015, la popularidad de los cigarrillos electrónicos aumentó entre los adolescentes. Pero los estimados más recientes muestran un marcado declive en el uso, de 3 millones de estudiantes de escuela intermedia y secundaria en 2015 a 2.2 millones en 2016, según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de EE. UU.

En la mayoría de cigarrillos electrónicos, el líquido (con o sin sabores) contiene nicotina, y los usuarios se vuelven adictos, según Blatt.

También apuntó que con frecuencia el líquido contiene ingredientes desconocidos, e incluso respecto a los ingredientes conocidos, los investigadores aun desconocen los efectos de inhalarlos.

"Muchas personas perciben que los cigarrillos electrónicos son menos nocivos que los cigarrillos regulares, y algunas creen que no son para nada dañinos", señaló Blatt. "Pero no tenemos evidencias que respalden esa idea".

Tabaco 21 también aumentaría la edad de compra de los cigarrillos electrónicos.

Actualmente, hay al menos 215 ciudades en dos estados (California y Hawái) que han aumentado la edad mínima para fumar de 18 a 21, según el estudio.

"Es una buena evidencia para que los legisladores estatales comprendan que hay un respaldo amplio, incluso entre los adolescentes, para las políticas de Tabaco 21", dijo Blatt. "Es un poco difícil cuando se tienen políticas mixtas y se pueden comprar cigarrillos a los 19 en un estado pero no en el próximo. Es mucho mejor que sea necesario tener 21 años en todos los condados".

El estudio aparece en la edición en línea del 19 de junio de la revista Pediatrics.

Más información

Para más información sobre el tabaquismo adolescente, visite Tobacco-Free Kids.


Artículo por HealthDay, traducido por HolaDoctor.com

© Derechos de autor 2017, HealthDay

logo

 

INSCRÍBETE YA AL NEWSLETTER
Recibe alertas y noticias de Noticias a tu correo

Enviamos un correo de bienvenida a {{email}}, pero al parecer ese destinatario no existe.

¿Es correcto este email?

Publicidad